TRATAMIENTOS MEDICOS
 
Inicio Quienes Somos Nuestros Tratamientos Noticias Ayuda Contáctenos

 

Noticias de Salud.

En 10 meses, solo 35 muertes por la COVID-19 en Vietnam

2020-11-27 4:06 AM

Cumplidos 10 meses desde la entrada de la COVID-19, Vietnam solo reporta 35 decesos por esa causa y el último ocurrió hace 82 días, informó la comisión encargada de contener la pandemia.

coronavirus prevención1Todos los fallecidos eran personas de la tercera edad y desde antes estaban aquejadas de graves enfermedades que impidieron su salvación.

De los mil 316 enfermos detectados desde entonces, mil 153 están restablecidos y entre los aún hospitalizados ninguno corre peligro de muerte. Por el contrario, 30 dieron negativo por lo menos a una prueba de detección del coronavirus SARS-CoV-2.

Otra prueba de la eficiencia con que el gobierno y las autoridades sanitarias enfrentan la pandemia es la evitación de contagios comunitarios durante 82 días consecutivos. Todos los casos detectados desde el 2 de septiembre son repatriados o expertos extranjeros regresados para cumplir contratos.

Hasta el 25 de julio, la COVID-19 no causó víctimas mortales en el país, pero en esa fecha se produjo en la central ciudad de Da Nang un brote del mal que alcanzó a otros territorios y disparó las cifras hasta las actuales.

Dos meses después la situación epidemiológica estaba bajo control y el país inició una fase de “nueva normalidad” que le permite concentrarse en la reanimación de la economía y de la vida social en general.

noviembre 26/2020 (Prensa Latina) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

La grasa corporal sería la fuente de los factores inflamatorios que inciden en la gravedad de la COVID-19

2020-11-27 4:05 AM

La grasa corporal sería la fuente de los factores inflamatorios que inciden en la gravedad de la COVID-19
Análisis preliminares en tejidos adiposos de pacientes revelan que el virus infecta a los adipocitos y altera la cantidad de moléculas de señalización que esas células liberan en la circulación.

coronavirusSurgen cada vez más evidencias de que el tejido adiposo cumple un rol clave en el agravamiento de la COVID-19. Una de las teorías en estudio indica que los adipocitos hacen las veces de reservorio del SARS-CoV-2, con lo cual contribuyen al aumento de la carga viral de las personas obesas o con sobrepeso que lo contraen. Asimismo, los científicos sospechan que, durante la infección, las células de grasa liberan en el torrente sanguíneo sustancias que amplifican la reacción inflamatoria que el virus desencadena en el organismo.

Científicos de la Facultad de Medicina de la Universidad de São Paulo (FM-USP), en Brasil, bajo la coordinación de la profesora del Departamento de Cirugía Marilia Cerqueira Leite Seelaender, están investigando estas hipótesis. Este proyecto cuenta con la colaboración de Peter Ratcliffe, docente de la Universidad de Oxford, en el Reino Unido, y uno de los galardonados con el premio Nobel de Medicina en 2019.

Ya se ha demostrado que en el organismo de pacientes con la COVID-19 se produce una tormenta de citoquinas que resulta en una inflamación sistémica similar a la sepsis. Creemos que estos factores inflamatorios provienen del tejido adiposo. También ha quedado demostrado que los adipocitos, cuando se expanden demasiado, se vuelven capaces de generar inflamación en todo el cuerpo, incluso en el cerebro”, afirma Cerqueira Leite Seelaender en declaraciones concedidas.

El grupo de la FM-USP ha venido analizando muestras de tejido adiposo de personas que murieron como consecuencia de la COVID-19, obtenidas durante autopsias, y también de pacientes infectados con el SARS-CoV-2 que debieron someterse a cirugías de emergencia (sin relación con la infección, como en los casos de apendicitis, por ejemplo) en el Hospital Universitario de la USP.

Los resultados preliminares confirman que el nuevo coronavirus puede estar presente en el interior de las células de grasa, cuyas membranas externas son ricas en ACE2 (la enzima convertidora de angiotensina 2). Esta proteína es la principal “puerta” que el SARS-CoV-2 utiliza para invadir las células humanas. Lo que aún resta confirmarse es si además de entrar en los adipocitos, el nuevo coronavirus logra permanecer y replicarse dentro de ellos.

“Una cosa que resulta interesante subrayar es que los adipocitos viscerales [que componen la grasa que se acumula entre los órganos] poseen mucha más ACE2 que los del tejido adiposo subcutáneo. Asimismo, son mucho más inflamatorios. Por ende, la obesidad visceral tiende a ser más prejudicial cuando se trata de la COVID-19”, explica la investigadora.

Los primeros hallazgos de este trabajo revelan también que en el tejido adiposo de las personas infectadas se produce una alteración en el patrón de secreción de exosomas, pequeñas vesículas que liberan las células en la circulación y que pueden contener moléculas de señalización de diversos tipos. Es uno de los mecanismos que hacen posible el intercambio de información entre diferentes tejidos con miras a adaptar el cuerpo a eventuales cambios en el ambiente.

Uno de los objetivos de la investigación que se lleva a cabo en la FM-USP consiste en confirmar si la infección provocada por el SARS-CoV-2 hace que los adipocitos liberen más exosomas con factores inflamatorios. Los análisis ya realizados revelaron que existe un aumento de la cantidad de vesículas liberadas en la circulación sanguínea. Y ahora los investigadores pretenden efectuar la caracterización del contenido de esas vesículas, tanto de las circulantes como de las halladas dentro de las células. Asimismo, pretenden investigar las vías de inflamación que esas moléculas presuntamente activan.

“Partimos del supuesto de que, a medida que la persona va engordando, el tejido adiposo se vuelve hipóxico, es decir, queda con menos oxígeno disponible. La hipoxia en sí misma es la causa de la inflamación. Por ende, una de las cosas que pretendemos investigar es si el COVID-19 provoca hipoxia en los adipocitos”, comenta Cerqueira Leite Seelaender.

Las estrategias de adaptación de las células humanas a situaciones de hipoxia constituyeron el tema de la investigación que les redituó el premio Nobel a Ratcliffe y también a William G. Kaelin (Universidad Harvard) y Gregg Semenza (Johns Hopkins School of Medicine).

En tanto, el grupo de la FM-USP se ha venido abocando a entender el efecto de la infección en el tejido adiposo. “Estamos analizando todo lo que están secretando las células de grasa: proteínas, ácidos grasos saturados, prostaglandinas [lípidos con acción similar a la de las hormonas], micro-ARN [pequeñas moléculas que no codifican proteínas, pero que poseen acción reguladora sobre la expresión de genes] y exosomas”, dice la investigadora.

A juicio de Cerqueira Leite Seelaender, es posible que los factores inflamatorios que libera el tejido adiposo de los pacientes con la COVID-19 sean los causantes de los daños ya descritos en el corazón, los pulmones y el sistema nervioso de los pacientes.

“Planteamos que en los obesos con la COVID-19 se produce un proceso similar al que ya hemos observado en el tejido adiposo de pacientes con caquexia [la pérdida severa y rápida de peso y de masa muscular asociada a enfermedades tales como el sida, la insuficiencia cardíaca y el cáncer]. Los adipocitos de la persona caquéxica liberan más exosomas y el contenido de esas vesículas se encuentra alterado, con un perfil proinflamatorio. Sabemos que tanto en la caquexia como en la obesidad ocurre una inflamación. Lo que cambia son el tipo de mediador inflamatorio liberado y las vías de señalización activadas”, explica. La investigación sobre la relación entre la caquexia y la inflamación se lleva adelante desde el año 2013, con el apoyo de la FAPESP – Fundación de Apoyo a la Investigación Científica del Estado de São Paulo.

Opuestos, pero parecidos

En un artículo publicado en la revista Advances in Nutrition, el grupo de Cerqueira Leite Seelaender debate de qué manera el estado nutricional de los pacientes puede influir sobre la respuesta a la COVID-19. Según los autores, tanto la obesidad como la desnutrición –y en esta última condición se insertan la caquexia y la sarcopenia (que es la pérdida de masa magra asociada al proceso de envejecimiento)– pueden comprometer la respuesta inmunológica y dificultar el combate contra las infecciones virales.

“Las células inmunológicas generan una demanda de energía que se incrementa durante los procesos infecciosos, fundamentalmente cuando se tarda para controlárselos. Ocurre una alteración en el metabolismo de esas células con el objetivo de que logren multiplicarse rápidamente, pero en los organismos desnutridos esto no es posible. Durante una infección, la cantidad de linfocitos T de una persona desnutrida es mucho menor que la de una persona eutrófica [adecuadamente nutrida]”, comenta.

También de acuerdo con Cerqueira Leite Seelaender, en el organismo desnutrido se produce una atrofia de los órganos linfoides, encargados de la producción y la maduración de los linfocitos. Por consiguiente, hay una merma de la cantidad de células de defensa circulantes. Experimentos con animales también han demostrado que el organismo desnutrido tarda más tiempo para eliminar a los virus, sean cuales sean.

“La tasa de grasa puede erigirse como un problema cuando es excesiva o insuficiente. Aunque parezca paradójico, los dos extremos son perjudiciales. Sucede que el tejido adiposo secreta una hormona llamada leptina, que regula el metabolismo de los linfocitos T. Cuando hay poca grasa, hay una baja señalización de leptina. Cuando hay grasa en exceso, las células se vuelven menos sensibles a la leptina, que empieza a liberarse en grandes cantidades”, dice la investigadora.

A su vez, el envejecimiento afecta a varios de los factores que Cerqueira Leite Seelaender menciona. El sistema inmunológico se vuelve menos responsivo. Se produce una disminución de la masa magra y un aumento de la adiposidad visceral, y desmejora la proporción entre masa magra y masa gorda.

“La pérdida de masa magra puede empeorar el desenlace de enfermedades crónicas y agudas en ancianos. El tejido muscular constituye un reservorio de sustrato energético [aminoácidos] que puede accionarse en momentos de necesidad, como durante una infección”, dice. “Por eso es importante remarcar que, en el COVID-19, no solamente la adiposidad constituye un factor problemático, sino que también lo es la relación entre la masa magra y la masa gorda. Si la persona tiene mucha grasa y pocos músculos, eso es peor que si tuviera mucha grasa con una buena complexión muscular.”

 noviembre 26/2020 (Dicyt)

Las mujeres maltratadas sufren secuelas cerebrales

2020-11-27 4:04 AM

El equipo de investigación del proyecto BELIEVE (Proyecto Viviré) de la Universidad de Granada (UGR), ha determinado las numerosas alteraciones cerebrales que provoca la violencia de género en las mujeres maltratadas, en el que supone el primer estudio de este tipo que se realiza a nivel mundial utilizando técnicas de Resonancia Magnética Estructural con una metodología de ‘cerebro completo’.

violencia mujerLos resultados de esta investigación se han publicado en la revista Journal of Interpersonal Violence.

Dicho estudio, realizado en el Centro de Investigación Mente, Cerebro y Comportamiento (CIMCYC), supone la primera investigación sobre las diferencias estructurales entre mujeres supervivientes y no-víctimas utilizando esta metodología. La mayoría de los estudios de neuroimagen previamente realizados con mujeres supervivientes se habían centrado en el estudio de una zona concreta del cerebro vinculada con el estrés postraumático. La presente investigación amplía el objetivo de estudio, analizando el cerebro en su totalidad.

Como explican Miguel Pérez y Natalia Hidalgo, investigadores de la UGR, “se conoce ampliamente que la violencia de género provoca multitud de secuelas en las mujeres que la sufren, pero, sin embargo, han sido poco estudiadas las alteraciones cerebrales consecuentes a sufrir esta violencia”.

En esta investigación participaron 60 mujeres de entre 18 y 62 años, a quienes se realizó una Resonancia Magnética Estructural en el CIMCYC de la UGR para analizar su cerebro completo, esto es, las 160 áreas que lo componen. De ellas, 28 eran supervivientes de violencia de género.

Menos volumen y superficie cerebral

Los resultados de este estudio mostraron diferencias cerebrales estructurales entre las mujeres que no habían sufrido violencia de género y las víctimas en términos de área, volumen y grosor en el surco lateral y las áreas temporales, frontales, occipitales, parietales y límbicas.

Las mujeres víctimas de malos tratos mostraban menos volumen y superficie cerebral en surco temporal derecho e izquierdo, el giro inferior frontal, el córtex cingulado anterior izquierdo y el precúneus y occipital derechos, principalmente.

Además, el análisis morfológico mostró una relación entre las alteraciones en estas regiones y diferentes mecanismos causales potenciales, como las experiencias adversas sufridas durante la infancia, el estrés postraumático consecuente a la violencia, y diversas situaciones traumáticas sufridas durante las relaciones violentas, como son los intentos de estrangulamiento, los traumatismos cerebrales y la misma gravedad de la violencia.

“En nuestro estudio encontramos que un número importante de mujeres supervivientes de violencia de género muestran secuelas cerebrales tras la violencia. En estas mujeres, encontramos además una asociación de dichas alteraciones con determinadas experiencias adversas sufridas, como son el estrés postraumático, los intentos de estrangulamiento, traumatismos cerebrales provocados por su pareja y eventos traumáticos durante la infancia. Las alteraciones encontradas podrían así ser explicadas por estos posibles mecanismos causales”, señala Hidalgo.

Una de las contribuciones de estos resultados es, precisamente, el descubrimiento de esta compleja interrelación entre diferentes variables relacionadas con la violencia de género que están provocando una serie de alteraciones cerebrales, no estudiadas ni evaluadas normalmente, pero que puede ocasionar consecuencias en la vida cotidiana de las mujeres supervivientes.

noviembre 26/2020 (Dicyt)

¿Qué determina la cantidad de músculo que podemos desarrollar?

2020-11-27 4:03 AM

Investigadores españoles han descubierto en ratones una nueva ruta de señalización regulada por la molécula VAV2, con un papel crítico en la regulación de la masa muscular. Cuando está muy activada contribuye a desarrollar mucho músculo, mientras que si está poco activa hace que disminuya este proceso.

musculo que podemos desarrollarUn reciente estudio, publicado en Nature Communications, identifica una nueva ruta biológica, regulada por la molécula VAV2, que determina la cantidad de músculo que podemos desarrollar. El trabajo ha sido coordinado por Xosé Bustelo, del Centro de Investigación del Cáncer (CIC) y jefe de grupo del Centro de Investigación Biomédica en Red de Cáncer (CIBERONC).

Además de sus funciones asociadas a ejecutar los movimientos de nuestro cuerpo y la realización de acciones de fuerza, nuestros músculos desempeñan un papel fundamental en el equilibrio metabólico de nuestro cuerpo.

El desarrollo de la cantidad adecuada de músculo viene determinado por las hormonas, que dan órdenes para que se favorezca tanto su formación como el aumento de la masa muscular a lo largo del tiempo.

El desarrollo de la cantidad adecuada de músculo viene determinado por las hormonas, que dan órdenes para que se favorezca tanto su formación como el aumento de la masa muscular en el tiempo

Por ello, cambios en estas sustancias o sus vías de señalización pueden determinar el crecimiento anormal del músculo, su reducción o atrofia. Sin embargo, todavía desconocemos mucho sobre estos procesos biológicos.

Para lograr este hallazgo, el grupo de investigación generó dos tipos de ratones modificados genéticamente que alteraban la actividad biológica de VAV2. “Con el primer modelo experimental, que expresaba una forma activada de dicha molécula, vimos que el ratón desarrollaba una gran cantidad de masa muscular”, explica Bustelo.

“En cambio, el segundo tipo de ratón, que expresaba una forma poco activa de VAV2, presentaba una masa muscular muy reducida. Así, esta molécula tenía que ejercer un papel crucial en la determinación de la masa molecular de nuestro organismo”, añade.

“Los estudios posteriores revelaron que la función de VAV2 era la de favorecer la acción de la insulina y hormonas relacionadas en el interior de las células del músculo. Esto, a su vez, nos llevó a descubrir el mecanismo específico por el cual ejercía dicha función”, añade Sonia Rodríguez Fernández, primera autora de este trabajo.

“VAV2 parece funcionar, por tanto, como las espinacas de Popeye: cuando está muy activado contribuye a desarrollar mucho músculo y, cuando está poco activo, hace que disminuya la masa muscular”, continúa la investigadora.

Más músculo, menos obesidad

Los autores también pudieron ver que los ratones que poseían mayor masa muscular mostraban unas características más sanas y, cuando se les añadía una dieta rica en grasa, no desarrollaban obesidad. Por el contrario, los ratones que poseían menos músculo debido a una baja actividad de VAV2 se convertían en obesos de forma espontánea y, cuando se les añadía una dieta rica en grasa, engordaban mucho más que los animales control.

Los ratones con mayor masa muscular mostraban características más sanas y, cuando se les añadía una dieta rica en grasa, no desarrollaban obesidad. No ocurría lo mismo en los ratones con menos músculo

Además, los roedores desarrollaban problemas típicamente vinculados con la obesidad, como diabetes y síndrome metabólico. “Estos datos nos recuerdan el papel fundamental que tiene el músculo para mantener un equilibrio metabólico adecuado a largo plazo en nuestro organismo”, revela Bustelo.

“También indican que estar delgado es obviamente beneficioso para mantener nuestra salud, pero eso no es así si la pérdida de peso se hace a expensas de perder masa muscular”, concluye Rodríguez Fernández.

noviembre 26/2020 (SINC)

Referencia:

Rodríguez-Fdez S., Bustelo X.R. et al.: Vav2 catalysis-dependent pathways contribute to skeletal muscle growth and metabolic homeostasis. Nature Communications, 2020. doi 10.1038/s41467-020-19489-z

La financiación de este trabajo ha sido posible gracias a proyectos concedidos por el Ministerio de Ciencia e Innovación, el Ministerio de Universidades, el Instituto de Salud Carlos III, la Asociación Española contra el Cáncer (AECC) y la Junta de Castilla-León.

Explican un mecanismo que forma trombos en la COVID-19

2020-11-27 4:02 AM

Casi la mitad de los pacientes hospitalizados por la COVID-19 podrían desarrollar autoanticuerpos protrombóticos, sugiere un reciente estudio.

protrombóticoUna de las múltiples incógnitas sobre la COVID es por qué tiene un efecto trombótico en algunos pacientes. El análisis de muestras séricas aisladas de 172 pacientes hospitalizados por la enfermedad causada por el SARS-CoV-2 apunta una explicación: los anticuerpos antifosfolipídicos, anticuerpos que actúan frente a las partes fosfolipídicas de las membranas celulares y de los factores de coagulación, y que están detrás del síndrome antifosfolipídico.

La presencia de los autoanticuerpos protrombóticos podría ser, según concluye un estudio en Science Translational Medicine, la causa de que la COVID genere en algunos pacientes trombos tanto en arterias y venas, como en capilares. Además, constituyen una potencial diana para prevenir la trombosis en estos enfermos.

En estudios previos, con participación de centros españoles, ya se había expuesto que la presencia de anticuerpos autoinmunes (autoanticuerpos) frente al interferón tipo I puede condicionar la respuesta inmune al virus, explicando la gravedad de la enfermedad en determinados pacientes.

Ahora, en este nuevo trabajo, han encontrado la presencia de anticuerpos antifosfolipídicos en casi la mitad de los pacientes con la COVID que estudiaron, de forma inesperada. En palabras de uno de los autores, Jason Knight, reumatólogo de Michigan Medicine (Universidad de Michigan), “la mitad de los pacientes hospitalizados con la COVID-19 dieron positivo para al menos uno de los autoanticuerpos, lo que fue una gran sorpresa”. Knight ha estudiado los anticuerpos responsables del síndrome antifosfolípido (anticuerpo anticardiolipínico y anticoagulante lúpico, son los principales) en la población general durante años.

Tras medir ocho tipos de anticuerpos antifosfolipídicos en las muestras de pacientes, constataron que en casi la mitad de los enfermos, al menos había un autoanticuerpo, combinado con neutrófilos exacerbados. En abril, este grupo de científicos fue el primero en desvelar que los pacientes hospitalizados por la COVID-19 grave tenían niveles más altos de trampas extracelulares de neutrófilos en la sangre, los llamados NET (neutrophil extracellular traps). Los NET son ADN extruido por los neutrófilos, una especie de membrana viscosa, para eliminar a los patógenos. En la COVID, se piensa que parte de la patogenia en el pulmón se debe a esa expulsión de NET por parte de los neutrófilos, y se ha correlacionado una presencia elevada con la gravedad de la enfermedad.

También se observó en estos pacientes un aumento en la cantidad de plaquetas, así como formas más graves de la enfermedad respiratoria y menor tasa de filtración renal.

Para obtener más información, los científicos midieron el efecto de los neutrófilos y los autoanticuerpos combinados en modelos de ratón. “Los anticuerpos de pacientes con infección activa por la COVID-19 generaron una cantidad sorprendente de coagulación en los animales, una de las peores coagulaciones que hemos visto”, afirmó otro de los investigadores, cardiólogo en la Universidad de Michigan, Yogen Kanthi. “Hemos descubierto un nuevo mecanismo por el cual los pacientes con la COVID-19 pueden desarrollar coágulos sanguíneos”.

El trabajo sugiere que casi a mitad de los enfermos hospitalizados por la COVID pueden desarrollar anticuerpos antifosfolipídicos, y que estos influyen en la enfermedad. Las muestras del estudio no se recogieron en un momento definido durante la hospitalización, por lo que los investigadores sugieren realizar nuevos estudios para rastrear sistemáticamente esos anticuerpos a través del curso de la enfermedad, incluidos a los pacientes dados de alta.

Plasmaféresis y anticoagulación

La identificación de estos autoanticuerpos sugiere una nueva diana terapéutica, pues da pie a indagar si en los pacientes graves con niveles altos de estos anticuerpos se obtendría un mejor resultado con su eliminación o bloqueo.

Entre los potenciales tratamientos aplicables se encuentra la plasmaféresis, empleada comúnmente en enfermedades autoinmunes graves. “Al igual que la  anti coagulación y los corticosteroides se han mostrado prometedores hasta la fecha en el tratamiento de la COVID-19” escriben en este estudio, “la plasmaféresis no se ha explorado sistemáticamente. Uno se pregunta si esto podría proporcionar beneficios en el subgrupo de pacientes con la COVID-19 con títulos altos de anticuerpos antifosfolipídicos (aPL)”.

Los autores están estudiando el anticoagulante dipiridamol en un ensayo clínico aleatorizado en pacientes con la COVID-19 para determinar su eficacia en la reducción de los coágulos sanguíneos.

“El dipiridamol es un fármaco antiguo que es seguro, económico y escalable”, dice Kanthi. “La FDA lo aprobó hace 20 años para prevenir la coagulación, pero solo recientemente descubrimos su potencial para bloquear este tipo específico de inflamación que ocurre en la COVID”.

En España, otro estudio explora el potencial del fármaco anticoagulante defibrotide. José María Moraleda, director del Grupo de Trasplante Hematopoyético y Terapia Celular del Instituto Murciano de Investigación Biosanitaria (IMIB), es el coordinador de esta investigación sobre el efecto del fármaco en la reducción de la mortalidad por la COVID-19.

El antitrombótico defibrotide está indicado en el tratamiento de la enfermedad veno-oclusiva hepática; protege al endotelio “como un bálsamo” que impide la rotura de barrera endotelial, pero además estimula la fibrinolisis, la eliminación de coágulos.

Respuestas que generan nuevas preguntas

El estudio que acaba de publicarse en Science Translational Medicine aporta algunas respuestas, pero a la vez plantea nuevas preguntas, como cuáles son las causas detrás de la aparición de estos anticuerpos y durante cuánto tiempo permanecen en circulación una vez que el paciente se ha recuperado del coronavirus.  Esto también apunta ciertas cautelas en torno al uso de plasma de convaleciente para la COVID, pues los pacientes que se han recuperado pueden tener junto a las altas cantidades de anticuerpos que reconocen al SARS-CoV-2, otros anticuerpos autoinmunes que favorezcan la aparición de trombos o incluso que agraven la enfermedad

 noviembre 26/2020 (Diario Médico)

 

Los investigadores se acercan a un nuevo tratamiento que ralentiza la progresión de la aterosclerosis

2020-11-27 4:01 AM

Un nuevo tratamiento para la aterosclerosis puede estar más cerca, según un estudio publicado en la revista STEM CELLS Translational Medicine (SCTM), que ha demostrado en ratones que una la inyección de con células de crecimiento temprano (CCT), después de tratar primero las células con sustancias químicas para activar un tipo de proteína llamada receptor x del hígado (LXR), ralentiza el desarrollo de esta enfermedad.

placas ateroscleróticas en el corazónLa aterosclerosis es una de las principales causas de ataque cardíaco, accidente cerebrovascular y otros trastornos cardio pulmonares. Se produce cuando la acumulación de placa en las arterias hace que se estrechen y bloquean el flujo sanguíneo. Muchos investigadores creen que esta placa comienza cuando se daña el revestimiento interno de una arteria, llamado endotelio.

Dado que las CCT son un tipo de célula progenitora endotelial que contribuye a la reparación vascular, esto los convierte en un candidato prometedor para tratar la aterosclerosis y otras enfermedades cardiovasculares también.

Este estudio se realizó como seguimiento de una investigación anterior en la que estos investigadores mostraron cómo los LXR, que se sabe que regulan la inflamación y el colesterol en el cuerpo, juegan un papel crucial en la prevención de defectos inducidos por el colesterol en las CCT.

“Esta vez, queríamos ver si la activación de LXR en las CCT podría ser beneficiosa en el tratamiento de la aterosclerosis”, explica la autora correspondiente Carolyn Cummins, miembro de la Facultad de Farmacia Leslie Dan de la Universidad de Toronto, en Canadá.

“Otros estudios en animales ya habían demostrado que la administración de CCT promueve la estabilización de la placa y disminuye su formación, en parte a través del injerto endotelial, agrega. Sin embargo, todos esos estudios se realizaron cuando los animales se encontraban en las últimas etapas de la aterosclerosis. Creemos que nuestro estudio actual es el primero en explorar la intervención de CCT en las primeras etapas de la aterosclerosis”.

Los investigadores comenzaron diferenciando las CCT de la médula ósea de ratones de tipo salvaje (normal) y exponiendo las CCT a una sustancia química llamada clorhidrato de GW3965, que es un potente activador de LXR, o un vehículo de control (etanol) durante un período de siete días. Luego inyectaron a cada ratón con las CCT tratados con GW3965, el medio acondicionado (CM) en el que se habían cultivado los CCT o el vehículo de control. Las inyecciones se administraron dos veces por semana, durante un período de ocho semanas.

Al final de los tratamientos, los resultados mostraron que la activación de LXR condujo a la secreción de factores que redujeron la unión de las células inflamatorias a las células endoteliales, lo que a su vez ralentizó el desarrollo de la aterosclerosis, en comparación con el grupo que recibió solo el vehículo de control.

Esta secreción mejorada ocurrió tanto en los animales inyectados con CCT como con CM, lo que indica que los componentes secretados solos eran suficientes para el beneficio terapéutico de los CCT. “La identificación de los componentes del secretoma que median estos efectos positivos de los CCT es un área de enfoque actual y potencialmente conducirá a nuevas vías para tratar la aterosclerosis”, comentó la doctora Cummins.

Este equipo multiinstitucional dirigido por la doctora Cummins, con colegas clínicos del Instituto del Corazón de la Universidad de Ottawa, también confirmó que, al igual que con las CCT derivados del ratón, los CCT derivados de la sangre de pacientes con enfermedad de las arterias coronarias humanas y pretratados con el agonista LXR de hidrocloruro GW3965 produjo resultados similares en cultivo celular.

“Si bien la activación de LXR en pacientes puede causar efectos secundarios no deseados, este tipo de terapia de tratar las propias células en cultivo con este fármaco es una forma de eludir estos problemas”, añade el primer autor Adil Rasheed.

“Se necesitan más experimentos para examinar la eficacia a largo plazo y cualquier posible toxicidad antes de los estudios en humanos; sin embargo, nuestros hallazgos sugieren que el tratamiento de las CCT derivados del paciente con agonistas LXR antes de administrarlos al paciente podría representar una nueva terapia para disminuir los efectos de la aterosclerosis y reducir la acumulación de placa”, concluye la doctora Cummins.

“Estos primeros resultados pre clínicos son ciertamente alentadores y demuestran la necesidad de continuar con esta terapia que podría conducir a un tratamiento potencial para enfermedades vasculares, resalta Anthony Atala, editor en Jefe de STEM CELLS Translational Medicine y director del Instituto Wake Forest de Medicina Regenerativa. Esperamos que este trabajo continúe”.

noviembre 26/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Resistencia antimicrobiana es un desafío para la salud, alerta Organización Mundial de la Salud

2020-11-26 4:06 AM

La resistencia a los antibióticos y a otros antimicrobianos constituye hoy un desafío para la salud global, pues según expertos provoca que muchas infecciones sean cada vez más difíciles de tratar.

OMS-antibioticos-resistencia“Ahora es el momento de forjar nuevas alianzas intersectoriales que protejan los medicamentos que tenemos y reactiven la producción de otros nuevos”, expresó Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Concluye la semana de concienciación sobre el uso de los antimicrobianos, que comenzó el día 18 con el objetivo de aumentar la divulgación de este tema e impulsar prácticas óptimas para prevenir la aparición y propagación de resistencias.

De acuerdo con la OMS, el problema se produce cuando las bacterias, virus, hongos o parásitos cambian con el tiempo y dejan de responder a los medicamentos.

Esta situación provoca que las infecciones comunes sean más difíciles de tratar y aumenta el riesgo de propagación de enfermedades, la gravedad en los padecimientos e incluso de muerte.

Entre los factores que han acelerado esta amenaza a los antimicrobianos a nivel global, expertos señalan el uso excesivo e indebido de medicamentos por el hombre, en la ganadería y la agricultura, así como el acceso deficiente a agua potable, saneamiento e higiene.

Puntualizan, por ejemplo, prácticas erróneas como la prescripción médica deficiente y el incumplimiento del tratamiento por parte de los pacientes.

Este año la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) y la OMS, ampliaron el alcance de la campaña frente a la farmacorresistencia, pues inicialmente (en 2015) se refería solo a los antibióticos y ahora incluye a los antimicrobianos en general.

El tema de este año específicamente es “Unidos para preservar los antimicrobianos”, una forma de darle respuesta a este problema desde un ámbito inclusivo y multisectorial.

noviembre 25/2020 (Prensa Latina) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

La carrera por la vacuna preocupa a la ciencia

2020-11-26 4:05 AM

Resultados difíciles de evaluar a largo plazo, así como la duración de la protección son solo dos de las tantas preocupaciones que se generan en el mundo científico frente a una carrera jamás vista en el campo de la investigación como el de la vacuna anti-COVID-19.

vacunas anti COVID-19En pocos meses fueron identificadas al menos 212 vacunas candidatas, según la lista emanada de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y de estas 48 se están experimentando en el ser humano, 11 de las cuales llegaron a la tercera y última fase de experimentación.

Y está claro desde el comienzo de la pandemia que muchos de los procedimientos tradicionales fueron saltados, así como siempre estuve fuera de discusión la garantía de la seguridad de los resultados.

La carrera final es ahora el proceso de Aprobación para el uso en emergencia (Estados Unidos) que el ente estadounidense para el control de los fármacos (la Administración de Alimentos y Drogas, FDA) se prepara a examinar el próximo 10 de diciembre y que puede comprometer los resultados de los estudios clínicos en curso.

En aquella fecha, escribió la revista Nature en su sitio web, la FDA prevé examinar el pedido presentado el 20 de noviembre para la vacuna anti-COVID de Pfizer y BioNTech, mientras Moderna podría presentar su petición en los próximos días. La autorización en emergencia se pide cuando la mitad de los participantes en la experimentación fueron seguidos por espacio de dos meses luego de haber recibido la última dosis de la vacuna.

“La Agencia Europea de Medicamentos (EMA) está sorda a los anuncios de prensa, observa los datos. El hecho de que existan tres vacunas que presentan los datos no significa necesariamente que una sea autorizada. Deseamos que las casas farmacéuticas estén muy cerca de la verdad en lo relativo a reportar los datos y esperamos algo bueno o suficiente y diferente a la palabrería en estos días”, dijo Guido Rasi, ex director general de la EMA.

Por su parte el presidente de la Fundación Gimbe, Nino Cartabellota, expresó su preocupación vista que “sabemos muy muy poco de estas vacunas que están por llegar, respecto a aquellas que son las franjas” de población que “realmente pueden estar protegidas en relación con la documentación” que fue puesta a examinación de los entes reguladores.

Habla de un “festival de comunicados de prensa” sobre las vacunas el director científico del Instituto Lazzaro Spallanzani, Giuseppe Ippolito, para quien “más allá del énfasis y de las evidentes estrategias de marketing de los productores”, la investigación “dio grandes pasos hacia adelante, consiguiendo llegar en menos de un año a resultados impensables, sin derogar los principios de seguridad y sin saltar alguna fase entre las previstas por los productores internacionales”.

Gran parte de la comunidad científica teme, sin embargo, que la Aprobación para su uso en emergencia de las vacunas anti-COVID pueda repercutir negativamente en la calidad de los datos.

La preocupación deriva del hecho de que, una vez obtenida la aprobación de una vacuna, las empresas productoras sean llamadas a vacunar a todos los participantes que les fueron suministrados el placebo.

En consecuencia, si las personas vacunadas se vuelven demasiado numerosas, las empresas podrían no tener datos suficientes para establecer los resultados a largo plazo, como el de la seguridad, duración de la protección, ni para verificar si la vacuna previene la infección o solo el surgir de la enfermedad.

noviembre 25/2020 (ANSA) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

 

Un algoritmo supera a los radiólogos en detectar la COVID-19 en radiografías de tórax, en precisión y velocidad

2020-11-26 4:04 AM

Los investigadores de la Northwestern University, en Estados Unidos, han desarrollado una nueva plataforma de inteligencia artificial (IA) que detecta la COVID-19 mediante el análisis de imágenes de rayos X de los pulmones con una precisión y velocidad que superan a los radiólogos torácicos con las técnicas convencionales.

neumonía por coronavirusLlamado DeepCOVID-XR, el algoritmo de aprendizaje automático superó a un equipo de radiólogos torácicos especializados detectando la COVID-19 por rayos X aproximadamente 10 veces más rápido y entre un 1 % y un 6 % con mayor precisión, según avanzan los investigadores en la revista Radiology.

Los investigadores creen que los médicos podrían usar el sistema de inteligencia artificial para evaluar rápidamente a los pacientes que ingresan en los hospitales por razones distintas  a la COVID-19. La detección más rápida y temprana del virus altamente contagioso podría proteger a los trabajadores de la salud y a otros pacientes al hacer que el paciente positivo se aísle antes.

Los autores del estudio también creen que el algoritmo podría potencialmente marcar a los pacientes para el aislamiento y la prueba que de otra manera no estarían bajo investigación para la COVID-19.

“No pretendemos reemplazar las pruebas reales, puntualiza Aggelos Katsaggelos, profesor de Ingeniería Eléctrica e Informática en la Escuela de Ingeniería McCormick de Northwestern, experto en inteligencia artificial y autor principal del estudio. Los rayos X son rutinarios, seguros y económicos. Nuestro sistema tardaría unos segundos en examinar a un paciente y determinar si ese paciente necesita ser aislado”.

“Podría llevar horas o días recibir los resultados de una prueba de la COVID-19, explica el doctor Ramsey Wehbe, cardiólogo y becario postdoctoral en IA en el Instituto Cardiovascular de Northwestern Medicine Bluhm. La IA no confirma si alguien tiene el virus o no. Pero si podemos marcar a un paciente con este algoritmo, podríamos acelerar la clasificación antes de que se obtengan los resultados de la prueba”.

Para muchos pacientes con la COVID-19, las radiografías de tórax muestran patrones similares. En lugar de pulmones limpios y sanos, sus pulmones se ven irregulares y confusos.

“Muchos pacientes con la COVID-19 tienen hallazgos característicos en sus imágenes de tórax, señala Wehbe. Estos incluyen ‘consolidaciones bilaterales’. Los pulmones están llenos de líquido e inflamados, particularmente a lo largo de los lóbulos inferiores y la periferia”.

El problema es que la neumonía, la insuficiencia cardíaca y otras enfermedades de los pulmones pueden verse similares en las radiografías. Se necesita un ojo entrenado para diferenciar entre la COVID-19 y algo menos contagioso.

El laboratorio de Katsaggelos se especializa en el uso de IA para imágenes médicas. Él y Wehbe ya habían estado trabajando juntos en proyectos de imágenes de cardiología y se preguntaban si podrían desarrollar un nuevo sistema para ayudar a combatir la pandemia.

“Cuando la pandemia comenzó a aumentar en Chicago, nos preguntamos si había algo que pudiéramos hacer, apunta Wehbe. Estábamos trabajando en proyectos de imágenes médicas utilizando ecocardiograma e imágenes nucleares. Sentimos que podíamos girar y aplicar nuestra experiencia conjunta para ayudar en la lucha contra la COVID-19″.

Para desarrollar, entrenar y probar el nuevo algoritmo, los investigadores utilizaron 17 002 imágenes de rayos X de tórax, el mayor conjunto de datos clínicos publicados de rayos X de tórax de la era COVID-19 utilizado para entrenar un sistema de inteligencia artificial. De esas imágenes, 5 445 provinieron de pacientes COVID-19 positivos de sitios en todo el Northwestern Memorial Healthcare System.

Luego, el equipo probó DeepCOVID-XR contra cinco radiólogos experimentados capacitados en cardio torácicos en 300 imágenes de prueba aleatorias del Lake Forest Hospital. Cada radiólogo tardó aproximadamente entre dos horas y media y tres horas y media en examinar este conjunto de imágenes, mientras que el sistema de inteligencia artificial tardó unos 18 minutos.

La precisión de los radiólogos osciló entre el 76 % y el 81 %. DeepCOVID-XR funcionó ligeramente mejor con un 82 % de precisión.

“Estos son expertos que tienen una subespecialidad capacitada en la lectura de imágenes del tórax, apunta Wehbe. Mientras que la mayoría de las radiografías de tórax son leídas por radiólogos generales o inicialmente interpretadas por personas que no son radiólogos, como el médico tratante. Muchas veces las decisiones se toman con base en esa interpretación inicial”.

“Los radiólogos son costosos y no siempre están disponibles, recuerda Katsaggelos. Los rayos X son económicos y ya son un elemento común de la atención de rutina. Esto podría ahorrar dinero y tiempo, especialmente porque el tiempo es muy importante cuando se trabaja con la COVID-19″.

Por supuesto, no todos los pacientes con la COVID-19 muestran algún signo de enfermedad, incluso en las radiografías de tórax. Especialmente al principio de la progresión del virus, es probable que los pacientes aún no tengan manifestaciones en sus pulmones.

“En esos casos, el sistema de inteligencia artificial no marcará al paciente como positivo, continúa Wehbe. Pero tampoco lo haría un radiólogo. Claramente, existe un límite para el diagnóstico radiológico de COVID-19, por lo que no lo usaríamos para reemplazar las pruebas”.

Los investigadores de Northwestern han puesto el algoritmo a disposición del público con la esperanza de que otros puedan seguir entrenándolo con nuevos datos. En este momento, DeepCOVID-XR todavía se encuentra en la fase de investigación, pero podría potencialmente usarse en el entorno clínico en el futuro.

noviembre 25/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

El cáncer de hígado diez veces es más probable en hombres con hemocromatosis, un trastorno genético común

2020-11-26 4:03 AM

Los hombres que tienen el trastorno genético más común del mundo occidental, la hemocromatosis, tienen diez veces más probabilidades de desarrollar cáncer de hígado, según un importante estudio dirigido por la Universidad de Exeter, en Reino Unido, y publicada en la revista JAMA.

cancer-higadoEl nuevo estudio revela que más del siete por ciento de los hombres con dos copias de los genes defectuosos de la hemocromatosis desarrollarían cáncer de hígado a los 75 años, en comparación con solo el 0,6 por ciento en la población general. Se estima que 175 000 hombres y niños de ascendencia europea en el Reino Unido tienen estos genes defectuosos. Son particularmente frecuentes en las líneas de sangre celtas, lo que significa que el Reino Unido y partes de América del Norte tienen algunas de las tasas más altas del mundo.

La investigación, dirigida por la Facultad de Medicina de la Universidad de Exeter, en colaboración con la Universidad de Connecticut, Western University en Ontario y South Warwickshire NHS Foundation Trust, se suma a la evidencia para respaldar las pruebas tempranas generalizadas para la afección.

Anteriormente, el equipo de Exeter descubrió que tener el gen defectuoso doble de la hemocromatosis cuadruplica el riesgo de enfermedad hepática y duplica el riesgo de artritis y fragilidad en los grupos de mayor edad. También provoca un mayor riesgo de diabetes y dolor crónico.

Hay pruebas fiables disponibles para identificar a las personas en riesgo: análisis de sangre para medir los niveles de hierro (ferritina sérica, saturación de transferrina) y pruebas genéticas (análisis de sangre genético HFE C282Y). Los síntomas pueden incluir sentirse cansado todo el tiempo, debilidad muscular y dolores en las articulaciones, lo que significa que a menudo se diagnostica erróneamente como signos de envejecimiento.

La mayoría de las personas con cáncer de hígado desarrollan primero daño hepático, que a menudo progresa a cirrosis hepática. Una vez diagnosticada, la afección se trata fácilmente mediante un proceso similar a la donación de sangre varias veces al año para reducir los niveles de hierro.

El equipo analizó datos de 2 890 hombres y mujeres con dos copias del gen defectuoso (llamado homocigoto HFE C282Y), del Biobanco del Reino Unido, una gran base de datos biomédica de más de medio millón de hombres y mujeres británicos reclutados entre 2006 y 2010 en toda Inglaterra, Escocia y Gales.

Las personas tenían entre 40 y 70 años al comienzo del estudio y fueron seguidas durante un período de nueve años. Veintiuno de los 1 294 hombres con los genes defectuosos estudiados han desarrollado cáncer de hígado hasta el momento, de los cuales 14 murieron debido a su cáncer de hígado. Diez de estos 21 hombres no habían sido diagnosticados con hemocromatosis cuando recibieron el diagnóstico de cáncer de hígado.

La hemocromatosis es más grave en los hombres, y las mujeres están parcialmente protegidas porque pierden hierro durante la menstruación y el parto, aunque algunas mujeres más jóvenes desarrollan la enfermedad. El estudio no encontró un aumento en el riesgo de cáncer de hígado en mujeres con genes de hemocromatosis defectuosos.

La doctora Janice Atkins, investigadora de la Universidad de Exeter y primera autora del artículo, explica que “los genes defectuosos de la hemocromatosis son relativamente comunes en personas con ascendencia europea y están causando enfermedades potencialmente fatales como el cáncer de hígado. Desafortunadamente, la hemocromatosis es a menudo diagnosticada demasiado tarde mientras que un diagnóstico temprano podría prevenir tantas enfermedades innecesarias”.

El profesor David Melzer, quien dirigió el equipo, señala que “trágicamente, los hombres con genes defectuosos de la hemocromatosis han estado muriendo de cáncer de hígado durante muchos años, pero se pensó que esto era raro. El estudio a gran escala del Biobanco del Reino Unido nos permitió medir el cáncer riesgo con precisión”.

El investigador reconoce que les sorprendió “descubrir que más del siete por ciento de los hombres con dos genes defectuosos es probable que desarrollen cáncer de hígado a los 75 años, especialmente si se tiene en cuenta que el Reino Unido tiene la segunda tasa más alta de estos genes defectuosos en el mundo”.

“Afortunadamente, la mayoría de estos cánceres podrían prevenirse con un tratamiento temprano, añade. Las donaciones de sangre realizadas durante el tratamiento de rutina de la hemocromatosis se pueden utilizar para otros pacientes, por lo que el diagnóstico temprano sería beneficioso para el NHS”.

Por su parte, el doctor Jeremy Shearman, especialista en enfermedades hepáticas y asesor de la organización benéfica Haemochromatosis UK, apunta que “los médicos y científicos han reconocido durante mucho tiempo que la sobrecarga de hierro es un cofactor importante que impulsa el desarrollo de muchas enfermedades graves, incluido el cáncer. Esta investigación es un paso vital hacia la cuantificación de ese riesgo y debe crear conciencia sobre la importancia del hierro en las mentes tanto de los médicos como de los pacientes”.

El profesor Paul Adams, de la Facultad de Medicina y Odontología Schulich de la Universidad Occidental, que ha estado estudiando la hemocromatosis en Canadá durante más de cuatro décadas, explica que “el proyecto del Biobanco del Reino Unido es un vistazo al futuro de la medicina, donde todos los genes conocidos se prueban y luego se pueden tratar las condiciones se les ofrece tratamiento antes de que se desarrollen complicaciones graves. Un diagnóstico temprano de hemocromatosis puede tratarse mediante una donación de sangre normal en Canadá”.

El NHS advierte que es importante hablar con su médico de cabecera si tiene un padre o un hermano con hemocromatosis, incluso si no tiene síntomas y se pueden realizar pruebas para verificar si tiene riesgo de desarrollar problemas.

También se recomienda a las personas que hablen con sus médicos de cabecera sobre la hemocromatosis si tienen los siguientes síntomas persistentes o preocupantes, especialmente si tiene antecedentes familiares del norte de Europa. Los síntomas típicos incluyen sentirse muy cansado todo el tiempo, pérdida de peso, debilidad y dolor en las articulaciones, que suelen aparecer entre los 30 y los 60 años.

noviembre 25/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

El coronavirus sobrevive durante horas en superficies protegido dentro de una fina película de líquido

2020-11-26 4:02 AM

Investigadores de la India están explorando los tiempos de secado de las finas películas líquidas que persisten en las superficies después de que se evaporan la mayoría de las gotas respiratorias para comprender cómo se las arregla el virus COVID-19 para sobrevivir en esas superficies.

gotas flugeSi bien el tiempo de secado de las gotitas respiratorias típicas es de segundos, se ha comprobado que el tiempo de supervivencia del virus SARS-CoV-2 en diferentes superficies en experimentos recientes es de horas. Esta discrepancia sugiere una diferencia de órdenes de magnitud en el tiempo entre el secado de las gotas y el tiempo de supervivencia del virus de la COVID-19 en las superficies.

En la revista Physics of Fluids, los autores del estudio Rajneesh Bhardwaj y Amit Agrawal, profesores del Instituto Indio de Tecnología de Bombay (IIT Bombay), describen cómo una película líquida de nanómetros de espesor se adhiere a la superficie, debido a las fuerzas de London-van der Waals, lo que permite que el virus COVID-19 sobrevivir durante horas.

“Para describir esta película delgada, utilizamos herramientas que, de otra manera, los investigadores del ámbito de la ingeniería rara vez utilizan, explica Bhardwaj. Específicamente, desarrollamos un modelo computacional para la tasa de masa de evaporación de la película en función de las presiones de separación y de Laplace dentro de la película, utilizando la ley de Hertz-Knudsen, una teoría cinética bien establecida de los gases”.

Los investigadores examinaron brevemente los cambios en el tiempo de secado en función del ángulo de contacto y el tipo de superficie.

“Nuestro modelo para el transporte de película delgada muestra que la supervivencia o el tiempo de secado de una película líquida delgada sobre una superficie es del orden de horas y días, similar a lo que se ha observado en las mediciones del título de virus la concentración más baja de virus que todavía infecta las células, explica Agrawal. Captura el tiempo de supervivencia relativamente más largo del plástico y el vidrio en comparación con los metales”.

La capacidad de predecir la supervivencia de un coronavirus en diferentes superficies puede ayudar a prevenir y contener la propagación del COVID-19. Este trabajo proporciona información sobre cómo el virus SARS-CoV-2, causante de la enfermedad COVID-19 sobrevive durante horas o días en superficies sólidas en condiciones ambientales.

“Nuestra mayor sorpresa fue que el tiempo de secado de esta película nanométrica es del orden de horas, continúa Bhardwaj. Sugiere que la superficie no está completamente seca, y la película nanométrica que se evapora lentamente está proporcionando el medio necesario para la supervivencia del coronavirus”.

Dado que un tiempo de supervivencia más largo del virus corresponde a mayores posibilidades de infectarse, “es deseable desinfectar las superficies que se tocan con frecuencia, como manijas de puertas o dispositivos portátiles, y dentro de los hospitales y otras áreas propensas a brotes”, señala Agrawal.

“También recomendamos calentar superficies, porque incluso las altas temperaturas de corta duración, en las que la superficie está a una temperatura más alta que la ambiental, pueden ayudar a evaporar la película nanométrica y destruir el virus”, concluye.

noviembre 25/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

 

Riesgo de coronavirus en productos de cadena frío es “muy bajo” para consumidores: funcionario chino

2020-11-26 4:01 AM

El riesgo para los consumidores de contraer el coronavirus de los productos alimenticios procedentes de una cadena de frío es “muy bajo”, dijo un alto funcionario chino, luego de que Pekín aumentó las inspecciones de alimentos congelados importados pese a la molestia de sus socios comerciales.

coronavirusLa Organización Mundial de la Salud también ha dicho que el riesgo de contraer COVID-19 de los alimentos congelados es bajo.

El análisis de China a los productos en cadena de frío, que incluyen congelados y otros artículos perecederos que deben mantenerse fríos, ha ralentizado el comercio.

“El riesgo de que los consumidores contraigan coronavirus a través del contacto general con productos alimenticios de la cadena de frío y su embalaje exterior es muy bajo”, dijo Li Ning, subdirector del Centro Nacional de Evaluación de Riesgos de Seguridad Alimentaria de China, citando las medidas adoptadas para evitar que las mercancías transmitan el virus.

El examen de los productos de la cadena de frío para el virus mostró que la tasa de detección fue de 0,48/10 000, dijeron las autoridades.

No obstante, Li dijo en una rueda de prensa que todavía hay riesgo de infección y entre los más expuestos están “los manipuladores, que repetidamente entraron en contacto con el embalaje exterior de los alimentos importados de la cadena de frío en un entorno particular”.

“Teniendo en cuenta la experiencia de los últimos 11 meses, confiamos en que podremos prevenir un resurgimiento de la epidemia y un brote grave como el de principios de 2020″, dijo en la comparecencia Wu Zunyou, epidemiólogo jefe del Centro para la Prevención y el Control de Enfermedades de China.

Pekín también fortalecerá el monitoreo y las inspecciones de otros productos y contenedores importados en el invierno boreal, dijo Wu.

noviembre 25/2020 (Reuters) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Estados Unidos espera empezar a vacunar contra la COVID-19 a mediados de diciembre

2020-11-25 4:06 AM

Ante el avance descontrolado de la COVID-19, que ha infectado a 12 millones de personas en su territorio, Estados Unidos prevé iniciar a mediados de diciembre una campaña masiva de vacunación con la esperanza de alcanzar la inmunidad colectiva en mayo.

vacunaEl comienzo de las vacunaciones puede suponer un cambio crucial en la batalla contra este virus que se ha cobrado más de 1,4 millones de vidas en todo el mundo desde que surgió en China a finales del año pasado.

La farmacéutica estadounidense Pfizer y su socio alemán BioNTech pidieron a la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) que apruebe su vacuna.

Esta solicitud se esperaba desde hacía varios días, tras la publicación de los resultados del ensayo clínico realizado desde julio entre 44 000 voluntarios en varios países, según el cual la vacuna tendría una efectividad del 95 % contra la COVID-19, sin efectos secundarios graves.

La agencia estadounidense anunció que el 10 de diciembre se llevará a cabo una reunión pública de su comité asesor de vacunas para considerar la solicitud, aunque su opinión será consultiva. La decisión de autorizar o no la vacuna dependerá de los científicos de la FDA y podría tomarse en la primera quincena de diciembre.

“Nuestro plan es poder enviar las vacunas a los sitios de vacunación dentro de las 24 horas posteriores a la aprobación” por la FDA, aseguró a la CNN Moncef Slaoui, el jefe de esta agencia estadounidense.

También afirmó que, una vez iniciada la campaña de vacunación, esperan que Estados Unidos logre la “inmunidad colectiva” en mayo.

Slaoui estimó que 20 millones de personas podrían vacunarse en diciembre, y unos 30 millones por mes después.

Pero el máximo responsable de enfermedades infecciosas de Estados Unidos, Anthony Fauci, alertó de que la situación podría empeorar antes de mejorar si la población deja de tomar precauciones en la próxima temporada de vacaciones.

“Estamos en una situación muy complicada en todos los niveles”, afirmó en el programa de la CBS “Face the Nation”

Pese a que los casos superan ya 12 millones en Estados Unidos, el país más afectado del mundo por la pandemia con 255 800 muertes, muchos ciudadanos están desoyendo las recomendaciones de las autoridades sanitarias, que pidieron no viajar para el Día de Acción de Gracias, que se celebra el jueves 26 de noviembre-

Algunos estados del país impusieron nuevas restricciones, incluyendo California, donde rige un toque de queda entre las 22 horas y las 05 horas. Nueva York cerró de nuevo las escuelas.

Estados Unidos concedió también este  recientemente la aprobación de emergencia a un tratamiento con anticuerpos sintéticos contra la COVID-19 de la compañía Regeneron, usado para tratar al presidente Donald Trump cuando contrajo el virus en octubre.

Reunidas en una cumbre virtual presidida por Arabia Saudita, las naciones del G20 prometieron “no escatimar esfuerzos” para asegurar un acceso “equitativo” a las vacunas, ante los temores de que los países más pobres queden rezagados.

La canciller alemana, Angela Merkel, dijo estar “preocupada porque todavía no se ha hecho nada” concreto para asegurar la vacunación en los países pobres.

Mientras, los cierres y otras restricciones impuestos en muchos países para hacer frente a la segunda ola de la epidemia comenzaban a dar sus frutos.

El presidente del gobierno de España, Pedro Sánchez, cuyo país ha sido duramente golpeado por la pandemia, afirmó el domingo que la estrategia para disminuir la curva de infecciones está funcionando.

España declaró un estado de emergencia el mes pasado que autoriza a los gobiernos regionales a imponer restricciones como los toques de queda nocturnos.

El país registró menos de 400 casos de  la COVID-19 por 100 000 habitantes durante las últimas dos semanas, en comparación con los casi 530 casos a comienzos de mes, indicó Sánchez tras la cumbre del G20.

Las restricciones y obligación de usar mascarilla han provocado protestas y rechazos en algunos países, particularmente en Estados Unidos, donde los seguidores de Trump se manifestaron contra los cierres.

Un rechazo similar se ha visto también en otros lugares como Alemania, donde el ministro de Relaciones Exteriores, Heiko Maas, arremetió el domingo contra los manifestantes anti mascarillas que se compararon con las víctimas de los nazis, acusándoles de trivializar el Holocausto y “burlarse” de la valentía mostrada por los combatientes de la resistencia.

Las críticas llegaron después de que una joven dijera desde el escenario de una protesta contra las restricciones en Hanover el sábado que se sentía como “Sophie Scholl”, la estudiante alemana ejecutada por los nazis en 1943 por su papel en la resistencia.

Las medidas tomadas por el gobierno para reducir la expansión del coronavirus originaron heterogéneas protestas en Alemania, a las que se unieron activistas de extrema izquierda, seguidores de las teorías de la conspiración o ultraderechistas que critican que las restricciones violan sus derechos civiles.

Pese a mostrarse necesarias en la lucha contra el virus, las restricciones acarrearon severas consecuencias para las economías mundiales.

El último aviso llegó recientemente del ministro británico de Finanzas, Rishi Sunak, quien afirmó que la economía nacional se encuentra bajo una “enorme presión”.

Reino Unido es el país más afectado de Europa por la pandemia de la COVID-19, con más de 54 000 muertes y 1,4 millones de casos.

En noviembre, el gobierno del primer ministro Boris Johnson impuso un confinamiento de cuatro semanas, que debería levantarse de forma parcial el 2 de diciembre para dar algo de respiro a la economía.

noviembre 24/2020 (AFP) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Advierten sobre propagación más amplia del coronavirus en Estados Unidos

2020-11-25 4:05 AM

Una importante experta en salud pública advirtió que la propagación del coronavirus SARS-CoV-2 es actualmente más rápida y amplia que nunca en Estados Unidos, país donde se superaron los 12 millones de casos confirmados.

coronavirusLa doctora Deborah Birx, coordinadora del grupo de trabajo sobre coronavirus de la Casa Blanca, declaró a la cadena de televisión CNN que el virus causante de la enfermedad COVID-19 sigue extendiéndose sin cesar en la nación norteña, y que la tasa de contagiados en aumento ahora es dramáticamente diferente a lo que era antes.

Esto es más rápido, es más amplio y, lo que me preocupa, podría ser más largo, expresó la especialista, cuando suman 12,5 millones los contagiados y 261 mil los fallecidos por la pandemia, según datos del portal digital Worldometer.

La nación norteamericana sumó más de un millón de nuevos casos en menos de una semana, mientras casi todos los estados reportan un rápido incremento de las infecciones.

Medios locales indican que los 195 mil 500 nuevos contagios registrados recientemente fue la cifra más alta alcanzada en el país en un solo día, y en esa jornada también hubo la mayor cifra de hospitalizados, 82 mil 100.

El incremento en el total de pacientes ingresados generalmente suele estar seguido por un aumento de las tasas de mortalidad, y solo en los últimos siete días hubo más de 10 mil decesos por la COVID-19 a nivel nacional, casi el doble de los fallecimientos semanales que se notificaban hace un mes.

Tales números “ofrecen solo un vistazo a la devastación que la pandemia desató en las comunidades estadounidenses, con algunas ciudades que ordenan morgues móviles para manejar el exceso de muertes, mientras que los hospitales en otras partes informan de unidades de cuidados intensivos abrumadas y personal agotado”, apuntó la televisora CNN.

La doctora Esther Choo, profesora de medicina de emergencia en la Universidad de Salud y Ciencia de Oregón, dijo a la cadena que es probable que el recuento real de casos de coronavirus sea mucho más alto que los 12 millones informados, porque no se están haciendo pruebas a suficientes personas.

A su vez, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades llamaron a evitar los viajes con motivo de la celebración de Acción de Gracias (el cuarto jueves de noviembre) y pidieron que en esa jornada se reúnan solo los integrantes de un mismo hogar.

Pero los funcionarios de salud sospechan que muchas personas igualmente visitarán a familiares y amigos, y seguirán propagando el virus, en tanto la Asociación Automovilística Estadounidense estima que unos 50 millones de norteamericanos realizarán viajes con motivo de la festividad.

noviembre 24/2020 (Prensa Latina) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Exigen que las vacunas y medicamentos contra la COVID-19 no tengan patentes

2020-11-25 4:04 AM

La Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública (FADSP) ha exigido que las vacunas y medicamentos contra la COVID-19, la enfermedad que provoca el coronavirus SARS-CoV-2, no tengan patentes, después de que la Unión Europea, Estados Unidos y Japón, entre otras, se hayan posicionado “en contra” de la exención de patentes.

vacuna anti COVID“Esta medida supondrá dejar sin vacunas a una gran parte de la población de los países pobres para garantizar así el derecho a las patentes de las farmacéuticas (conseguidas gracias a investigaciones en las que al menos el 50 por ciento es dinero público) y permitir que ganen ingentes cantidades de dinero con la venta de las vacunas. Además está en contradicción con las declaraciones del Gobierno en las reuniones del G20 sobre la necesidad de una cobertura universal de las vacunas”, ha dicho la organización.

A su juicio, esta decisión es, además de “insolidaria”, “incomprensible” desde el punto de vista de la salud pública, ya que “favorecerá el mantenimiento de la enfermedad en el 80 por ciento de la población del planeta”, lo que “inevitablemente” acabará afectando a la salud de todos los demás países, más en el caso de España que es un importante receptor de migrantes.

“Además hay que considerar los interrogantes que existen sobre la eficacia práctica y la calidad de unas vacunas al haber sido investigadas y desarrolladas a toda prisa por los laboratorios más poderosos para quedarse con el mercado, cuyas informaciones proceden de los propios laboratorios, y están bastante sesgadas por la guerra comercial desatada entre las empresas farmacéuticas”, han añadido desde la FADSP.

Finalmente, la organización ha reiterado la necesidad de garantizar que las vacunas y tratamientos efectivos contra la COVID-19 sean bienes públicos de carácter universal y no estén sujetos a los mecanismos de patentes que “encarecen artificialmente” el costo de los medicamentos e impiden su acceso de todas las personas cualquiera que sea su nivel económico y el país en el que habiten.

noviembre 24/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Una planta utilizada en la medicina tradicional china ha evolucionado para volverse menos visible para los humanos

2020-11-25 4:03 AM

Una planta utilizada en la medicina tradicional china ha evolucionado para volverse menos visible para los humanos, según una nueva investigación del Instituto de Botánica de Kunming, de la Academia de Ciencias de China, y la Universidad de Exeter, en Reino Unido, publicada en la revista Current Biology.

plantas  para fines medicinalesLos científicos descubrieron que las plantas de ‘Fritillaria delavayi’, que viven en las laderas rocosas de las montañas Hengduan de China, se asemejan más a sus antecedentes en las áreas donde se cosechan mucho.

Esto sugiere que los humanos están “impulsando” la evolución de esta especie hacia nuevas formas de color porque las plantas mejor camufladas tienen una mayor probabilidad de supervivencia.

Es notable ver cómo los humanos pueden tener un impacto tan directo y dramático en la coloración de los organismos silvestres, no solo en su supervivencia sino en su propia evolución, señala el profesor Martin Stevens, del Centro de Ecología y Conservación en el campus Penryn de Exeter. Muchas plantas parecen usar el camuflaje para esconderse de los herbívoros que pueden comerlas, pero aquí vemos que el camuflaje evoluciona en respuesta a los recolectores humanos”.

“Es posible que los humanos hayan impulsado la evolución de estrategias defensivas en otras especies de plantas, pero sorprendentemente poca investigación ha examinado esto”, apunta.

En el estudio, los investigadores midieron cuánto coincidían las plantas de diferentes poblaciones con su entorno montañoso y lo que fáciles eran de recolectar, y hablaron con la gente local para estimar cuánta recolección se llevó a cabo en cada lugar. Así, descubrieron que el nivel de camuflaje en las plantas estaba correlacionado con los niveles de cosecha.

En un experimento en ordenador, las plantas más camufladas también tardaron más en ser detectadas por las personas. La ‘Fritillaria delavayi’ es una hierba perenne que tiene hojas que varían en color de gris a marrón a verde, a una edad temprana y produce una sola flor por año después del quinto año.

El bulbo de la especie ‘fritillary’ se ha utilizado en la medicina china durante más de 2 000 años, y los altos precios de los últimos años han llevado a un aumento de la recolección.

“Como otras plantas camufladas que hemos estudiado, pensamos que la evolución del camuflaje de esta ‘fritillary’ había sido impulsada por herbívoros, pero no encontramos tales animales, señala el doctor Yang Niu, del Instituto de Botánica de Kunming. Entonces nos dimos cuenta de que los humanos podrían ser la razón”.

El profesor Hang Sun, del Instituto de Botánica de Kunming, agrega que “la recolección comercial es una presión de selección mucho más fuerte que muchas presiones procedentes de la naturaleza. El estado actual de la biodiversidad en la tierra está determinado tanto por la naturaleza como por nosotros mismos”.

noviembre 24/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

El eje intestino-cerebro influye en la esclerosis múltiple, según un estudio

2020-11-25 4:02 AM

Un equipo de investigación internacional dirigido por la Universidad de Basilea, en Suiza, ha descubierto una conexión entre la flora intestinal y los puntos de inflamación en el sistema nervioso central en la esclerosis múltiple (EM). Una clase específica de célula inmunitaria juega un papel central en este eje intestino-cerebro recién identificado y este descubrimiento podría allanar el camino para nuevos tratamientos para la EM que se dirijan a la flora intestinal.

conexión intestino cerebroLos tratamientos más nuevos para la esclerosis múltiple, una enfermedad autoinmune, se basan en la eliminación de células inmunitarias específicas (células B) de la sangre de los pacientes.

Sin embargo, los investigadores tanto de la Universidad de Basilea como del Hospital Universitario de Basilea descubrieron hace varios años que es mejor no eliminar un rango demasiado amplio de células B, ya que esto puede agravar la enfermedad.

El nuevo estudio de la revista Science Immunology arroja más luz sobre esta observación: un equipo internacional de investigadores, dirigido por la doctora Anne-Katrin Pröbstel, de la Universidad de Basilea y el Hospital Universitario de Basilea, ha descubierto que las células B específicas forman una especie de puente entre la flora intestinal y los sitios de inflamación en el sistema nervioso central, ejerciendo un efecto antiinflamatorio.

“Sabíamos por estudios anteriores que la composición de la flora intestinal juega un papel en la EM. Pero antes se desconocía cómo exactamente las bacterias intestinales y las células inmunes se influyen entre sí”, explica Pröbstel, autora principal del estudio.

En el corazón del nuevo estudio se encuentran las células B productoras de IgA o, en resumen, las células B de IgA. La inmunoglobulina A (IgA) es una clase de anticuerpos que se especializa en la defensa inmunitaria de las membranas mucosas; las células IgA B son clave para la salud intestinal.

Al analizar muestras de heces de pacientes con EM y personas sanas, los investigadores descubrieron que los pacientes con EM tienen células B IgA en sus intestinos que se dirigen en particular a bacterias típicas de la enfermedad.

En un siguiente paso, los investigadores analizaron el papel de estas células inmunes durante los brotes agudos de la enfermedad en un total de 56 pacientes con EM. Descubrieron que las células IgA B se acumulaban en el líquido cefalorraquídeo y el tejido cerebral de pacientes con EM con sitios de inflamación aguda.

“Aparentemente, estas células inmunes migran desde el intestino a los sitios de inflamación en el sistema nervioso central, donde liberan una sustancia mensajera antiinflamatoria, dice Pröbstel. Eso podría explicar por qué la enfermedad empeora si estas células inmunitarias se eliminan de la sangre con medicamentos”.

Todavía se está investigando qué activa exactamente las células IgA B como ayudantes contra la EM y desencadena su migración desde el intestino al sistema nervioso central. “Si encontramos el desencadenante de eso, podríamos usarlo para tratar la EM”, señala Pröbstel. Por ejemplo, puede ser concebible cambiar la composición de la flora intestinal de los enfermos de EM de forma selectiva para movilizar las células B de IgA como ayudantes contra la inflamación en el sistema nervioso.

En la investigación también han participado la Universidad de California en San Francisco (Estados Unidos), la Universidad Técnica de Munich (Alemania), las universidades de Heidelberg, en Suecia, y Toronto, en Canadá, y el Instituto Max Planck de Coloides y Interfaces en Alemania.

noviembre 24/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Alertan de los “niveles récord” de las tasas de desnutrición infantil en Yemen

2020-11-25 4:01 AM

La directora del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), Henrietta Fore, ha advertido de que las tasas de desnutrición infantil en Yemen han alcanzado “niveles récord” en algunas partes del país, con un aumento del 10 por ciento solo este año.

yemen niñosDespués de que el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, alertara de que Yemen “está en peligro inminente de la peor hambruna en el mundo en décadas”, UNICEF ha puesto el foco sobre el riesgo que corren las vidas de los niños en el país, que es “más alto que nunca”.

Fore, que ha puntualizado que “las señales de alarma son claras desde hace demasiado tiempo”, ha proporcionado varios datos sobre la situación de los niños yemeníes.

Así, ha revelado que más de 12 millones de niños necesitan ayuda humanitaria y que cerca de 325 000 niños menores de cinco años sufren desnutrición aguda severa y “luchan por sobrevivir”. De forma paralela, más de cinco millones de niños se enfrentan a una mayor amenaza de cólera y diarrea acuosa aguda.

“La pobreza crónica, décadas de poco desarrollo y más de cinco años de un conflicto implacable han expuesto a los niños y sus familias a una combinación letal de violencia y enfermedad”, ha censurado la directora de UNICEF, que ha añadido la pandemia de COVID-19 a la situación. “La pandemia de COVID-19 ha convertido una profunda crisis en una catástrofe inminente”, ha lamentado.

“Yemen es un país acorralado por la violencia, el dolor y el sufrimiento”, ha continuado. “La economía es un caos” y “el sistema sanitario lleva años al borde del colapso”, ha añadido.

“Innumerables escuelas, hospitales, estaciones de agua y otras infraestructuras públicas esenciales han sido dañadas y destruidas en los combates”, ha manifestado, antes de lamentar “la indiferencia por el Derecho Internacional Humanitario es escandalosamente flagrante”.

Fore ha subrayado el trabajo que UNICEF lleva a cabo en Yemen desde hace décadas, pero ha avisado de que el organismo no puede “contener las olas para siempre”.

Llamamiento a proteger a los niños

Por ello, ha pedido a todas las partes implicadas en el conflicto “mantener a los niños protegidos y permitir un acceso libre a las comunidades que lo necesitan, como obliga el Derecho Internacional Humanitario”.

Del mismo modo, ha considerado que los donantes “deben dar un paso adelante” y “proporcionar urgentemente los fondos adicionales que se necesitan”. A medida que acaba el año, el llamamiento humanitario de UNICEF ha recibido solo 237 millones de dólares (199,6 millones de euros) de los 535 millones necesarios (450,6 millones de euros).

El organismo ha reconocido que la ayuda humanitaria por sí sola no evitará la hambruna ni terminará con la crisis en Yemen, pero “acabar con la guerra, apoyar la economía y aumentar los recursos es fundamental”.

“No hay tiempo que perder”, ha urgido Fore, que ha concluido que “los niños de Yemen necesitan paz”. “El final de este conflicto brutal es la única manera de que desarrollen su potencial, recuperen su infancia y, finalmente, reconstruyan su país”, ha remachado.

noviembre 24/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Baja repercusión psicológica de la pandemia, en los niños

2020-11-24 4:06 AM

La pandemia de coronavirus SARS-CoV-2, ha tenido hasta ahora menor repercusión en la salud mental de los niños y adolescentes de lo que se temía, informó el presidente de la Sociedad Alemana de Psiquiatría Infantil y Adolescente, Michael Kölch.

“Actualmniño confinado en casaente, no hay indicios de que el desarrollo mental de los jóvenes pueda verse influido de manera duradera”, dijo Kölch. “A pesar de la pandemia no solo es molesta para los adultos, sino también para los menores, el desarrollo mental sigue siendo normal”.

El director de Psiquiatría Infantil y Adolescente de la Facultad de Medicina de Rostock advirtió también que no se debe especular sobre las posibles secuelas a largo plazo, ya que esto no sería científicamente correcto. “Para ello se requiere hacer estudios ahora”, recalcó.

En su opinión, el objetivo consiste en eliminar el calificativo de catástrofe con el que los medios de comunicación se refieren a la pandemia de coronavirus.

Kölch señaló que, no obstante, hay tendencias que deben ser vigiladas de cerca a medida que avanza la pandemia como es el caso de las personas en situación precaria que se han visto más afectadas por la crisis. “Si las ayudas públicas en las escuelas se interrumpen o los padres no pueden apoyar a sus hijos como es debido, se podría abrir una brecha”, explicó.

Asimismo, indicó que la actual sobrecarga de las autoridades sanitarias y, por tanto, la frecuente cancelación de los controles médicos para el ingreso a la escuela también podría tener un efecto negativo a largo plazo.

“No se puede descartar que no se detecten a tiempo anomalías de desarrollo, que los niños ingresen cuando no deben en la escuela o que no reciban el apoyo que necesitan”, dijo Kölch. Y apuntó a que este podría aumentar el riesgo de un trastorno mental.

Kölch también aconsejó no dramatizar el uso de mascarillas en el caso de niños y adolescentes, ya que entre ellos apenas hay reacciones negativas. “No les importa en absoluto”, dijo refiriéndose a sus jóvenes pacientes, muchos de los cuales son considerados psicológicamente más vulnerables.

noviembre 23/2020 (dpa) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

El ejercicio físico durante el embarazo mejora el comportamiento cardíaco fetal

2020-11-24 4:05 AM

Una investigación de la Universidad Politécnica de Madrid y el Hospital Universitario de Torrejón establece que la práctica de ejercicio físico moderado por parte de la madre mejora la respuesta del corazón del feto y favorece una mejor recuperación del peso tras el parto.

embarazo y ejercicio físicoLos resultados confirman el potencial del ejercicio físico durante el embarazo como elemento básico para el bienestar materno, fetal y del recién nacido.

No existe en la vida del ser humano un período con la cantidad y calidad de cambios orgánicos como el embarazo y el parto, que representa para la mujer en edad reproductiva un auténtico desafío cuyo fin básico es asegurar el normal crecimiento y desarrollo fetal.

Dado que el ejercicio físico se ha convertido en parte integral de la vida en todos los tramos poblacionales, los expertos se centran ahora en valorar los posibles beneficios que el ejercicio físico puede tener para la salud de la madre y el feto.

Un estudio desarrollado por investigadores de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) y el Servicio de Obstetricia del Hospital Universitario de Torrejón establece que el ejercicio físico moderado y supervisado en el embarazo mejora la respuesta cardíaca del feto y la recuperación del peso por parte de la madre en el postparto.
El ejercicio no solo tiene ventajas en el aspecto cardiovascular materno, sino que también en el fetal.

Las gestantes que desarrollaron ejercicio desde la semana 8-10 tienen mejores resultados respecto a las de control en dos parámetros de importancia: la fracción de eyección cardíaca fetal y al índice de pulsatilidad del ductus arterioso (pequeño vaso que comunica la aorta con la arteria pulmonar, normalmente abierto en el feto), explica Rubén Barakat, de la Facultad de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte-INEF de la UPM y participante en el estudio.

Mientras que esas dos variables mejoraban, el resto de aspectos cardíacos fetales no mostraron diferencias entre los grupos de estudio lo que, según los investigadores, demuestra el efecto inocuo del ejercicio en términos de funcionalidad cardíaca, por lo que se puede considerar seguro para el corazón fetal.

En opinión de la autora principal, Maia Brik, se ha logrado demostrar científicamente que practicar ejercicio durante el embarazo desde el primer trimestre es seguro para el feto desde un punto de vista cardiológico, por otro lado, se ha concluido que la fracción de eyección cardíaca fetal es mejor en los fetos de las madres que han practicado ejercicio, por lo que el ejercicio podría suponer una ventaja adaptativa en el periodo intrauterino en los fetos de las madres físicamente activas. De esta manera, parece que el ejercicio no solo tiene ventajas en el aspecto cardiovascular materno, sino también en el fetal.

El estudio consistió en un ensayo clínico aleatorizado llevado a cabo con 120 mujeres gestantes sanas. Los resultados, publicados en la prestigiosa revista Ultrasound in Obstetrics and Gynaecology, también formaron parte de una tesis doctoral leída recientemente en la Facultad de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte de la UPM.

Mejor recuperación postparto

Además de estudiar el modo en que se beneficia el corazón del feto, los investigadores también analizaron la forma en la que practicar ejercicio antes del parto influye en el modo en que la mujer recupera su estado físico previo al embarazo. Nuestro trabajo mostraba una mayor recuperación del peso previo al embarazo a las 6 semanas en aquellas mujeres que practicaron un ejercicio físico moderado durante la gestación. Además, el bienestar psicológico de la madre también se ve beneficiado, explica Barakat.

Así, aunque el proceso de embarazo y parto significa para la mujer un período de gran satisfacción, no está exento de riesgos y complicaciones en todos los ámbitos de su organismo (no solo el fisiológico), lo que lleva consigo cierto grado estrés físico, mental y emocional. Por ello, los investigadores consideran de especial importancia disponer de elementos atractivos, de fácil acceso y que ayuden al mantenimiento y mejora de su calidad de vida.

Saber que el ejercicio no repercute negativamente sobre el corazón fetal puede acabar con el mito de que podría tener efectos negativos durante el embarazo.

El ejercicio físico moderado y supervisado ha demostrado sobradamente esas potencialidades y los presentes resultados refuerzan la idea de un embarazo activo como factor básico de bienestar, establece Barakat.

Se hace necesario (casi urgente) implicar y concienciar no solo a la mujer embarazada, sino a todos los responsables del cuidado de su salud (pareja, entorno sanitario, otros) acerca de la búsqueda de factores preventivos de complicaciones y alteraciones que, originadas durante la gestación y el parto, son determinantes de la salud de la mujer durante toda su futura vida, añade.

Acabar con el mito

Para los autores, el conocimiento de que el ejercicio no afecta negativamente en el corazón fetal, e incluso de que mejora los parámetros de funcionalidad cardíaca, puede acabar con el mito de que podría tener efectos negativos para el desarrollo fetal durante el embarazo.

Los presentes resultados, unidos a previos hallazgos en la misma línea, confirman el potencial del ejercicio físico durante el embarazo como elemento básico para el bienestar materno, fetal y del recién nacido y su interesante y alentador impacto en la salud de ambos, siempre y cuando se lleve a cabo de manera supervisada, añade el investigador de la UPM.

Las instituciones hospitalarias y aquellos profesionales sanitarios encargados del cuidado de la salud de la mujer gestante no pueden descartar esta realidad. Desde el punto de vista científico y metodológico, resulta importante recordar el criterio básico de intervención utilizado, por medio de un programa de ejercicio físico regular, moderado y supervisado por un profesional, concluye.

noviembre 23/2020 (SINC)

Nuevo y prometedor antimicótico procedente de una bacteria marina

2020-11-24 4:04 AM

Una molécula extraída de una bacteria que vive en el interior de una ascidia actúa como un potente antimicótico, incluso contra patógenos fúngicos multiresistentes a los fármacos como ‘Candida auris‘, según publican el investigador de la Universidad de Wisconsin-Madison, Fan Zhang y sus colegas en la revista Science.

Nuevo y prometedor antimicótico procedente de una bacteria marinaLos investigadores descubrieron la molécula, a la que llamaron turbinmicina, después de un cuidadoso examen genómico, metabolómico y antimicrobiano de las bacterias aisladas de una variedad de animales marinos.

Se necesitan urgentemente nuevos tratamientos antimicóticos, ya que casi 2 millones de personas en todo el mundo mueren de infecciones por hongos cada año, y la resistencia a los medicamentos de primera línea va en aumento.

La multirresistencia a los medicamentos ‘Candida auris‘, por ejemplo, ha sido nombrada por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos como una amenaza fúngica emergente mortal que se extiende por los hospitales de todo el mundo.

Zhang y su equipo han demostrado ahora que la turbinmicina tiene una potente actividad antimicótica contra un grupo diverso de patógenos fúngicos humanos en muestras de laboratorio y en ratones infectados, incluidos hongos como ‘Candida auris’ y ‘Aspergillus fumigatus’ que son resistentes a las principales clases de medicamentos antimicóticos.

Los investigadores observan que la turbinmicina es bien tolerada por los ratones en dosis terapéuticas. Parece funcionar a través de una vía específica de los hongos, bloqueando el tráfico de vesículas, el proceso central por el cual los materiales son transportados dentro de una célula.

El estudio ofrece un ejemplo de cómo los investigadores que desarrollan nuevos antifúngicos deben buscar enfoques creativos, “incluidos los que aprovechan la diversidad química de la naturaleza sintonizada a lo largo de millones de años de evolución”, escribe Leah Cowen en una Perspectiva relacionada.

noviembre 23/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

 

Descubren un nuevo mecanismo anti infeccioso de la fibra dietética

2020-11-24 4:03 AM

Una nueva investigación en ratones ha descubierto una interacción hasta ahora desconocida entre moléculas derivadas de fibra dietética y una proteína de la célula inmunitaria, que activa la protección contra la infección por la bacteria ‘Salmonella‘, según publica el investigador Hitoshi Tsugawa, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Keio, en Japón, y sus colegas en la revista de acceso abierto PLOS Biology.

consumo de fibraInvestigaciones anteriores han demostrado que los microbios en el intestino descomponen la fibra ingerida en moléculas conocidas como ácidos grasos de cadena corta. Los ácidos grasos de cadena corta parecen proteger contra patógenos como la ‘Salmonella‘ al influir en la actividad de las células inmunes, incluidos los macrófagos. Sin embargo, los mecanismos por los cuales los ácidos grasos de cadena corta interactúan con las células inmunes siguen sin estar claros.

Para comprender mejor el papel protector de los ácidos grasos de cadena corta, los investigadores realizaron una serie de experimentos de laboratorio. En primer lugar, fijaron los ácidos grasos de cadena corta a la superficie de las “nano-perlas” sintéticas, y expusieron las diminutas estructuras al contenido de las células que tienen características de macrófago para determinar qué proteínas de las células interactuaban con los ácidos grasos.

Este procedimiento reveló que los ácidos grasos de cadena corta pueden unirse a una proteína llamada proteína tipo mota asociada a la apoptosis (ASC),una interacción previamente desconocida. La ASC forma parte del llamado complejo inflamatorio, una estructura proteica que ayuda a activar la respuesta inflamatoria para suprimir los patógenos. Experimentos posteriores en macrófagos demostraron que los ácidos grasos de cadena corta protegen contra la infección por Salmonella al unirse a la ASC y, por lo tanto, desencadenan la activación del inflamosoma.

Los investigadores confirmaron y ampliaron sus hallazgos en experimentos con ratones. Cuando los ratones infectados con ‘Salmonella‘ fueron alimentados con ácidos grasos de cadena corta, o con sus precursores de fibra dietética, los ácidos grasos se unieron al ASC, desencadenaron la activación del inflamasoma y prolongaron la supervivencia de los ratones.

Estos resultados proporcionan nuevos conocimientos sobre los efectos de la fibra dietética en el sistema inmunológico. Se necesitarán más investigaciones para determinar la aplicabilidad de estos hallazgos a los seres humanos y para investigar otros efectos potenciales de los ácidos grasos de cadena corta en el sistema inmunológico.

noviembre 23/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Una tercera vacuna refuerza las esperanzas en lucha contra la pandemia

2020-11-24 4:02 AM

Las esperanzas de masivas campañas de vacunación contra la COVID-19 que podrían comenzar antes de fin de año se vieron reforzados con el anuncio de una tercera vacuna con buena eficacia.

vacuna COVIDLa empresa británica AstraZeneca, asociada con la universidad de Oxford, ha desarrollado una vacuna que tiene una eficacia media del 70 % y, en algunos casos, del 90 %, según resultados provisionales de ensayos clínicos a gran escala en Reino Unido y Brasil.

Estos resultados parecen menos concluyentes que los de sus competidoras como Pfizer/BioNTech y Moderna, cuya eficacia supera el 90 %.

Pero la vacuna británica tiene la ventaja de utilizar una tecnología más tradicional, lo que hace que sea menos costosa y más fácil de almacenar, sin necesidad de mantenerla en temperaturas muy bajas.

El laboratorio británico dice que presentará sus resultados rápidamente a las autoridades para obtener el primer visto bueno. Gracias a una “simple cadena de suministro”, la vacuna “será accesible y estará disponible en todo el mundo”, dijo Pascal Soriot, CEO de AstraZeneca.

AstraZeneca está avanzando rápidamente para fabricar hasta 3 000 millones de dosis, que estarán disponibles en 2021.

Las vacunaciones, empezando por los trabajadores de sanidad y las personas vulnerables, deberían empezar a mediados de diciembre en Estados Unidos y a principios de 2021 en Europa, con un aumento constante a medida que crezca la producción y se preparen y validen vacunas de otros laboratorios.

De las 48 vacunas candidatas en desarrollo en todo el mundo, 11 han entrado en la fase 3 de los ensayos, la última fase antes de la aprobación reglamentaria, según la OMS.

Mientras tanto, las medidas de restricción son las únicas armas contra la pandemia, que sigue avanzando en el mundo, en particular en Estados Unidos.

La ciudad más grande de Canadá, Toronto, fue puesta en confinamiento recientemente por lo menos durante 28 días.

“La situación es extremadamente seria”, dijo el primer ministro de Ontario Doug Ford. “No podemos arriesgarnos a que nuestros hospitales se vean abrumados”, añadió.

La provincia más poblada de Canadá acaba de superar la marca de los 100 000 contagios.

La epidemia se ha cobrado más de 11 000 vidas en Canadá y el primer ministro, Justin Trudeau, instó a “no reunirse con amigos, no celebrar cumpleaños, permanecer virtual, quedarse en casa tanto como sea posible”.

En Estados Unidos, las autoridades quieren comenzar las vacunaciones a mediados de diciembre, con la esperanza de lograr la llamada inmunidad de grupo el año que viene.

La campaña se lanzará cuando las primeras vacunas sean aprobadas por la administración de alimentos y medicamentos (FDA), dijo el domingo Moncef Slaoui, un alto funcionario a cargo de la operación de vacunación del gobierno.

“Nuestro plan es poder transportar las vacunas a los lugares de inmunización 24 horas después de su aprobación, por lo que espero que pueda ser el segundo día después de la aprobación, el 11 o 12 de diciembre”, dijo Slaoui.

El gobierno de Estados Unidos ya está planeando vacunar a 20 millones de personas en riesgo en diciembre y luego a entre 25 y 30 millones por mes.

La epidemia continúa extendiéndose rápidamente en Estados Unidos, con casi 160 000 nuevas infecciones registradas en las últimas 24 horas, según la universidad Johns Hopkins.

El virus ha infectado a más de 12 millones de personas y ha causado cerca de 257 000 muertes en el país, con mucho el más afectado del mundo, por delante de Brasil (más de 169 000 muertes).

La pandemia dejó al menos 1 388 590 muertos en todo el mundo desde que la oficina de la OMS en China informó de la enfermedad a finales de diciembre, según un recuento de la AFP con fuentes oficiales.

Desde el comienzo de la epidemia más de 58 647 610 personas contrajeron la enfermedad. De ellas al menos 37 298300 se recuperaron, según las autoridades.

En Europa, el confinamiento y otras restricciones impuestas a la población de muchos países para hacer frente a la segunda ola están empezando a dar sus frutos.

En España, se han registrado 400 casos de la COVID-19 por cada 100 000 habitantes en promedio durante 14 días, en comparación con los 530 casos de principios de mes, dijo el primer ministro Pedro Sánchez.

“La estrategia está funcionando”, afirmó.

En Barcelona abren bares y restaurantes tras más de un mes cerrados y también retoman su actividad cines, teatros y salas de conciertos. Todo ello con aforos limitados.

Aunque muchos no ven claro si le saldrá a cuenta. “Hoy es un día especial, hace sol y todo el mundo tiene ganas de salir. Pero veremos cómo va, hay mucha incertidumbre y todo el sector está al límite”, señaló a la AFP Andreu Valldeperes, propietario del histórico bar Zurich, justo al comienzo de las Ramblas de Barcelona.

América Latina y el Caribe continúa siendo la región más golpeada por la pandemia, con 434 831 fallecidos (12 480 101 contagios), seguida de Europa 372 285 (16 439 462).

noviembre 23/2020 (AFP) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Los europeos respiran un mejor aire que hace una década

2020-11-24 4:01 AM

La calidad del aire ha mejorado sensiblemente en Europa a lo largo de la última década, pero muchos europeos siguen muriendo prematuramente a causa de la contaminación, señaló un informe de la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA).

La contaminacion-960x623contaminación del aire es la más importante amenaza medioambiental para la salud de los europeos, puesto que causa enfermedades respiratorias y cardiovasculares fatales, subraya el estudio.

En la última década analizada (2009-2018), la cantidad de decesos a causa de los principales contaminantes del aire ha disminuido.

La AEMA señala que en la Europa de los 28 (UE + Reino Unido) el número de muertes vinculadas a partículas finas PM 2,5 (las que flotan en el aire con un diámetro menor a 2,5 micras) pasó de 417 000 en 2009 a 379 000 en 2018.

Solamente en lo que respecta al dióxido de nitrógeno (NO2), gas que emana sobre todo de los vehículos y plantas de energía térmica, las muertes precoces disminuyeron en el orden de un 54 % durante los últimos diez años, de 117 000 a 54 000.

Desde comienzos de los años 2000, las emisiones de los principales contaminantes atmosféricos, particularmente los óxidos de nitrógeno (NOx), han disminuido considerablemente en Europa, señala esta agencia con sede en Copenhague.

No obstante, existe un punto negro en lo que respecta a las partículas de ozono (O3), cuya tendencia es al alza con 19 400 decesos precoces en 2018, o sea, un aumento del 24 % desde 2009.

“La mejora de la calidad del aire merced a políticas sobre el clima y medioambientales es una buena noticia, pero como toda buena noticia también tiene su lado negativo, y no podemos soslayar que el número de muertes prematuras continúa siendo demasiado elevado”, destacó el comisario europeo de Medio Ambiente, Virginijus Sinkevicius, citado en este informe.

En 2018, el 34 % de los habitantes en las zonas urbanas todavía respiraba partículas de ozono en cantidad superior a los estándares europeos.

Los criterios europeos son menos estrictos que los de la Organización Mundial de la Salud (OMS), según la cual el 99 % de los habitantes de la UE respiran partículas de ozono muy por encima de lo recomendado.

noviembre 23/2020 (AFP) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

La corteza cerebral cambia con el entrenamiento cognitivo

2020-11-23 4:06 AM

El cerebro cambia físicamente en respuesta a un programa de entrenamiento cognitivo. Así concluye una investigación, publicada en la revista Brain Structure and Function, que revelan cómo los individuos con menor capacidad son los más beneficiados.

entrenamiento cerebroUn estudio coordinado desde la Universidad Autónoma de Madrid (UAM), en la que participaron científicos de la Universidad Complutense, la Universidad Pompeu Fabra, el Montreal Neurological Institute (Canadá) y la Universidad de California (Estados Unidos), analiza las consecuencias psicológicas y biológicas del entrenamiento cognitivo adaptado.

A partir de un entrenamiento diseñado para estimular procesos cognitivos necesarios para la memoria a corto plazo, los científicos observaron cambios contingentes en la estructura física del cerebro. Concretamente, registraron un aumento significativo en el área de superficie y el grosor de la corteza cerebral en determinadas regiones de los lóbulos frontales y temporales.

De acuerdo con el estudio, que se publica en Brain Structure and Function, las regiones donde apreciaron dichos cambios apoyan procesos psicológicos necesarios para completar satisfactoriamente el entrenamiento: memoria a corto plazo y resistencia a la interferencia e inhibición.

Además, los investigadores comprobaron que los individuos de menor capacidad cognitiva se benefician en mayor grado del entrenamiento, pues sus cerebros respondieron con mayor intensidad. Por el contrario, los cerebros de los individuos de mayor capacidad cognitiva respondieron débilmente al entrenamiento.

Según los autores, estos resultados subrayan la necesidad de conocer los recursos cognitivos del individuo para ayudar al diseño de entrenamientos adaptados a sus características personales. “Un entrenamiento estándar puede fracasar porque existe un desajuste con las características del individuo que lo completa”, aseguran.

Roberto Colom, del departamento de Psicología Biológica y de la Salud de la UAM, afirma que, “aunque los resultados de esta investigación se han obtenido con jóvenes sanos, las aplicaciones para individuos cognitivamente comprometidos son evidentes”.

“Por ejemplo —agrega el investigador—, la pérdida de grosor cortical que se produce espontáneamente con la edad podría atenuarse mediante programas de entrenamiento cognitivo personalizados. También, determinados síntomas asociados a trastornos como la esquizofrenia, podrían mejoran con el entrenamiento de la memoria a corto plazo”.

Entrenamiento individualizado

La muestra de esta investigación, un grupo de jóvenes sanas, completó una exhaustiva batería de doce pruebas psicológicas antes y después del entrenamiento cognitivo. El entrenamiento supuso doce semanas de intenso trabajo supervisado individualmente. Se observaron mejoras sustanciales en los niveles de dificultad que se iban superando sesión a sesión.

También se obtuvieron registros de resonancia magnética estructural y funcional en esos dos momentos, es decir, antes y después de entrenar. Las imágenes de los cerebros de las participantes se dividieron en una serie de regiones genéticamente significativas para calcular, seguidamente, los cambios de quienes entrenaron y quienes sirvieron de control. La comparativa reveló los cambios estructurales en el cerebro señalados anteriormente.

“Las críticas que se han generalizado recientemente sobre la falta de efectividad de los programas de entrenamiento cognitivo no deben aplicarse sin más a la investigación básica. La denuncia de una parte de la comunidad científica se ha concentrado en programas comerciales que proclaman, sin basarse en hechos constatados, poder mejorar la inteligencia o prevenir los trastornos degenerativos”, señala Colom.

“Es de subrayar que los programas deben ser personalizados, adaptados al individuo, si se pretende que sean eficientes”, agrega.

noviembre 22/2020 (SINC)

Dieta rica en pescado favorece una menor atrofia y menos envejecimiento cerebral

2020-11-23 4:05 AM

Se cuentan por cientos los estudios que han encontrado una relación entre seguir una dieta rica en pescado y una menor mortalidad cardiovascular o por accidentes cerebrovasculares. También existe un amplio número de ensayos que han relacionado su ingesta con un menor riesgo de desarrollar demencia. Sin embargo, el estudio que publica Zaldy Tan, de la Universidad de California en Los Ángeles (Estados Unidos) es distinto, interesante y casi definitivo.

rico pescadoEste científico y su equipo han llevado a cabo una investigación con resonancias magnéticas que constata que aquellos que menos pescado consumen en su dieta tienen un menor volumen cerebral, “que es el equivalente a dos años de envejecimiento estructural del cerebro”, detallan en el último Neurology.

En declaraciones el doctor Tan puntualiza: “Este es el primer estudio que analiza los glóbulos rojos de ácidos grasos omega-3 (que representan la ingesta dietética de este tipo de ácidos grasos que se encuentran típicamente en los peces) y los volúmenes del cerebro y el rendimiento cognitivo. Hay otros estudios con resultados similares, pero están basados en datos epidemiológicos obtenidos de cuestionarios sobre frecuencia alimentaria y, por tanto, no son tan fiables”.

Jorge Matías-Guiu, jefe del Servicio de Neurología del Hospital Clínico San Carlos de Madrid, reconoce que, efectivamente, “el estudio llega a confirmar evidencias anteriores que constatan cómo una dieta rica en determinados pescados favorece una menor atrofia y menos envejecimiento cerebral”.

La mayor ingesta alimentaria de pescados y “los niveles circulantes de ácido docosahexaenoico (DHA) y ácido eicosapentanoico (EPA), ambos ácidos grasos poliinsaturados esenciales de la serie omega-3 (que se encuentran fundamentalmente, en el salmón, las sardinas, los arenques, el sábalo o el verdel) se han relacionado con un menor riesgo de demencia, pero los mecanismos que subyacen a esta asociación no están del todo claros. Por eso hemos llevado a cabo un estudio que establezca los niveles sanguíneos de estos ácidos y su relación con imágenes subclínicas y marcadores cognitivos de riesgo de demencia en un grupo de personas de mediana edad”, introducen los autores en su ensayo.

De esta forma los científicos escogieron a participantes del estudio Framingham (famosa investigación que se inició en 1948 con el fin de identificar los factores de riesgo comunes y característicos de las enfermedades cardiovasculares) que no tuvieran demencia. Finalmente reclutaron a 1 575 varones y 854 mujeres de entre 67 y 69 años.

“El trabajo de Zaldy Tan parte de una cohorte del famoso Framinghan, uno de los estudios metodológicamente más rigurosos a largo plazo. Por este motivo, y aunque otros ensayos han fallado a la hora de establecer la relación entre consumo de pescado y beneficios cerebrales debido seguramente a problemas de metodología, estamos ante un trabajo muy importante, potente y riguroso”, insiste el experto español.

A todos los participantes se les realizó una resonancia magnética del volumen cerebral, así como una serie de test cognitivos. Además se tuvieron en cuenta los niveles de glóbulos rojos de los ácidos DHA  (Ácido docosahexaenoico) y (ácido eicosapentaenoico) EPA.

El ácido eicosapentaenoico (EPA) y docosahexaenoico (DHA), son  ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga omega-3 (AGPICL ω-3) .

Los científicos establecieron, asimismo, las cantidades de la alipoproteína APOE 4, involucrada en una mayor sensibilidad a contraer la enfermedad de Alzheimer, los de homocisteína (cuyos niveles aumentados pueden indicar riesgo de infarto o de ictus), así como los factores de riesgo vasculares y el índice de masa corporal de los participantes.

Los datos revelan que las personas con menores niveles de DHA tenían un volumen cerebral menor en comparación con los que consumían mayores cantidades de pescado. Pero, además, los que menos omega-3 ingerían eran los que puntuaban más bajo en la función ejecutiva, como resolver problemas o pensar en abstracto, y poseían menor memoria visual.

“En nuestra investigación, hemos encontrado que, en la mediana edad, aquellos con menos niveles de DHA y EPA tenían marcadores asociados a un envejecimiento estructural y cognitivo. Estos datos amplían los obtenidos en el estudio “Salud Cardiovascular” que muestra que comer pescado tres veces a la semana se asocia a un menor riesgo de anomalías vasculares cerebrales”, detalla el investigador principal.

Insiste, además, que “aunque se necesitan más investigaciones para confirmar estos datos, la base de este trabajo y de otros indican que la ingesta regular de pescado rico en ácidos grasos omega-3 puede ser beneficiosa no solo para el corazón, sino también para el cerebro”.

El experto del Clínico reconoce “que con estos datos se refuerza el papel preventivo de la dieta. Confirmamos de nuevo la importancia de seguir una dieta mediterránea para prevenir enfermedades cardiovasculares y un menor deterioro cognitivo. No obstante, hay que reconocer que los mecanismos últimos por los que el pescado protege el cerebro aún los desconocemos, dado que puede actuar a nivel vascular o evitando los procesos degenerativos, u ambas cosas a la vez. Esta parte es la más complicada de establecer en estudios”.

Este especialista resalta la importancia de “ser generosos” con el consumo de pescado en la dieta, a la luz de las evidencias científicas”.

noviembre 22/2020 (Prensa Latina).- Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Estudian genética molecular para detectar enfermedades mitocondriales

2020-11-23 4:04 AM

 Las enfermedades mitocondriales constituyen un grupo heterogéneo de alteraciones caracterizadas por un fenotipo complejo con manifestaciones clínicas diversas, como el deterioro de las funciones mentales, trastornos motores, epilepsia, accidentes cerebrovasculares, oftalmoplejía, sordera, ceguera, disfunciones hepáticas y pancreáticas, así como cardiomiopatía, entre otras.

 mitocondriaFrancisco Montiel Sosa, académico de la Facultad de Estudios Superiores (FES) Cuautitlán de la UNAM y uno de los científicos más destacados en el área, dijo que su prevalencia, recién reportada, es de uno por cada cinco mil nacimientos.

Estos padecimientos se manifiestan particularmente en neonatos, aunque también en adultos de todas las edades. Son resultado de mutaciones en el ADNmt (ácido desoxirribonucleico mitocondrial) y se transmiten por línea materna, lo que significa que podrían verse implicadas varias generaciones en una familia, explicó.

 En un comunicado, destacó que para brindar un tratamiento oportuno se requiere un diagnóstico correcto.

 Este proceso implica la obtención de datos clínicos, morfológicos, bioquímicos y genéticos, tarea que realiza el grupo de investigación encabezado por el universitario, titular del Laboratorio DNA Mitocondrial con Aplicaciones Multidisciplinarias, en colaboración con sus colegas del Departamento de Bioquímica y Biología Molecular y Celular, de la Universidad de Zaragoza, España.

 Por tratarse de afecciones de origen genético, a la fecha no existe cura para ellas.

 El diagnóstico que este grupo de investigación lleva a cabo consiste en el estudio genético molecular de una muestra del paciente -sangre o biopsia muscular-, de la que se aísla el ADN para buscar mutaciones en el ADNmt, vinculadas con alguna de las 10 patologías reconocidas y descritas como enfermedades mitocondriales.

En México son poco conocidos estos padecimientos ocasionados por defectos en el genoma mitocondrial, herencia exclusiva de la madre. En ocasiones, a los neurólogos pediatras les cuesta trabajo establecer un diagnóstico preciso y si hay sospecha de su existencia recurren al grupo de investigación de la FES Cuautitlán.

Algunos de estos padecimientos pueden ser letales para los pequeños, que fallecen a los pocos meses de vida, aunque hay patologías que no son muy severas y el paciente puede vivir un poco más.

Uno de los más frecuentes en mexicanos es la encefalomiopatía mitocondrial con acidosis láctica y cuadros de accidentes cerebrovasculares (MELAS), en el que el niño a determinada edad empieza a manifestar trastornos motores y neurológicos.

De 2004 a la fecha el grupo de investigación ha realizado unos 100 estudios para diversas enfermedades, de los cuales 15 han sido confirmados para MELAS, cinco para otros trastornos mitocondriales y el resto resultaron negativos.

 La información que el laboratorio universitario proporciona a los médicos permite brindar un tratamiento que ayude al paciente a alcanzar, en la medida de lo posible, una mejor calidad de vida.

noviembre 22/2020 (Notimex).- Tomado del Boletín temático de Medicina, Prensa Latina Copyright 2015 Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Aire contaminado genera más ataques cardíacos que la cocaína

2020-11-23 4:03 AM

La contaminación del aire produce más ataques al corazón que el consumo de cocaína e implica un riesgo cardíaco tan alto como el alcohol, el café y el esfuerzo físico, científicos informaron recientemente.

Contaminacion-Ambiental-1El sexo, la ira, el consumo de marihuana y las infecciones respiratorias o torácicas también pueden disparar ataques cardíacos de diferente tenor, dijeron investigadores, pero la contaminación del aire -particularmente por el tráfico- es el mayor culpable.

Los hallazgos, publicados en la revista The Lancet, sugieren que factores como la contaminación del aire deberían tomarse más seriamente cuando se consideran los riesgos cardíacos y deberían ponerse en contexto junto con riesgos mayores pero relativamente más raros como el uso de drogas.

Tim Nawrot de la Universidad de Hasselt en Bélgica, quien dirigió el estudio, señaló que espera que sus hallazgos también alienten a los médicos a pensar con más frecuencia sobre los riesgos al nivel poblacional.

“Los médicos siempre están viendo pacientes individuales y los factores bajos de riesgo no parecerían tan importantes a nivel individual, pero si son prevalentes en la población, entonces tienen una mayor relevancia en la salud pública”, indicó Nawrot en la entrevista.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) describe la contaminación del aire como “un riesgo ambiental importante para la salud” y estima que causa anualmente alrededor de dos millones de muertes prematuras en todo el mundo.

El equipo de Nawrot combinó datos de 36 estudios separados y calculó el riesgo relativo por una serie de disparadores de ataque cardíaco y la proporción total de infartos que causaría cada uno de ellos.

El que generó una mayor proporción fue el tráfico, seguido del esfuerzo físico, el alcohol, el café, la contaminación del aire y luego la ira, el sexo, el consumo de cocaína, de marihuana y las infecciones respiratorias.

“De los disparadores de ataque cardíaco estudiados, la cocaína es el más propenso a generar un episodio individual, pero el tráfico tiene el mayor efecto poblacional dado que más personas están expuestas a él”, escribieron los investigadores.

noviembre 22/2020(Reuters) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Más del 75 % de los músicos presenta lesiones profesionales

2020-11-23 4:02 AM

Más del 75 % de los músicos presenta alguna lesión derivada de su actividad debido al “sobre-uso muscular”, las horas de ensayo “mal organizadas” y la “falta de concienciación postural”, según informó el Colegio de Fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid.

músico“Un músico realiza un gran esfuerzo físico durante sus actuaciones”, señaló el secretario general del colegio, José Santos. De hecho, “hay trabajos que demuestran que el esfuerzo cardiaco de un artista durante una actuación es equiparable al de un deportista de élite durante la competición”, afirmó.

Por este motivo, “es imprescindible que cuenten con el asesoramiento y el cuidado de un fisioterapeuta de cara a prevenir y tratar posibles lesiones, que de no atenderse pueden derivar en un problema mayor que les impida seguir desempeñando su actividad”, apuntó Santos.

En este sentido, el colegio de fisioterapeutas madrileño ha celebrado cursos teórico-prácticos, con la intención de formar a los fisioterapeutas interesados en los tratamientos más adecuados para atender, de forma tanto personalizada como grupal, al colectivo de músicos, bailarines y actores, según sus características profesionales y psicológicas.

noviembre 22/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Método para la representación simbólica de neuronas

2020-11-23 4:01 AM

Un equipo de investigadores ha desarrollado una nueva técnica de representación simbólica de células neuronales, que facilita el análisis de su morfología para su utilización en investigación en neurociencia. El trabajo incluye una herramienta de software para generar representaciones gráficas de neuronas a partir de archivos de reconstrucción 3D asistidos por ordenador.
neuronasEl método desarrollado, basado en una representación simbólica que puede adaptarse para mejorar un rango particular de características de una neurona o conjunto de neuronas, ha demostrado ser útil para resaltar geometrías particulares que pueden estar ocultas debido a la complejidad de las tareas de análisis y la riqueza de las morfologías neuronales.

En los últimos años, el número de células reconstruidas gracias a la mejora de técnicas y equipamiento está trasladando el problema científico desde la adquisición de los datos a su procesado. En ese sentido, las representaciones simbólicas permiten avanzar en la comprensión del conocimiento. Los autores también han llevado a cabo un estudio en el que se valida su usabilidad, contrastándola con los métodos tradicionales de proyección bidimensional de datos.

Los resultados indican que la representación propuesta facilita la interpretación de las características morfológicas principales de las neuronas, disminuyendo el número de errores en su cuantificación y mejorando la velocidad de su lectura.

noviembre 22/2020 (neurologia)

La lucha contra el VIH deja algunas reflexiones valiosas en torno a la pandemia del coronavirus

2020-11-22 4:06 AM

A simple vista, la pandemia de SIDA y la de la COVID no tienen mucho más en común que el estar causadas por virus, haber llegado hasta el último rincón del mundo. Al mirar con un poco más de detalle, sin embargo, se pueden establecer más nexos, como el miedo que han generado; la urgencia por contar con tratamientos que eviten muertes; cómo han puesto de relieve la importancia de la salud pública, y el impacto en las relaciones personales.

VIH COVIDComo muchos otros compañeros sanitarios, los especialistas en enfermedades infecciosas han visto sobrevenir en los últimos meses la pandemia de la COVID-19.

Algunos de ellos contaban con la experiencia de haber empezado a tratar una “nueva” enfermedad, el SIDA (síndrome de inmunodeiciencia adquirida), en la década de los 80. Cuatro décadas después, la forma de abordar la infección por el virus de inmunodeficiencia humana (VIH), poco tiene que ver con la de entonces, si bien los médicos que se dedican a este campo siguen compartiendo una perspectiva integral de su trabajo en la que abarcan junto a aspectos científicos otros del ámbito social.

La doble lucha contra la pandemia del SIDA y la de la COVID permite extraer algunas reflexiones útiles, como las que surgen a lo largo de esta conversación entre dos especialistas en Enfermedades Infecciosas recogida en la serie #Admirables de Diario Médico y Correo Farmacéutico.

Se describen los primeros casos de sida, cinco jóvenes en Los Angeles con una “extraña neumonía” detallada en Morbidity and Mortality Weekly Report, de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades​ (CDC),  puede marcar.

Sergio Serrano tenía muy claro desde la universidad que quería dedicarse al VIH/SIDA. Hasta el punto de dejar un contrato en un hospital para incorporarse con una beca de investigación a uno de los equipos de referencia en este ámbito, el que dirige Santiago Moreno en el Hospital Universitario Ramón y Cajal de Madrid.

El primer paciente con VIH que vio Serrano, cuando aún estudiaba la carrera en 2002, estaba ingresado por un linfoma cerebral primario. Moreno recuerda el impacto que le causó otro de sus primeros pacientes con VIH, que trató mientras hacía la especialidad en el Ramón y Cajal: era un joven afectado por un sarcoma de Kaposi, muy delgado. Pronto vieron que también su pareja, que en principio solo le acompañaba en la habitación del hospital, presentaba una linfadenopatía reactiva. Corría el año 1984 y ya asomaba la epidemia que en España afectaría a muchos usuarios de drogas. “Todavía no existía el test del VIH. Diagnosticábamos por la clínica y la epidemiología”, recuerda el jefe de Enfermedades Infecciosas del Ramón y Cajal.

En esos primeros momentos no había miedo, sino pánico: “Algunos se negaban a operar de apendicitis a chicos con SIDA, porque, total, si no iban a vivir… , había médicos y personal sanitario que no querían acercarse a estos enfermos, porque temían el contagio”.

El miedo es un denominador común en ambas infecciones, pero con matices, porque “en el caso del sida pronto se reconoció que había grupos de riesgo y eso generó un estigma social hacia determinadas personas, y también mucho sufrimiento, que aún se ve hoy en día”, dice Serrano.

Serrano: “Los profesionales que trataban el SIDA en el inicio estaban dispuestos a superar ciertas barreras mentales, mientras que con la COVID ha tenido que implicarse todo el mundo”

Moreno opina que “lo que vimos en el inicio del SIDA fue a gente que daba un paso atrás, alegando que no era su especialidad. Ahora, en cambio, todos han dado un paso hacia adelante, ha imperado la idea de que estamos en el mismo barco”.

A lo que Serrano aduce que “en la COVID el miedo ha sido masivo. Desde el principio se ha visto que el coronavirus era fácilmente transmisible, incluso entre asintomáticos, y eso ha despertado recelo tanto en la población como entre los trabajadores sanitarios. Antes de que la COVID estallara aquí, habíamos visto a médicos muertos por neumonía en China. Los sanitarios hemos sido el colectivo de riesgo principal al estar en primera línea y al principio, la falta de material de protección ha generado miedo. Ha sido habitual ver a médicos y enfermeros llorando por la situación, por el temor de poner en riesgo a sus familiares; eso, psicológicamente, es muy duro. Los profesionales que trataban el sida en el inicio estaban dispuestos a superar ciertas barreras mentales, mientras que con la COVID ha tenido que implicarse gente que no tiene esa capacidad de superar el miedo atávico al contagio”.

Un mensaje claro y unívoco desde las autoridades competentes contribuye a disipar temores innecesarios. Moreno recuerda las hipótesis, a principios de la década de 1990, sobre una posible transmisión del retrovirus a través de la saliva o incluso por la picadura de un mosquito. Eran afirmaciones infundadas que coleaban durante meses. Todo eso cambió con la campaña del “sí-da, no-da” lanzada desde las administraciones. “Dejaba bien claro qué debía evitarse y qué no, y el mensaje llegó muy bien, especialmente, a la gente joven”. Por eso opina que “es importante que desde la administración sanitaria haya una voz firme y con rigor científico que dé tranquilidad a la población. Recientemente, las sociedades científicas han reivindicado ser escuchadas por los responsables políticos. “Lo cierto es que en los 80 nos hacían aún menos caso”, reconoce Moreno. “Incluso se estigmatizaba a los que trabajaban en el VIH, y aún hoy en algunos países ocurre así”, añade Serrano.

El responsable de Enfermedades Infecciosas es crítico con la falta de previsión: “En la segunda ola no se ha actuado con contundencia para controlar la extensión de los brotes. Desde el principio se sabía que los brotes eran inevitables, porque no había desaparecido el virus ni todas las conductas que favorecen su transmisión. Por eso, era necesario tomar medidas para controlar la extensión de los brotes: con estudio de contactos, dispositivos de rastreo y seguimiento”.

Al hilo, Serrano apunta que “no se puede estar siempre al límite de recursos y con plantillas raquíticas. Hay que asumir que en algunas áreas vale más estar sobredimensionado que lo contrario”.

Un riesgo generalizado

El coronavirus no tiene la altísima tasa de mortalidad que acompañaba al VIH al principio, pero sí puede ser letal en determinados grupos etarios y en personas con ciertas patologías. En el inicio de la primera ola, les preocupaban sus pacientes, pues pensaban que tendrían más riesgo al tener el VIH, pero “luego se ha visto que no era así. Se llegó a pensar que estos pacientes no se infectaban porque tenían más cuidado. Parece que uno de los antirretrovirales, el tenofovir TDF, que se ha ido sustituyendo en los regímenes terapéuticos por otro menos tóxico, podría evitar la infección. Entre los que lo tomaban, se han detectado menos infecciones y si las ha habido, eran menos graves. Ahora está investigando el posible papel de este fármaco”, comenta Moreno.

Al margen de los grupos de riesgo, la COVID puede golpear con fuerza a todo tipo de personas. En la primera ola, ambos contrajeron la infección, casi al mismo tiempo; a Santiago Moreno el coronavirus le llevó a cuidados intensivos. Ahora hasta bromean con aquellos malos días:  “Ninguno ha estado tan enfermo en la vida”, dice Serrano.

Urgencia por tener tratamientos

La sensación de urgencia que se está viviendo ahora para investigar también recuerda de alguna manera a la investigación en tratamientos al inicio del VIH. En Estados Unidos, se hicieron reformas para acelerar los procesos de ensayo de los antirretrovirales. Al igual que ahora está ocurriendo con las vacunas para la COVID, comenta Serrano, “la aprobación del AZT fue hasta ese momento la más rápida que había alcanzado un fármaco”.

Este especialista reconoce que con la COVID “ha sido difícil para los médicos aceptar que estábamos en una situación desesperada y teníamos que ofrecer a los pacientes lo que pensábamos que podía funcionar y conciliarlo con la calidad de la información de la que disponíamos inicialmente. El esfuerzo para encontrar tratamientos está siendo inmenso. Hoy el problema es que un hospital no puede cubrir la oferta de ensayos clínicos”, y asume que de haber contado con una historia clínica electrónica única y uniforme en España habrían podido abordar hipótesis para la investigación de forma más rápida.

En los primeros años del SIDA, en cambio, la ausencia de tratamientos específicos y de reposicionamientos farmacológicos llevó a los pacientes, primero en Estados Unidos, y después en otros países, a unirse en movimientos activistas que se ganaron una posición en el diseño de los ensayos. En las reuniones de los  National Institutes of Health (NIH) y la Adminstración de Medicamentos y Alimentos de los Estados Unidos (FDA), opinaban, aunque sin voto. “Ante la desesperación, proponían experimentar con productos no contrastados”, relata Moreno. Entre otros, fue sonado cómo recurrieron al compuesto Q (un derivado de una planta) “que había demostrado in vitro gran actividad frente al VIH y que ellos pensaban que no se investigaba porque no era rentable para las farmacéuticas”. Aun así, se conseguía clandestinamente, pero su alta toxicidad provocó algunas muertes, lo que obligó a los NIH a publicar  una advertencia sobre sus riesgos.

Con la COVID, el grado de desesperación ha alcanzado a los clínicos, continúa Serrano, “como refleja el hecho de que no solo entre dos países distintos o dos comunidades autónomas, sino que en un mismo hospital, dos médicos ofrecían tratamientos diferentes. Eso era el resultado de que querías hacer algo por los pacientes, lo que fuera. La necesidad de un liderazgo científico es una lección que debemos aprender”.

Hay puntos en común, pero entre las muchas diferencias que distancian al SARS-CoV-2 del VIH destaca que la infección por el VIH no es curable. Mientras que el coronavirus se elimina del organismo, el VIH destruye el sistema inmune, dejando al paciente completamente indefenso. Para detener la pandemia es necesaria una vacuna eficaz –o una inmunización generalizada, algo que podría estar pasando en Madrid, desliza Moreno-. Las últimas noticias sobre las vacunas de la COVID invitan a la esperanza, con todas las cautelas. Sin embargo, décadas de investigación no han sido suficientes para hallar una vacuna preventiva del VIH, un virus que es “todo un desafío”. No es que sea imposible, pero “ya hemos vivido muchas decepciones”, reconoce Moreno. Aún no sabemos si habrá vacunas y tratamientos que erradicarán el nuevo virus o si finalmente curarán el VIH, lo que seguro habrá son médicos y científicos que no van a dejar de intentarlo

 noviembre 21/2020 (Diario Médico)

Dieta mediterránea, vinculada a una reducción del riesgo de diabetes en un estudio de salud de la mujer

2020-11-22 4:05 AM

La dieta mediterránea, rica en aceite de oliva, frutas, verduras, legumbres, nueces y semillas, es una forma recomendada de reducir el riesgo de enfermedades cardíacas, diabetes tipo 2 y otros resultados adversos para la salud. Pero no está claro exactamente cómo y por qué reduce el riesgo de diabetes tipo 2.

dieta mediterráneaEn un estudio realizado por investigadores del Brigham and Women’s Hospital, en Estados Unidos, los investigadores examinaron los resultados de más de 25 000 participantes en el Women’s Health Study, un estudio de cohorte longitudinal que siguió a las mujeres profesionales de la salud durante más de 20 años.

En un artículo publicado en JAMA Network Open, informan de que las mujeres que se adhirieron a una dieta más similar a la mediterránea tenían una tasa de diabetes tipo 2 un 30 por ciento más baja que las mujeres que no lo hicieron.

El equipo examinó varios biomarcadores para buscar explicaciones biológicas para estos resultados, encontrando mecanismos clave que incluyen resistencia a la insulina, índice de masa corporal, metabolismo de lipoproteínas e inflamación.

“Nuestros hallazgos apoyan la idea de que al mejorar su dieta, las personas pueden mejorar su riesgo futuro de diabetes tipo 2, particularmente si tienen sobrepeso u obesidad”, señala la autora correspondiente Samia Mora, de las divisiones de Medicina Preventiva de Brigham y Medicina Cardiovascular y profesor asociado en la Escuela de Medicina de Harvard.

“Gran parte del beneficio que vemos se puede explicar a través de unas pocas vías, continúa. Y es importante tener en cuenta que muchos de estos cambios no ocurren de inmediato, mientras que el metabolismo puede cambiar en un corto período de tiempo, nuestro estudio indica que se están produciendo cambios a más largo plazo que pueden brindar protección durante décadas”.

El Women’s Health Study (WHS) inscribió a mujeres profesionales de la salud entre 1992 y 1995 y recopiló datos hasta diciembre de 2017. Fue diseñado para evaluar los efectos de la vitamina E y la aspirina en dosis bajas sobre el riesgo de enfermedad cardíaca y cáncer.

Además, se pidió a los participantes que completaran cuestionarios de frecuencia alimentaria (FFQ) sobre la ingesta dietética cuando comenzó el estudio y que respondieran otras preguntas sobre estilo de vida, historial médico, demografía y más. Más de 28 000 mujeres proporcionaron muestras de sangre al comienzo del ensayo.

Mora y sus colegas aprovecharon los datos de las FFQ y las muestras de sangre para investigar la relación entre la dieta mediterránea, la diabetes tipo 2 y los biomarcadores que podrían explicar la conexión. Para ello, asignaron a cada participante una puntuación de ingesta de dieta MED de 0 a 9, con puntos asignados por mayor ingesta de frutas, verduras, cereales integrales, legumbres, frutos secos y pescado, ingesta moderada de alcohol y menor ingesta de carnes rojas o procesadas.

El equipo midió una variedad de biomarcadores, incluidos los tradicionales como el colesterol y otros más especializados que solo pueden detectarse mediante resonancia magnética nucleica. Estos incluyeron lipoproteínas, moléculas que empaquetan y transportan grasas y proteínas, y medidas de resistencia a la insulina, una condición en la que los músculos, el hígado y las células grasas no responden a las cantidades normales de insulina.

De las más de 25 000 participantes en WHS, 2 307 desarrollaron diabetes tipo 2. Las participantes con una mayor ingesta de dieta mediterránea al comienzo del estudio (puntuaciones mayores o iguales a 6) desarrollaron diabetes a tasas que fueron un 30 por ciento más bajas que los participantes con una menor ingesta de dieta mediterránea (puntuaciones menores o iguales a 3).

Este efecto se observó solo entre los participantes con un índice de masa corporal superior a 25 (rango de sobrepeso u obesidad) y no entre los participantes cuyo IMC era inferior a 25 (normal o bajo peso).

Los biomarcadores de resistencia a la insulina parecían ser los que más contribuían a reducir el riesgo, seguidos de los biomarcadores del índice de masa corporal, las medidas de lipoproteínas de alta densidad y la inflamación.

“La mayor parte de este riesgo reducido asociado con la dieta mediterránea y la diabetes tipo 2 se explicó a través de los biomarcadores relacionados con la resistencia a la insulina, la adiposidad, el metabolismo de las lipoproteínas y la inflamación , explica el primer autor Shafqat Ahmad, investigador de la Unidad de Epidemiología Molecular de la Universiad de Uppsala, en Suecia, quien ayudó a realizar el estudio mientras trabajaba en Brigham. Este conocimiento puede tener importantes consecuencias posteriores para la prevención primaria de la diabetes”.

Mora enfatiza que la comprensión de la biología que explica cómo la dieta mediterránea puede ayudar a proteger contra la diabetes podría ser útil en la medicina preventiva y para los médicos que hablan con los pacientes sobre los cambios en la dieta.

“Incluso los pequeños cambios pueden acumularse con el tiempo, señala. Y puede haber muchas vías biológicas que conduzcan a un beneficio. Una de las mejores cosas que los pacientes pueden hacer por su salud en el futuro es mejorar su dieta, y ahora estamos empezando a comprender por qué”.

noviembre 21/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Sudáfrica con unos dos mil casos diarios de la COVID-19

2020-11-22 4:04 AM

El número de nuevos casos de la COVID-19 en Sudáfrica aumentó como promedio diario en dos mil 107 durante la semana pasada, reveló el Ministerio de Salud.

neumonía por coronavirusDe esa manera, según el diario reporte sobre el estado de la pandemia en el país, el acumulado de personas afectadas por la COVID-19 en toda la nación es de 757 mil 144, de los cuales dos mil 888 fueron reportadas en las últimas 24 horas.

Acorde con los datos del comunicado, con ese total, junto a 701 mil 534 recuperaciones y 20 mil 556 muertes notificadas, se estima que en estos momentos hay 35 mil 54 casos activos de la COVID-19 en Sudáfrica.

La central provincia de Gauteng posee el mayor número de casos acumulados, con 232 mil 147, y un estimado de dos mil 145 activos que tiene la enfermedad en estos momentos

Por su parte, la suroriental KwaZulu-Natal registra el segundo mayor número de afectados por la COVID-19, 125 mil 282, y cinco mil 449 casos activos, mientras que la sureña Eastern Cape tiene el mayor número de enfermos con siete mil 961.

Según el titular de Salud, Zweli Mkhize, el aumento actual en la expansión de la pandemia no llega a los parámetros definidos por la OMS, de un incremento sostenido del 20 por ciento durante un período de siete días, para calificarlo como una segunda ola.

Las autoridades de Salud informaron además de 123 nuevas muertes en las últimas 24 horas a causa de la pandemia.

Esto eleva el número de decesos a 20 mil 556. La mayoría de ellos se registró en Gauteng y Western Cape, con cuatro mil 935 y cuatro mil 487 muertes, respectivamente.

En promedio durante la semana pasada, se reportaron 78 fallecimientos por día.

noviembre 21/2020 (Prensa Latina) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

 

Covid-19 sigue en alza en El Líbano

Descubren una mutación genética que protege contra enfermedades, presente solo en algunas familias francocandienses

2020-11-22 4:03 AM

Los investigadores de la Universidad McMaster y el Instituto de Investigación Clínica de Montreal, en Canadá, creen que han encontrado una fuente de juventud en una mutación genética que protege contra enfermedades, que al parecer es exclusiva de algunas familias francocanadienses, según publican en la revista Journal of Clinical Investigation.

mutación PCK9Q152HInicialmente se pensó que la mutación del gen PCSK9, denominada PCSK9Q152H, protegía contra las enfermedades cardiovasculares. Estudios recientes revelan que puede proteger también contra otras enfermedades humanas, principalmente enfermedades del hígado. Puede permitir que los afortunados sujetos mutantes PCSK9Q152H se mantengan en buen estado de salud y vivan más tiempo.

El trabajo fue dirigido por los biólogos vasculares Richard Austin y Paul Lebeau, de la Universidad McMaster, y por el endocrinólogo del Instituto de Investigación Clínica de Montreal Michel Chrétien, profesor emérito de la Universidad de Montreal.

“Estos son hallazgos emocionantes; lo que hemos encontrado puede representar una especie de fuente de juventud, celebra Austin, profesor de medicina y uno de los autores principales del estudio-. Ahora queremos ver si podemos idear un enfoque de terapia génica para sobreexpresar esta variante genética mutante específica en el hígado y, por lo tanto, ofrecer un tratamiento innovador para una serie de enfermedades que normalmente conducen a una muerte prematura”.

La noticia de la mutación PCSK9Q152H se publicó por primera vez en 2011, después de que Chrétien, el investigador clínico principal del estudio actual, la descubriera en una familia francocanadiense. Expresado principalmente en el hígado, el gen mutado reduce el colesterol LDL (“malo”) en plasma de una persona y previene las enfermedades cardiovasculares. Chrétien y su colega del IRCM, Hanny Wassef, también lo encontraron en otras dos grandes familias francocanadienses.

Las personas que portan esta mutación genética están sorprendentemente sanas hasta bien entrados los 80 y mediados de los 90. Además de su bajo colesterol LDL en plasma y su bajo riesgo de enfermedades cardiovasculares, su función hepática es completamente normal cuando se mide a través de imágenes y una evaluación médica completa, encontraron los científicos de Montreal.

Sin embargo, hasta ahora, el mecanismo subyacente por el cual la mutación representaba un beneficio para la salud diferente, al cardiovascular era un misterio.

En el nuevo estudio, los investigadores de McMaster muestran que la sobreexpresión de esta variante genética en el hígado de ratones que no portan PCSK9Q152H tuvo un efecto protector sorprendente contra las lesiones y disfunciones del hígado. Además, la sobreexpresión condujo a una gran reducción en sus niveles circulantes de PCSK9, al igual que ocurre en las personas, disminuyendo el colesterol malo de las personas y manteniéndolas en buena salud cardiovascular.

“Cuando iniciamos estos estudios, habíamos especulado que la introducción de la proteína mutante PCSK9Q152H en el hígado de ratones causaría daño o disfunción hepática”, señala Austin. “Pero para nuestro asombro, añade Lebeau, la sobreexpresión de la variante del gen mutante en los hígados de los ratones no causó estrés en el sistema de fabricación y empaquetado celular llamado retículo endoplásmico, o ER, y en realidad protegió contra la lesión hepática inducida por el estrés de ER”.

En su laboratorio, los científicos de McMaster demostraron que la variante del gen mutante actúa como una proteína co-chaperona única para estabilizar varias chaperonas ER conocidas, a saber, GRP78 y GRP94, y para aumentar su actividad protectora contra el daño hepático.

“Estos resultados del grupo del doctor Austin son particularmente gratificantes, ya que explican experimentalmente que esta mutación genética, conocida por reducir los accidentes cardiovasculares, también protege contra la lesión y disfunción hepática, incluso en personas que tienen entre 80 y 90 años”, señala Chrétien, también científico emérito del Instituto de Investigación del Hospital de Ottawa.

“Además, añade, estos hallazgos deberían permitirnos determinar si esta mutación única proporciona protección adicional contra enfermedades hepáticas como el cáncer, además de su efecto protector contra accidentes cardiovasculares”.

noviembre 21/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

 

Los supercontagios, ¿el carburante de la pandemia?

2020-11-22 4:02 AM

Cada vez son más los expertos que sospechan que los eventos que desembocan en un gran número de contagios, ya sea en lugares de culto, cruceros o reuniones familiares, son uno de los principales motores de la pandemia de la COVID-19, con casos desconcertantes que dieron la vuelta al mundo.

contagioEste fenómeno se caracteriza por la transmisión del virus a “10, 20, 50 personas e incluso más”, mientras que en la mayoría de casos, la cadena de contagiosidad tiene tendencia a interrumpirse rápidamente, explica Benjamin Althouse, investigador del Instituto de Modelización de Enfermedades de la Universidad de Washington.

No se descarta incluso que un 90 % de los casos de la COVID-19 vengan solo del 10 % de las personas infectadas, estima.

“Es como arrojar cerillas sobre un poco de leña: a la primera no pasa nada, a la segunda tampoco, pero de repente, a la tercera, el fuego prende y todo se quema”, prosigue este experto.

“Los supercontagios son una marca de fábrica de los coronavirus”, dijo a finales de octubre en Twitter una responsable de la OMS, Maria Van Kerkhove.

En los últimos meses, varios ejemplos de supercontagios dieron la vuelta al mundo.

En febrero, una surcoreana de 61 años, identificada como la “Paciente 31″, estuvo detrás de una ola de contagios en el seno de la Iglesia Shincheonji de Jesús, un movimiento religioso considerado por algunos como una secta.

Incluso se la comparó con Mary Mallon, alias “Typhoid Mary”, una cocinera que ingresó en la historia de la medicina a principios del siglo XX por ser la primera portadora sana de la fiebre tifoidea en Estados Unidos y haber transmitido la enfermedad a decenas de personas.

Con más de 5 000 casos relacionados, la Iglesia Shincheonji de Jesús se convirtió en el principal vector de propagación del coronavirus en Corea del Sur.

Asimismo, se sospecha que un congreso anual organizado a finales de febrero por la empresa farmacéutica estadounidense Biogen provocó unos 20 000 casos en la región de Boston.

Al margen de estos ejemplos asombrosos, un estudio estadounidense publicado en septiembre en la revista Science concluyó que “los supercontagios predominan” en la transmisión del SARS-CoV-2.

Los investigadores analizaron los datos de los cuatro primeros meses de la epidemia en los estados indios de Tamil Nadu y de Andra Pradesh. Su conclusión: el 8 % de las personas infectadas estaban detrás del 60 % de los nuevos casos, mientras que el 71 % de los contagiados no habían transmitido el virus a ninguno de sus contactos.

Desde el inicio de la pandemia, los expertos se centraron en un indicador en particular: la tasa de reproducción, llamada R0, que determina el promedio de personas que contagia un individuo.

Pero aislar este criterio “no basta para tener un cuadro completo” de la transmisión, advierte Benjamin Althouse.

Así, la gripe, el Ébola y la COVID-19 tienen un R0 entre 2 y 3. Pero la gente aquejada de la primera tiene una tendencia uniforme de infección, mientras que, en los otros dos casos, la transmisión es más dispar: algunos no infectan o apenas lo hacen y otros contagian a decenas de personas, agrega.

¿Pero qué determina este tipo de supercontagios?

Por ahora se desconoce cuál es el papel de los factores biológicos, como, por ejemplo, si determinadas personas serían supercontagiadoras al ser portadoras de una carga viral más elevada que el resto.

Pero la ciencia sí que determinó cuáles son las circunstancias propicias para este tipo de transmisión: se dan sobre todo en lugares cerrados, mal ventilados, abarrotados y donde se habla, grita o se canta.

Así, un estudio publicado recientemente en la revista Nature mostró que los restaurantes, los gimnasios y los bares son los lugares de mayor contagio en Estados Unidos.

Basándose en los datos de celulares de 98 millones de personas, los investigadores determinaron que más del 80 % de los casos positivos estaban vinculados con solo el 10 % de los lugares examinados.

Es por ello que Althouse prefiere hablar de “supercontagios” en vez de “supercontagiadores”, término que juzga “engañoso”, puesto que las circunstancias pesarían más que las diferencias biológicas entre individuos.

“Puede que en mi nariz tenga un millón de veces más de virus que usted, pero si estoy aislado, no puedo infectar a nadie”.

Por ello, son importantes las mascarillas, el distanciamiento físico y la reducción del número de personas con las que se está en contacto.

Si cada individuo limitara sus contactos a 10, “la transmisión viral se apagaría tranquilamente”, afirma a la AFP Felix Wong, investigador del Instituto de Tecnología de Massachussets (MIT), basándose en sus propias modelizaciones.

noviembre 21/2020 (AFP) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

Pfizer presenta solicitud para uso de emergencia de su vacuna contra la COVID en Estados Unidos

2020-11-22 4:01 AM

Pfizer Inc dijo que presentó una solicitud a los reguladores de salud de Estados Unidos para que le autoricen el uso de emergencia de su vacuna contra la COVID-19, un paso crucial para ofrecer una inmunización extendida que ayude a detener la pandemia.

Vacunas  El procedimiento ante la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) se produce apenas días después de que Pfizer y su socio alemán BioNTech SE reportaron que los resultados finales de su ensayo arrojaron una efectividad del 95 % en la prevención de contagios de la COVID-19, sin mayores preocupaciones de seguridad.

Las acciones de Pfizer subían un 2 % y las de BioNTech un 5 % por las noticias de que la vacuna podría estar disponible pronto, elevando la esperanza del fin de una pandemia que se ha cobrado más de un cuarto de millón de vidas en Estados Unidos y más de 1,3 millones a nivel mundial.

La firma espera que la FDA apruebe la autorización de uso de emergencia para mediados de diciembre, tras lo cual podría empezar a enviar dosis de forma casi inmediata. Pfizer indicó que espera tener 50 millones de dosis de vacunas lista este año, suficientes para proteger a 25 millones de personas.

Un comité asesor de la FDA planea reunirse de forma tentativa entre el 8 y el 10 de diciembre para hablar sobre la vacuna, dijo una fuente conocedora del proceso a Reuters, aunque las fechas podrían cambiar.

Los datos del ensayo final mostraron que la vacuna aportó un nivel similar de protección a diferentes edades y grupos étnicos, un resultado alentador ante una enfermedad que afecta de forma desproporcionada a ancianos y minorías.

noviembre 21/2020 (Reuters) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

La vacunación DTP no protege de la COVID-19

2020-11-21 4:06 AM

Algunas vacunas atenuadas (sarampión, BCG y polio oral) han exhibido cierta capacidad para proteger también frente a otros patógenos mediante mecanismos aún poco conocidos. Se especula con que haya un efecto de entrenamiento de la inmunidad innata, y con que se produzca una reactividad cruzada, fenómeno inmunológico complejo por el que antígenos distintos son vistos como similares por el sistema inmunológico.

vacunas-completasSin embargo, el posible papel protector de las vacunas infantiles clásicas (incluyendo los distintos tipos de vacunas con tétanos, difteria y tosferina) frente al coronavirus SARS-CoV-2 no es más que una mera hipótesis, no sustentada por ninguna evidencia, advierten desde la Asociación Española de Pediatría (AEP).

La sociedad científica sale así al paso de un reciente estudio, publicado en Frontiers in Immunology, llevado a cabo por el bioquímico de la Universidad Complutense Pedro A. Reche, donde se analiza la posibilidad de que la vacuna contra la difteria, tétanos y tosferina (DTP) proteja de alguna forma frente a SARS-CoV-2. La conclusión final del trabajo es que la reactividad cruzada de los antígenos de las vacunas de difteria y tétanos con o sin tosferina con el SARS-CoV-2 apoyaría su papel protector.

Como comenta Ángel Hernández, del Comité Asesor de Vacunas de la AEP, “esta investigación es puramente teórica, se trata de un estudio in silico. Si bien plantea una hipótesis interesante, que puede seguir investigándose, se encuentra en una fase preliminar”, con nulo impacto en la vida real.

El especialista expone que el trabajo “encuentra coincidencias mediante herramientas bioinformáticas de las secuencias de aminoácidos (péptidos) contenidas en las vacunas infantiles con los péptidos codificados por el genoma de 18 virus y 7 bacterias (patógenos humanos comunes) y los péptidos codificados por el genoma del SARS-CoV-2. “Pero son coincidencias sobre el papel, porque los aminoácidos en la vida real no se encuentran de una forma lineal sino como parte de complejos de proteínas que pueden condicionar su actividad”. Aún queda un largo trecho investigador, pues “las coincidencias halladas habría que estudiarlas in vitro y después en modelo experimental in vivo, como primer paso para plantear la posibilidad de que la reactividad cruzada tenga el efecto protector deseado”.

Las vacunas DTP, en cualquiera de sus variedades (como la Tdpa y Td), recuerda Hernández, no cuentan con pruebas de que proporcionen ninguna protección frente al SARS-CoV-2. Aunque se demostrara la presencia de reactividad cruzada, eso no comporta necesariamente protección alguna, pues “la protección frente a una infección depende de varias vías de defensa del sistema inmune”.

La reactividad cruzada podría comportar que algunos anticuerpos producidos por un antígeno puedan funcionar frente a otro antígeno, pero eso solo es una parte de la defensa inmune, que además de la generación de anticuerpos tiene otras estrategias defensivas como las basadas en la inmunidad celular. “Con el SARS-CoV-2 aún no sabemos exactamente cuáles son las vías por las que el sistema inmune nos defiende”.

Para Hernández, lanzar el mensaje de que la vacuna DTP podría ejercer algún efecto protector en la COVID puede favorecer la sobredemanda esta vacuna, poniendo en peligro un suministro para su uso correcto, especialmente para el de la prevención de la tosferina en lactantes pequeños mediante la vacunación de las mujeres en el último trimestre de cada gestación; además, también podría crear una falsa sensación de seguridad ante el nuevo coronavirus.

De hecho, apunta que una vez difundida esta investigación en medios de comunicación generales, desde la AEP han detectado un aumento del interés sobre esta inmunización. “Consideramos que se han creado expectativas más allá de lo razonable”.

Al contrario de la idea sugerida en este y otros trabajos, no se sabe todavía si las inmunizaciones frente a otros patógenos alcanzan cierta protección frente al SARS-CoV-2. “Suponemos que los diversos antígenos pueden tener un efecto de entrenamiento de la inmunidad, pero es un concepto teórico que no se puede trasladar a la vida real con cada una de las vacunas”, explica.

Entre las investigaciones que exploran la eventual protección de algunas vacunas infantiles actuales frente a la covid,  desde la AEP destacan un estudio retrospectivo en formato preprint, que relaciona registros vacunales (haber recibido vacunaciones en los 1, 2 y 5 años previos) y la incidencia de la COVID-19 a nivel poblacional.

También los ensayos que se están llevando a cabo con la vacuna de la tuberculosis BCG (22 registrados en ClinicalTrials.gov, 13 de ellos en fase de reclutamiento de participantes).

noviembre 20/2020 (Diario Médico)

Terapias avanzadas: ‘medicinas vivas’ al rescate de niños que no responden a las convencionales

2020-11-21 4:05 AM

Más de 300 pacientes se han beneficiado durante los últimos 10 años de las modernas estrategias de terapias genética, celular y de ingeniería de tejidos.

personal sanitarioLa Sala Blanca del Hospital Niño Jesús de Madrid, área donde se fabrican los medicamentos de terapias avanzadas (terapia génica, celular e ingeniería de tejidos), cumple su décimo aniversario. Y lo hace como un referente mundial en Pediatría, ya que sus profesionales fabrican medicamentos a partir de las propias células del paciente y aborda enfermedades que actualmente no responden a los tratamientos convencionales.

Creada en 2010 se ha convertido en la primera de sus características y con balance investigador muy positivo porque “hemos validado la fabricación de 7 medicamentos de terapia avanzada diferentes, y todos han sido usados para el tratamiento de niños y adultos. Unos 300 pacientes se han beneficiado del trabajo de la Sala Blanca durante estos años”, explica Manuel Ramírez Orellana, responsable de la Unidad de Terapias Avanzadas del citado centro pediátrico.

Medicamentos ‘a la carta’

En esta unidad se fabrican medicamentos, a base de células que se cultivan y se pueden manipular mediante terapia génica y que se pueden combinar para formar tejidos humanos. Todos estos medicamentos se utilizan para el tratamiento de enfermedades que actualmente no tienen curación. Por ejemplo: cáncer infantil avanzado, reacciones adversas después de un trasplante, necrosis óseas, enfermedades neurológicas autoinmunes, entre otras.

En la mayoría de las ocasiones estos medicamentos se fabrican a partir de las propias células del paciente o de donantes altruistas, que se manipulan en un ambiente controlado y estéril para generar el fármaco que se deba administrar. En estos diez años se han producido en total más de 800 dosis de medicamentos de terapias avanzadas para un centenar de pacientes.

Ramírez Orellana enumera los hitos más destacables durante este tiempo: terapia celular para la enfermedad injertos contra huésped, primer ensayo en humanos con Celyvir –un fármaco desarrollado a partir de células mesenquimales que portan en su interior un virus oncolítico-, terapia celular en osteonecrosis, terapia con linfocitos infiltrantes de tumor en niños con cáncer, terapia celular para epilepsia refractaria de base inmune, así como para broncodisplasia pulmonar en prematuros y para adrenoleucodistrofia y este mismo año, el primer uso en humanos de piel corregida por terapia génica para epidermólisis bullosa (EB).

En este último terreno, actualmente se están produciendo también sustancias para un ensayo clínico de ingeniería tisular y terapia génica que se desarrolla en París, destinado al tratamiento de la epidermólisis bullosa (EB), más conocida como “piel de mariposa”.

Futuro prometedor

Los próximos 10 años se presentan también halagüeños. Inicialmente, y como señala Ramírez Orellana, “estamos a la espera de recibir la autorización de uso del primer medicamento, el Celyvir. Durante 2021 iniciaremos varios ensayos clínicos nuevos y continuaremos con el de terapia génica e ingeniería tisular para EB. También iniciaremos colaboraciones para facilitar la transferencia de tecnología de cara al desarrollo y aplicación más extendidos. El objetivo es continuar incorporando las nuevas tecnologías de manipulación génica y celular, y fabricar medicamentos que resulten eficaces y seguros para nuestros niños del hospital”.

En la Sala Blanca del Hospital Niño Jesús trabajan actualmente siete profesionales, especialistas en cultivo y manipulación celular y en control de calidad y está integrada en la Unidad de Terapias Avanzadas Pediátricas del Hospital. La contribución de diversas asociaciones de padres y el apoyo técnico de la Agencia Española del Medicamento, son esenciales para mantener los proyectos de esta Sala.

El objetivo principal de estas terapias es convertirse en alternativa a los tratamientos que ya no pueden ofrecer una solución a los pacientes. Estos medicamentos se utilizan, por tanto, en las fases iniciales de los ensayos clínicos académicos no comerciales. Gracias a ellos hay pacientes que, por ejemplo, han evitado la implantación de prótesis, han frenado completamente el avance de una enfermedad neurodegenerativa como la adrenoleucodistrofia, han controlado en su totalidad el daño generalizado en múltiples órganos (enfermedad injerta contra huésped) tras un trasplante o han eliminado cualquier resto de cáncer metastásico en neuroblastoma.

Inter actuación con el organismo

“Los medicamentos de terapias avanzadas están en la vanguardia de la medicina. Son medicinas vivas, lo cual tiene implicaciones muy diversas que las diferencian del resto de medicamentos clásicos, por ejemplo, en su fabricación, en su almacenamiento, en su transporte y distribución. Pero sobre todo tienen un comportamiento muy diferente una vez administrados. Son capaces de interactuar con el organismo del paciente para conseguir su objetivo”.

noviembee 20/2020 (Diario Médico)

Contacto piel con piel y lactancia materna, también en la era COVID

2020-11-21 4:04 AM

Las intervenciones terapéuticas que favorecen la salud global y el neurodesarrollo de los prematuros deben contemplarse independientemente de la situación de salud pública.

piel-con-piel“El recién nacido prematuro y su familia tienen derecho a recibir unos cuidados óptimos para su salud independientemente del escenario de salud pública en el que nos encontremos”, afirma contundente el presidente de la Fundación NeNe, Alfredo García-Alix, neonatólogo referente en el desarrollo neurológico de los bebés antes de la semana 37 de gestación (los nacidos con menos de 28 semanas se consideran prematuros extremos).

Es una de las conclusiones del análisis que ha realizado esta Fundación con motivo del Día Mundial del Niño Prematuro , celbrado recientemente. En España, el 7 % de los recién nacidos lo hacen de forma prematura.

Casi el 10 % de los prematuros extremos presentará parálisis cerebral moderada-grave y un 40 %, algún grado de retraso cognitivo en la edad escolar. Esto se traduce en disfunciones en atención, procesamiento visual, progreso académico, funciones ejecutivas, comportamiento y/o control emocional e interacción social. “Esto, no solo afecta a las capacidades del niño o niña, sino que afecta a toda la familia y representa un enorme costo social”, subraya el presidente de NeNe.

Por todo esto, desde NeNe, se recuerda que, aún en las difíciles circunstancias actuales, sigue siendo crucial el acceso libre de las madres y padres a las unidades Neonatales en general y a las unidades de Cuidados Intensivos Neonatales, en particular, y facilitar la participación de los progenitores en los cuidados del bebé prematuro para su correcto neurodesarrollo y para establecer el vínculo afectivo y el rol parental. “El contacto piel con piel precoz y continuado y la lactancia materna son en estos momentos aún más importantes para favorecer el neurodesarrollo correcto del recién nacido prematuro y el vínculo emocional con sus progenitores”, explican Nuria Herranz y Maite Montes, enfermeras especializadas en Neonatología y responsables de la sección de Enfermería de la Fundación NeNe.

Y es que “la pandemia nos ha enfrentado a innumerables dificultades para mantener la calidad asistencial en Neonatología, pero, aun cuando se están superando, necesitamos establecer nuevos formatos de acción con las familias que permitan vencer las dificultades inherentes a la pandemia”, explica García-Alix.

En este sentido, los profesionales y las familias han contado con un aliado: “La actual situación nos ha introducido en el mundo virtual de forma acelerada, tanto a familias como a profesionales. Estamos aprendiendo a utilizar estas herramientas de forma creativa para responder a los retos asistenciales en condiciones difíciles, como es la actual pandemia”, continúa este especialista en Neonatología.

Las cámaras que permiten que las familias puedan ver al bebé en directo, escuelas de padres online, aplicación de técnicas de Telemedicina para dar apoyo y atención continuada a las familias de los niños prematuros, reuniones virtuales que permiten la participación del equipo multidisciplinar (incluido Enfermería) para analizar casos y aportar soluciones. “En esta época de prolongada pandemia, el uso de recursos tecnológicos cómo vídeollamadas o visitas virtuales con criterio ético y seguros puede minimizar el estrés de madres, padres y otros familiares por no poder estar al lado de sus bebes prematuros”, subrayan Herranz y Montes.

Sin embargo, como recuerda el presidente de NeNe, esta capacidad de conexión pasa por que los hospitales construyan sólidas plataformas en línea que soporten esta cantidad de comunicaciones. Además, los controles de covid-19 deberían hacerse periódicamente a las familias con un neonato prematuro y ser animados a descargarse la APP de rastreo para minimizar la extensión de la infección entre las familias y los profesionales sanitarios

“No podemos permitirnos ni permitir que, habiendo soluciones y medidas que palian dificultades futuras en los bebés prematuros, el Sistema Nacional de Salud no haga todo lo posible por ofrecer la mejor asistencia posible a estos pequeños”, concluye García-Alix.

“La realidad, independientemente de la pandemia, sigue siendo que en nuestro país no se aplican de forma homogénea y generalizada estrategias que han demostrado científicamente que mejoran el desarrollo neurológico de los recién nacidos prematuros”, concluye el presidente de NeNe.

En tiempos de crisis sanitaria y pandemia, sigue siendo obligado que el recién nacido prematuro reciba en la unidad neonatal amor, estimulación, cuidado y seguridad de sus padres”, resumen Montes y Herranz.

noviembre 20/2020 (Diario Médico)

Dos compuestos antiinflamatorios pueden acelerar la recuperación de la COVID-19

2020-11-21 4:03 AM

Un anticuerpo monoclonal puesto a prueba por investigadores de la Universidad de São Paulo y un fármaco experimental aplicado por científicos de la Universidad de Pensilvania a pacientes en Italia generaron una rápida mejoría respiratoria.

evento protrombótico en la COVIDDos estudios clínicos independientes, uno a cargo de investigadores del Centro de Terapia Celular (CTC), en el estado de São Paulo (Brasil), con el anticuerpo monoclonal eculizumab, y otro de científicos de la Universidad de la Pensilvania (Estados Unidos) con un fármaco experimental llamado AMY-101, muestran un efecto antiinflamatorio importante que puede acelerar la recuperación de pacientes con la COVID-19 en estado grave.

Los resultados de ambas investigaciones –cuyo objetivo consistía en comparar el potencial terapéutico de los mencionados compuestos– se dieron a conocer en un artículo publicado en la revista Clinical Immunology.

Los dos medicamentos se administraron por separado. El anticuerpo monoclonal, que ya se aplica en el tratamiento de enfermedades hematológicas, se probó con pacientes del Hospital de Clínicas de la Facultad de Medicina de Ribeirão Preto, de la Universidad de São Paulo (FMRP-USP). En tanto, el candidato a fármaco desarrollado por la farmacéutica estadounidense Amynda se les aplicó a pacientes de un hospital de Milán, en Italia. Ambos arrojaron resultados prometedores, pero como la molécula AMY-101 es más barata y mostró un rendimiento aún mejor en el ensayo clínico, los dos grupos de investigación consideran probarla en un grupo mayor de pacientes en Brasil.

“Ambos compuestos generaron una respuesta antiinflamatoria robusta que culminó en una recuperación bastante rápida de la función respiratoria de los pacientes”, declara Rodrigo Calado, coordinador del estudio en el Hospital de Clínicas de la FMRP-USP e integrante del CTC, un Centro de Investigación, Innovación y Difusión (CEPID) financiado por la Fundación de Apoyo a la Investigación Científica del Estado de São Paulo – FAPESP con sede en el Hemocentro de dicho hospital.

Los investigadores constataron que los beneficios terapéuticos del eculizumab y de la molécula AMY-101 son producto de la inhibición de una cadena de proteínas de la sangre responsables de la respuesta inmunológica denominada sistema del complemento.

La activación persistente y descontrolada del sistema del complemento es la responsable de la respuesta inflamatoria exacerbada a la infección por el SARS-CoV-2, caracterizada por un aumento sistémico de citoquinas proinflamatorias conocido como “tormenta de citoquinas”.

El sistema del complemento, incapaz de impedir a infección viral de las células, entra en una espiral de activación descontrolada y continua que lleva a una infiltración masiva de monocitos y neutrófilos en los tejidos infectados. Este cuadro deriva en daños inflamatorios persistentes en las paredes de los vasos que circundan a múltiples órganos vitales, y provoca lesiones microvasculares extendidas y trombosis, culminando en la falencia de múltiples órganos.

“Estudios anteriores ya apuntaban hacia el uso de inhibidores del complemento como una estrategia terapéutica prometedora para mejorar la tromboinflamación en pacientes con la COVID-19, y existían informes de casos con resultados positivos. Pero no se había dilucidado la acción y ni se había evaluado la eficacia de medicamentos ya aplicados en el tratamiento de enfermedades hematológicas provocadas por alteraciones en el complemento, como el eculizumab, y candidatos a fármacos con esa función, a ejemplo del AMY-101”, afirma Calado.

Con el objetivo de avanzar en tal sentido, los investigadores realizaron dos estudios clínicos para comparar la eficacia biológica del eculizumab con la del péptido sintético AMY-101 en pequeños grupos independientes de pacientes acometidos por la COVID-19 en estado grave.

A diez pacientes internados en el Hospital de Clínicas de la FMRP-USP con edades entre 18 y 80 años se les aplicó una vez por semana durante el período de internación una dosis de 900 mg de eculizumab, que inhibe la acción de la proteína C5 del sistema del complemento. A otros tres pacientes internados en un hospital en Milán, en Italia, se les aplicó durante la internación una dosis semanal de 5 mg de AMY-101, un fármaco desarrollado para inhibir a la proteína C3 del sistema del complemento. Juntas, las proteínas C3 y C5 desempeñan las actividades más importantes en el sistema del complemento.

Los resultados de los análisis de las respuestas clínicas indicaron que el eculizumab y el AMY-101 provocaron una respuesta antiinflamatoria robusta, que se vio reflejada en una declinación pronunciada de los niveles de proteína C reactiva (CRP) e interleuquina 6 (IL-6), que se asoció a una mejoría acentuada de la función pulmonar de los pacientes.

La inhibición de la proteína C3 con la molécula AMY-101 generó un control terapéutico más amplio, caracterizado por la recuperación más rápida de los linfocitos, la declinación pronunciada de la cantidad de neutrófilos y una mayor atenuación de la tromboinflamación inducida por la respuesta inflamatoria exacerbada a la infección causada por el SARS-CoV-2.

“Los resultados de los ensayos clínicos muestran que la inhibición de componentes del sistema del complemento genera una disminución bastante intensa de la inflamación”, afirma Calado.

Un nuevo estudio clínico

En razón de los resultados prometedores de ambos ensayos clínicos, los investigadores del CTC y de la Universidad de Pensilvania están planeando realizar un estudio clínico de fase III con la participación de más de 100 pacientes con la COVID-19 en estado grave. Se tratará a los pacientes solamente con AMY-101, con el fin de evaluar de manera más amplia la eficacia de esta molécula.

Este estudio se llevará a cabo en el Hospital de Clínicas de la FMRP-USP y probablemente participarán otras instituciones de investigación científica de Brasil. “Una de las ventajas del AMY-101 reside en que su costo es mucho menor que el del eculizumab, que es un medicamento más caro”, compara Calado.

noviembre 20/2020 (Dicyt)

 

Referencia Bibliográfica:

Mastellos D.C., Pires da Silva B.G.P., Fonseca B.A.L., Fonseca N.P., Martins M.A., Mastaglio S., Ruggeri A., Sironi M., Rader Macher P., Chrysanthopoulou A., Skendros P., Ritis K., Manfra I., Lacobelli S., Huber-Lang M., Nilsson B., Yancopoulou D., Connolly E.S., Garlanda C., Ciceri F., Risitano A. M., Rodrigo T. Calado R.T. y John D. Lambris J.D.: Complement C3 vs C5 inhibition in severe COVID-19: early clinical findings reveal differential biological efficacy Clinical Immunology. DOI: 10.1016/j.clim.2020.108598)

Los parámetros nutricionales de pacientes con cáncer de pulmón y EPOC podrían predecir su supervivencia a 10 años

2020-11-21 4:02 AM

El índice de masa muscular y parámetros sanguíneos como albúmina y proteínas y pérdida de peso corporal son claves en los pacientes con enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC).

perdida masa muscularLos parámetros nutricionales tales como el índice de masa corporal y analíticos como los niveles de albúmina y proteínas totales cuantificados previamente a una cirugía de cáncer de pulmón en pacientes con enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) predice su supervivencia a 10 años, independientemente de los factores ligados al tumor y/o a la cirugía del tórax.

Así lo refleja un trabajo de investigadores del Centro de investigación biomédica en red (CIBER) de Enfermedades Respiratorias (CIBERES) del grupo del Hospital del Mar de Barcelona publicado en la revista de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR) Archivos de Bronconeumología.

Los investigadores han estudiado el estado nutricional de los pacientes con cáncer de pulmón y EPOC que deben ser intervenidos, y su relación con la supervivencia futura después de la operación. Para ello, han analizado el estado nutricional de 125 pacientes procedentes del Hospital del Mar, 87 de ellos con EPOC y cáncer de pulmón y 38 con cáncer pero sin EPOC, antes de ser sometidos a una cirugía de tórax. Los pacientes se siguieron durante 10 años con el fin de estudiar su supervivencia de forma diferenciada según la presencia o no de EPOC.

Previo a la cirugía se procedió a la evaluación de los siguientes parámetros: índice de masa corporal (IMC), parámetros sanguíneos como la albúmina y los niveles de proteínas totales, así como otros parámetros clínicos (historia tabáquica, estadificación del cáncer y el subtipo histológico, la gravedad de la EPOC, la función pulmonar y la terapia adyuvante).

En el estudio, los niveles bajos de los parámetros de índice de masa corporal, albúmina y proteínas totales se asociaron con una menor supervivencia a 10 años, especialmente en los pacientes con cáncer de pulmón y portadores de una EPOC. Asimismo, factores asociados como el tabaquismo contribuyeron a una mayor mortalidad.

Según explica Esther Barreiro, investigadora del CIBERES y la autora responsable del trabajo, “en esta muestra de pacientes con cáncer de pulmón y buen estado nutricional, el IMC y los niveles de albúmina y proteínas en sangre medidos antes de la operación predijeron la supervivencia, especialmente en aquellos con EPOC”. “Estos hallazgos –indica- son clínicamente relevantes, ya que los valores de esos parámetros nutricionales estaban dentro de los rangos normales en la mayoría de los pacientes analizados”. Por lo tanto, se debe incluir una evaluación nutricional preoperatoria exhaustiva en el estudio de pacientes con cáncer de pulmón, particularmente en aquellos con obstrucción pulmonar crónica.

Menor potencial regenerativo de sus músculos esqueléticos

Asimismo, investigadores del mismo grupo del CIBERES han estudiado que los pacientes con EPOC grave y sarcopenia (pérdida de masa y función muscular) presentan una disminución del potencial regenerativo de sus músculos esqueléticos respecto de los pacientes con la misma enfermedad respiratoria, pero sin sarcopenia, hecho que pone en evidencia la relevancia de la evaluación del estado nutricional, así como de la masa y la función muscular, especialmente la de las extremidades inferiores, de los pacientes con enfermedad pulmonar obstructiva crónica.

En este estudio publicado en la revista americana Journal of Cellular Physiology, los investigadores del CIBERES han encontrado, en el vasto lateral del músculo cuádriceps en 45 pacientes con EPOC (26 y 14 con y sin sarcopenia, respectivamente) un aumento de marcadores de apoptosis (muerte celular) y de la miostatina y un déficit importante en la capacidad regenerativa del músculo de los pacientes con sarcopenia (potencial regenerativo disminuido de las células satélite), así como alteraciones graves en la estructura muscular.

Según indica Esther Barreiro, “todos estos cambios detectados pueden condicionar en gran medida la respuesta al entrenamiento al ejercicio de los pacientes con EPOC grave y sarcopenia. Por ello, es importante incluir la evaluación del estado nutricional y del estado de los músculos, especialmente los de las extremidades inferiores en los pacientes con EPOC, muy concretamente aquellos que pueden ser tributarios de ser entrenados al ejercicio”.

noviembre 20/2020 (Dicyt)

La población xavante del Brasil central enfrenta una epidemia de diabetes, según un estudio

2020-11-21 4:01 AM

Científicos constataron mediante exámenes de retina una alta prevalencia del tipo 2 de la enfermedad y de una disfunción oftalmológica que la misma causa.

Retinopatía diabéticaLos xavantes constituyen una de las poblaciones indígenas brasileñas más vulnerables al SARS-CoV-2. Y enfrentan una epidemia de otra enfermedad silenciosa, considerada como factor de riesgo para el agravamiento de la COVID-19: la diabetes.

Un grupo de investigadores brasileños vinculados a la Escuela Paulista de Medicina de la Universidad Federal de São Paulo (EPM-Unifesp) y a la Facultad de Medicina de Ribeirão Preto de la Universidad de São Paulo (FMRP-USP) constató mediante exámenes de retina de 157 personas pertenecientes a esta etnia, realizados antes de la pandemia del nuevo coronavirus, una alta prevalencia de diabetes del tipo 2 y de una disfunción oftalmológica causada por la enfermedad.

Los resultados de ese estudio, que contó con el apoyo de la FAPESP – Fundación de Apoyo a la Investigación Científica del Estado de São Paulo, se publicaron en la revista Diabetes Research and Clinical Practice, de la Federación Internacional de Diabetes.

 “Entre los 157 xavantes que examinamos, 95 [el 60,5 %] tenían diagnóstico de diabetes”, dice Fernando Korn Malerbi, posdoctorando del Departamento de Oftalmología de la EPM-Unifesp y primer autor del estudio.

De acuerdo con el investigador, la diabetes puede desencadenar problemas oftalmológicos como la retinopatía diabética, que produce daños en los vasos sanguíneos de la retina causados por el exceso de glucosa en la sangre. De no detectársela y tratársela adecuadamente, esta alteración oftalmológica puede llevar a la ceguera.

Con el fin de diagnosticar casos de retinopatía diabética y de otras posibles disfunciones oftalmológicas en poblaciones indígenas, los investigadores realizaron exámenes de retinografía en indios xavantes de las reservas Volta Grande y São Marcos, situadas en el estado de Mato Grosso, en la región centro-oeste de Brasil. Para ello utilizaron un retinógrafo portátil desarrollado por la empresa Phelcom Technologies en el marco de un proyecto apoyado por el Programa FAPESP de Investigación Innovadora en Pequeñas Empresas (PIPE).

Este retinógrafo portátil, cuyo nombre es Eyer, está compuesto por un aparato que, al acoplárselo a un smartphone, toma imágenes precisas de la retina, con lo cual permite detectar enfermedades del fondo de los ojos a un costo mucho más bajo que con los métodos convencionales. Asimismo, cuenta con la ventaja de hacer posible el diagnóstico vía telemedicina, a kilómetros del consultorio de un médico oftalmólogo.

Cuando se producen las imágenes, la aplicación que opera el aparato para la iluminación y las tomas de la retina las envía vía internet a un sistema web , llamado Eyer Cloud, que permite almacenar y gestionar los exámenes de los pacientes.

De no haber acceso al wifi o a una red 3G ó 4G al momento del estudio, las imágenes permanecen guardadas en el aparato y se envían a la nube tan pronto como haya conexión con internet.

En el caso de los exámenes realizados entre los xavantes, como Korn Malerbi condujo los procedimientos, el diagnóstico se realizó instantáneamente, en presencia de los pacientes.

“Cuando las lesiones en la retina observadas con el retinógrafo portátil indicaban riesgo de ceguera, orientábamos a los pacientes a través de intérpretes y los derivábamos a los equipos de atención de la salud indígena para su seguimiento y tratamiento”, afirma Korn Malerbi.

De los 95 pacientes diagnosticados con diabetes, no fue posible evaluar si 23 de ellos (el 24,2 %) presentaban retinopatía diabética, debido a la opacidad de los tejidos transparentes de los ojos, como en el caso del cristalino, causada por catarata.

En los 72 pobladores de la etnia cuyas imágenes de la retina permitieron efectuar el diagnóstico de retinopatía diabética, los investigadores constataron que 16 padecían la enfermedad y siete presentaban riesgo de ceguera.

“Comprobamos que el retinógrafo portátil se erige como un método viable para el rastreo de la retinopatía diabética, por tratarse de una tecnología de bajo costo y que puede utilizarse en comunidades remotas, tales como las reservas indígenas, donde la población generalmente se encuentra dispersa por varias aldeas”, dice Malerbi.

Una desmejora de la salud

En el marco de un estudio anterior, ya se había informado una prevalencia del 19,3 % de la retinopatía diabética entre xavantes de las mismas reservas que ahora visitaron los investigadores.

El actual aumento de la prevalencia de casos de esta disfunción oftalmológica en esa población indígena puede obedecer a una mayor sensibilidad de las imágenes de fondo de ojo obtenidas con el retinógrafo portátil en comparación con la metodología empleada en el estudio anterior, mediante oftalmoscopía indirecta.

Otra hipótesis indica que el estado de salud de esa población indígena, que es una de las mayores de Brasil, con aproximadamente 17 mil personas distribuidas en nueve reservas, ha desmejorado en el transcurso de los últimos años, según evalúan los autores del trabajo.

Un estudio anterior con 932 integrantes de esta etnia indicó que el 66,1 % padecía síndrome metabólico, definido como una condición en la cual los factores de riesgo para enfermedades cardiovasculares y diabetes mellitus ocurren al mismo tiempo.

Las alteraciones en el perfil de salud y en la dieta acaecidas durante las últimas décadas, caracterizadas por el consumo de alimentos industrializados y el sedentarismo, llevaron a este cuadro, según evaluaron los investigadores.

“Este grupo indígena, que tradicionalmente estaba conformado por cazador-recolectores, se volvió más sedentario y modificó su dieta tradicional durante las últimas décadas, incorporando nuevos alimentos con un alto tenor de azúcar”, explica Malerbi.

Además de los xavantes, los investigadores también realizaron exámenes de retina en 33 habitantes bororos, de otra etnia amenazada tanto por la COVID-19 como por los incendios que asolan a la región del Pantanal.

Los resultados de los exámenes revelaron que siete bororos padecían diabetes, de los cuales uno fue diagnosticado con retinopatía diabética grave y fue derivado para su tratamiento.

noviembre 20/2020 (Dicyt)

El interferón ‘remonta’ como posible tratamiento de la COVID-19

2020-11-20 4:06 AM

Un estudio preliminar sugiere cierta utilidad del interferón inhalado en la COVID-19; en su forma inyectable se sigue investigando combinado con otros fármacos.

anticuerpo monoclonal para SARSCoV-2Fue uno de los primeros fármacos en reposicionarse frente al SARS-CoV-2, como consecuencia lógica de su uso en la anterior epidemia causada por otro coronavirus, el MERS-CoV. El interferón también se incluyó entre los elegidos por la Organización Mundial de la Salud (OMS), en su ensayo solidario que buscaba llevar los tratamientos con más posibilidades curativas a todo el mundo.

También ha sido el último en descartarse en ese estudio internacional. Los resultados iniciales del Solidarity de la OMS concluyeron que ninguno de los fármacos ensayados (hidroxicloroquina, lopinavir/ritonavir, remdesivir ni interferón) lograba un efecto sobre la mortalidad de los pacientes COVID.

El interferón que analizaba el estudio de la OMS se inyectaba a los pacientes, lo que explicaría que en su forma inhalada hayan surgido nuevas evidencias de posible utilidad.

Así lo sugiere un nuevo estudio en fase II publicado en The Lancet Respiratory Medicine, donde se concluye que el interferón beta-1a inhalado parece favorecer la mejoría clínica en pacientes hospitalizados con la COVID-19.

El trabajo, que se llevó a cabo en nueve hospitales británicos, analizó a 101 adultos ingresados por la infección por SARS-CoV-2  que recibieron el interferón beta-1a inhalado diariamente mediante un nebulizador o bien placebo a lo largo de dos semanas. En los días 15-16, las probabilidades de mejoría clínica se duplicaron en el grupo de interferón. Al día 28, fueron tres veces mayores.

El grupo que recibió el tratamiento tenía un 79 % menos riesgo de desarrollar una enfermedad grave o morir. El fármaco no tuvo ningún efecto sobre el tiempo de ingreso hasta recibir el alta de los pacientes.

Uno de los autores del estudio, Tom Wilkinson, profesor de la Universidad de Southampton, afirma sobre estos resultados que “confirman nuestra creencia de que el interferón beta, un fármaco ampliamente conocido y cuyo uso en su forma inyectable está aprobado para otras indicaciones, puede tener el potencial como fármaco inhalado para restaurar respuesta inmune pulmonar y acelerar la recuperación de la COVID-19”. Wilkison explica que la presentación nebulizada aporta concentraciones locales altas de la proteína inmune, que refuerza las defensas pulmonares en lugar de dirigirse a mecanismos virales específicos. “Esto podría tener ventajas adicionales al tratar la infección por COVID-19 cuando ocurre junto con la infección por otros virus respiratorios, como el de la gripe o el virus respiratorio sincitial (RSV) que bien puede encontrarse en los meses de invierno”.

La mayoría de los pacientes estudiados (66, de 101) requerían oxigenoterapia al iniciarse el estudio. Ahora, estos investigadores también están evaluando la efectividad del tratamiento en casos de la COVID que aún no han requerido ingresar en el hospital.

Nathan Peiffer-Smadja, del Departamento de Enfermedades Infecciosas del Hospital Bichat-Claude Bernard, en París, expone en un comentario sobre este estudio, en el que no ha participado, una posible explicación de los resultados negativos obtenidos en el ensayo Solidarity en pacientes con la COVID-19 (de los que un 8 % recibieron ventilación mecánica) con el interferón beta-1a inyectable subcutáneo es que esta vía de administración no dirige el fármaco a los pulmones, “lo que sí ocurre con la administración inhalada”.

En el ensayo aleatorizado Solidarity se estudió el interferón beta 1a en unos 4 000 pacientes, la mayoría de los tratados recibieron el interferón de forma subcutánea, cuya farmacocinética no es igual a la forma intravenosa.

Para Wilkinson, los datos aportados en su trabajo son prometedores e invitan a seguir estudiando el interferón inhalado (fórmula que no está aprobada comercialmente) en nuevos ensayos clínicos más amplios: “A pesar del gran número de ensayos clínicos en curso para el tratamiento de la COVID-19, se han identificado pocos medicamentos antivirales contra el SARS-CoV-2″.

Entre las escasas opciones antivíricas (más allá del remdesivir) que parecen ofrecer cierta eficacia en el contexto de ensayo se encuentra un cóctel farmacológico que incluye interferón, junto a ribavirina y lopinavir/ritonavir. En otro estudio en The Lancet, se ha observado que administrado en la mediana de los cinco días desde el inicio de síntomas reduce la carga viral y se asocia a mejoría clínica.

Estos y otros trabajos confirman que el interferón tiene un papel importante en el mecanismo fisiopatológico del SARS-CoV-2, como muestran los recientes descubrimientos sobre cómo el nuevo coronavirus causa un efecto similar al generado por la disminución del patrón de interferón tipo I y tipo III en células bronquiales humanas infectadas y en modelo experimental de hurón. También el reciente descubrimiento de que la expresión en el epitelio corneal del interferón de tipo III (IFN-1) y su receptor (IFN1R1) evitaría la replicación del SARS-CoV-2 en la córnea, a modo de un antivírico natural.

noviembre 19/2020 (Diario Médico)

La enfermedad pulmonar obstructiva crónica, triplica la mortalidad por la COVID-19

2020-11-20 4:05 AM

La tasa de mortalidad para los pacientes mayores de 40 años es casi el triple respecto a la población general cuando el hospitalizado por coronavirus padece además enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), según los resultados de un estudio dirigido por investigadores españoles a partir de miles de historias clínicas analizadas con inteligencia artificial y procesamiento del lenguaje natural.

La inveEPOC-istock-770stigación coordinada por José Luis Izquierdo, del Hospital de Guadalajara, y Joan B. Soriano y Julio Ancochea, del Hospital La Princesa de Madrid, ha contado con el soporte de Savana, la plataforma de inteligencia artificial que acelera y expande la investigación médica. Asimismo, los pacientes con EPOC tienen mayor propensión a cardiopatía isquémica y otros factores que les ponen en riesgo por complicaciones asociadas a la COVID-19.

El estudio, titulado ‘Características y pronóstico de la covid-19 en pacientes con EPOC’, se publica en Journal of Clinical Medicine  y forma parte del estudio internacional Big COVIData que puso en marcha Savana al inicio de la pandemia. Revela que el perfil del enfermo con EPOC más propenso a la infección es varón -en cuatro de cada cinco casos-, con 75 años de edad y otras patologías añadidas (diabetes, arritmias e insuficiencia cardíaca, entre otras).

Para el estudio, se partió de una muestra de datos de 1,16 millones de pacientes en Castilla-La Mancha, posteriormente filtrados y analizados de forma anonimizada entre el 1 de enero y el 10 de mayo con la tecnología EHRead de Savana, implantada ya en una decena de países en Europa y Norteamérica, que utiliza machine learning (aprendizaje automático) y procesamiento del lenguaje natural para la lectura de las anotaciones que miles de profesionales sanitarios recogen cada día en las historias clínicas.

Hospitalización elevada

“Una de las principales preocupaciones que tuvimos cuando aparecieron los primeros casos de covid-19 era conocer cuál iba a ser su impacto en las patologías respiratorias crónicas. Pronto supimos que la gravedad era mayor en hipertensos, diabéticos o con enfermedad cardiovascular. Este estudio supone una de las series más amplias de la literatura médica sobre el impacto de la COVID-19 en pacientes con EPOC utilizando Big data e inteligencia artificial”, explica José Luis Izquierdo Alonso, jefe de Neumología del Hospital de Guadalajara.

Del total de pacientes involucrados en el estudio, algo más de 31 600 padecían EPOC y de ellos 793 resultaron contagiados por el coronavirus. En población sin EPOC y con la COVID-19, la cifra se situó en 13 546. De los resultados se desprende que los enfermos de EPOC muestran tasas más altas de diagnóstico de la COVID-19 (2,51 %) que la población mayor de 40 años sin patología respiratoria (1,16 %).

Sus tasas de hospitalización se sitúan en el 40 % frente a poco más del 31 % y los porcentajes de mortalidad de quienes ingresan en el hospital por la COVID-19 casi se triplican cuando hay EPOC: 9,3 % frente al 3,4 %. En cuanto al perfil del paciente con EPOC más propenso de contagiarse, los datos desvelan que se trata de un varón en el 83 % de los casos, con una media de edad de 75 años frente a los 66 de la población general con coronavirus. Muestran mayor prevalencia de comorbilidad o enfermedades añadidas que quienes solo tienen coronavirus, y fuman con mayor asiduidad. La neumonía fue el diagnóstico más común entre los pacientes con EPOC hospitalizados a causa del coronavirus (59 %). El 19 % presentaba infiltraciones pulmonares sugestivas de neumonía e insuficiencia cardíaca.

“La principal conclusión -resume Izquierdo- es que los pacientes con EPOC tienen el doble de riesgo de contraer la enfermedad y cuando esto ocurre tres veces más posibilidades de fallecer. Esto no debe servir para generar angustia sino para extremar las medidas de autoprotección, especialmente con los contactos, pero sin prescindir de una vida activa, ya que mantener una actividad física regular es muy importante para el control de la enfermedad”.

Controversia sobre inhaladores

Este estudio coincide con una revisión de quince estudios publicada en European Respiratory Review por un equipo de la Universidad británica de Manchester que corrobora que tener EPOC supone un mayor riesgo de contagio de la COVID-19, así como peores resultados clínicos, incluida una tasa de mayor mortalidad.

Según ese análisis, entre los mecanismos que aumentan la susceptibilidad a la infección de SARS-CoV-2 en el caso de pacientes con EPOC figura el aumento de la expresión de ECA2 pulmonar, el receptor que permite la entrada del SARS-CoV-2 en las células y que, por lo tanto, hace más susceptibles a estos pacientes. A este se suma que tienen una defensa antiviral reducida, células endoteliales disfuncionales y aumento de la coagulopatía, que pueden empeorar el curso clínico de la COVID-19.

Con respecto al debate sobre si el uso de los corticosteroides inhalados, empleados para el control de la EPOC, podrían protegerles de la COVID-19, la revisión no ha obtenido una respuesta clara: “No hay evidencia de que protejan frente a la covid-19 ni de que estén asociados a peores resultados clínicos”. Por un lado, reducen la replicación del SARS-CoV-2 y la expresión de ECA2, mediante la disminución de la producción de interferón 1, pero, por otra parte, este descenso de interferón 1 se ha asociado a que tengan afectadas las defensas, en particular las células T”.

En cuanto a los resultados clínicos de la COVID-19 en pacientes con EPOC, la revisión de estudios de cohortes no ha demostrado que sean más o menos susceptibles de contraer la infección, pero sí que tienen un mayor riesgo de sufrir peores resultados, que incluyen la necesidad de ventilación mecánica, y mayor mortalidad, si bien dada la diversidad de estudios analizados, las tasas de fatalidad varían de forma muy llamativa entre el 1 % y el 62 %.

Aun así, un metanálisis de 11 series de casos de China y Estados Unidos halló un aumento del riesgo del 88 % entre los pacientes con EPOC infectados de requerir un ingreso en UCI o de morir por la COVID-19. El estudio con la mayor cohorte, de 13 442 pacientes atendidos en urgencias en Nueva York, encontró un riesgo aumentado de hospitalización del 1,77 y una tendencia hacia una mayor mortalidad, cifrada en un riesgo relativo de 1,08.

Otro estudio italiano, de una cohorte de 1 044 pacientes hospitalizados con EPOC, detectó que tenían un riesgo aumentado y significativo de fracaso respiratorio grave, cifrado en un riesgo relativo de 1,17. Y en España, un estudio de una cohorte longitudinal halló que presentan un 70 % más riesgo de fallecer.

Según José Luis López Campos, neumólogo y coordinador del Área EPOC de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ), “la EPOC es una enfermedad que suele presentarse en pacientes que tienen otras comorbilidades. Edad y comorbilidades son dos factores que por sí solos predisponen a la covid-19 y a padecerla de forma más grave. Además, ahora tenemos evidencia de que la EPOC también puede conducir a una evolución clínica de mayor gravedad. Por eso, debemos poner el foco en que estos pacientes sigan las recomendaciones preventivas frente a la pandemia”.

Vivir con nuevos aires

Dentro de las numerosas iniciativas puestas en marcha con motivo del Día Mundial de la EPOC, destaca la campaña #ParaVivirConAire, que, a través de las experiencias de pacientes, quiere trasladar a la población cómo viven su enfermedad. Es fruto de la colaboración entre la Federación Española de Pacientes Alérgicos y con Enfermedades Respiratorias (Fenaer) y la compañía AstraZeneca y su objetivo es aumentar la concienciación de una enfermedad tan desconocida que casi ocho de cada diez pacientes no están diagnosticados. Se estima que el 10% de la población española mayor de 40 años tendría EPOC, y que entre un 75 % y un 80 % de los pacientes no estarían diagnosticados.

La campaña se apoya en historias gráficas y vídeos con los testimonios de pacientes y de profesionales sanitarios, que explican sus esfuerzos diarios por llevar una vida mejor. En ella el psiquiatra Luis Gutiérrez Rojas hace hincapié en las repercusiones psicológicas de la EPOC, una faceta muy desconocida pues se estima que más de uno de cada cuatro experimenta síntomas de ansiedad y depresión.

Mariano Pastor Sanz, presidente de Fenaer, incide en la necesidad de una mayor visibilidad: “El paciente con EPOC a menudo se siente muy solo y lo que necesita es un abordaje integral que incluya no solo los tratamientos farmacológicos, sino también la rehabilitación pulmonar y el apoyo psicológico”.

En esta línea, Ana Pérez, directora médica y de Asuntos Regulatorios de AstraZeneca, explica que iniciativas como #ParaVivirConAire son el mejor ejemplo de “nuestro compromiso con la sociedad y, más específicamente, con los pacientes que sufren EPOC. En AstraZeneca, contamos también con la campaña EnEPOCElCeroCuenta, con información útil sobre la enfermedad y consejos prácticos para llevar una vida activa y huir del sedentarismo”.

Para lograr ese abordaje integral, es fundamental cuidar no solo de su salud física, sino también de la mental. Gutiérrez Rojas, psiquiatra de la Unidad de Hospitalización en Salud Mental del Hospital Clínico San Cecilio, de Granada, destaca que cualquier tipo de enfermedad crónica como la EPOC genera “un cierto sentido de frustración que, en el caso de esta patología, se suma a la culpabilidad por su relación con el tabaco. Los estudios apuntan que uno de cada cuatro pacientes con EPOC va a sufrir ansiedad o depresión”. Por eso, “es fundamental trabajar para dotar al paciente de herramientas que le permitan convivir con la enfermedad de la mejor manera posible y evitar sus efectos psicológicos. Cuando un paciente está bien asesorado puede afrontar la enfermedad de forma más sana, incluso en tiempos de pandemia”.

José Luis Izquierdo Alonso, profesor titular de Medicina de la Universidad de Alcalá y jefe de Neumología del Hospital de Guadalajara, añade que “una buena salud mental va a permitir que colabore mejor en los programas de rehabilitación y actividad física y aumente la adhesión a los tratamientos”.

En el contexto actual de la pandemia, en el que, según el Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), el 22 % de los pacientes fallecidos por la COVID-19 en España sufrían EPOC, el presidente de Fenaer indica que una encuesta realizada por su federación reveló que, durante la primera ola de la pandemia, “casi el 50% de los pacientes que habían visto sus consultas canceladas seguían aún pendientes de una nueva fecha. Hay pacientes que pueden estar un año y medio sin visitar al especialista, con los consiguientes riesgos sobre el control de su enfermedad”.

noviembre 19/2020 (Diario Médico)

El bacilo de la tuberculosis reprograma y deteriora la inmunidad innata

2020-11-20 4:04 AM

El hallazgo permitirá avanzar en el desarrollo de vacunas contra una infección que causa la muerte de 1,4 millones de personas al año.

Bacteria de la TuberculosisJoaquín Sanz, investigador Ramón y Cajal en el Instituto de Biocomputación y Física de sistemas complejos (BIFI) de la Universidad de Zaragoza, ha colaborado en el descubrimiento de un nuevo mecanismo inmunológico que el bacilo Mycobacterium tuberculosis (Mtb) -patógeno causante de la tuberculosis (TB)- utiliza para reprogramar en su favor la generación de células inmunitarias en la médula ósea durante la infección.

El estudio es fruto de una colaboración entre científicos canadienses, estadounidenses, portugueses y españoles, ha estado coordinado por Maziar Divangahi, inmunólogo de la Universidad McGill, y Luis Barreiro, genetista de la Universidad de Chicago, y se ha publicado en la revista Cell.

En el artículo se describe por vez primera cómo, tras una infección por Mtb, el patógeno alcanza la médula ósea del huésped para modificar el proceso de diferenciación de las células madre ahí presentes en células sanguíneas maduras. Como resultado, la frecuencia y capacidad bactericida de las células del sistema inmunológico innato que ahí se producen se ve mermada, lo que facilita posteriores infecciones.

Dos años antes, el mismo equipo había demostrado que la exposición de las células madre de la médula ósea a la vacuna antituberculosa BCG reprograma estas células para generar una inmunidad innata mejorada contra la TB. Dichos resultados, también publicados en Cell en 2018, planteaban una cuestión clara: si la exposición de la médula a una micobacteria atenuada como es la vacuna BCG implicaba un efecto beneficioso para el huésped, ¿cuál sería el resultado de exponer la médula a una forma virulenta del patógeno? 

Primera línea de defensa

Esta pregunta se responde en el nuevo estudio, donde, utilizando el ratón como modelo de la enfermedad, el equipo demuestra que, en una etapa temprana de la infección, las bacterias se trasladan de los pulmones a la médula y reprograman las células madre para deteriorar la inmunidad innata del huésped. Esto compromete la capacidad bactericida de estas células del sistema inmune innato, que constituyen la primera línea de defensa de nuestro organismo ante subsiguientes infecciones.

El estudio subraya la importancia de las interacciones que se dan en la médula entre células madre del sistema inmune innato y microorganismos, y delinea las condiciones para que éstas generen efectos beneficiosos o perjudiciales para el huésped.

Debido a la dificultad para conseguir vacunas eficaces contra la tuberculosis, múltiples enfoques se investigan simultáneamente para luchar contra esta vieja enfermedad. En este contexto, la utilización de la inmunidad entrenada del sistema inmune innato, el cual se creía ajeno a cualquier posibilidad de entrenamiento o adquisición de memoria hasta hace poco, constituye un recurso novedoso y prometedor que el equipo detrás de este estudio está explorando.

Contra otros patógenos

La principal razón de ello es que la inmunidad entrenada tiene efectos beneficiosos no específicos, válidos contra todo tipo de patógenos, incluyendo ciertos virus respiratorios. Esta es la hipótesis fundamental detrás de varios ensayos clínicos que se encuentran en desarrollo en varios países, incluida España, representada por el instituto barcelonés Germans Trias, para determinar si la vacuna antituberculosa BCG puede mejorar el sistema inmunológico innato, no contra el propio Mtb, sino también contra el SARS-CoV-2.

Aunque el campo de la inmunidad entrenada se encuentra en su infancia, estudios multidisciplinares como este, destinado a identificar los factores asociados a inmunidad entrenada en contraposición a los que aumentan la susceptibilidad del huésped son esenciales para la consecución de tales logros.

noviembre 19/2020 (Diario Médico)

Desvelado el mecanismo que deshace los nudos de las moléculas de ADN

2020-11-20 4:03 AM

Un equipo del laboratorio de Topología del ADN (ácido desoxirribonucleico), del Instituto de Biología Molecular de Barcelona  (IBMB), del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), en conjunto (IBMB-CSIC), ha descubierto cómo se eliminan los nudos en las largas moléculas de ADN que constituyen los cromosomas. El estudio, publicado en The Embo Journal, muestra que es la acción coordinada de dos enzimas la que localiza y disuelve los nudos mediante cortes transitorios.

ADN nudosEliminar los nudos del ADN cuando se empaqueta en cromosomas es clave para garantizar la actividad y estabilidad genética. La presencia de nudos bloquea el avance las polimerasas de ARN y, por tanto, impide la expresión de los genes. La presencia de nudos impide también que los cromosomas se separen correctamente una vez se ha replicado su ADN, lo que hace inviable la división celular.

La presencia de nudos es habitual en las larguísimas cadenas de ADN, que se empaquetan en cromosomas dentro de las células. Se ha calculado que, si se extendiera, el ADN de cada célula cubriría 2 metros de longitud. Estas cadenas contienen toda la información genética que regula la fisiología de los seres vivos. Por ello es crucial garantizar su estabilidad.

“Estos nudos pueden ser muy dañinos para la actividad y estabilidad genética, pero se sabe que existen mecanismos que minimizan el grado de anudamiento del ADN para permitir una correcta conformación y dinámica de los cromosomas”, explica el investigador Joaquim Roca, principal autor del estudio y director del laboratorio de Topología del ADN del IBMB-CSIC.

“Hemos descubierto que uno de estos mecanismos es la actividad coordinada de dos complejos macro-enzimáticos que están presentes en todo tipo de células y bacterias: la condensina y la topoisomerasa tipo-2”, detalla.

“Se sabía desde hace años que la topoisomerasa tipo-2 puede hacer y deshacer nudos en el ADN. Sin embargo, se desconocía de qué forma esta enzima era capaz de encontrar y eliminar tales nudos, puesto que las moléculas de ADN son muy largas y se encuentran muy replegadas en el minúsculo espacio del núcleo celular”, explica Roca, investigador principal del grupo.

Eso es lo que hace la condensina, que se desplaza a lo largo de las cadenas ADN para localizar y tensar los nudos. Posteriormente, la enzima topoisomerasa tipo-2 disuelve esos nudos mediante cortes transitorios en las cadenas de ADN. Este mecanismo para desanudar el ADN es fundamental para la estabilidad estructural de los cromosomas y la correcta expresión de los genes. “Parece una misión imposible, pues es como manejar un fino hilo de varios kilómetros de longitud y deshacerle todos los nudos sin sacarlo de nuestro bolsillo”, añade Roca.

“Hemos observado que, para eliminar los nudos de ADN en los cromosomas, la topoisomerasa necesita de la actividad de la condensina. En cambio, sin la condensina, la topoisomerasa produce aún más nudos y pone en riesgo la estabilidad del genoma”, cuenta Silvia Dyson, primera autora del artículo.

La condensina es un macro-complejo formado por 5 proteínas necesario para condensar y segregar correctamente los cromosomas durante la división celular. Sin embargo, la condensina se encuentra también en las células que no se dividen y su función aquí era desconocida. Recientemente se ha observado que la condensina es capaz de desplazarse a lo largo del ADN a gran velocidad y hacerlo sin abandonar su punto de partida. Como resultado, la condensina forma lazos de ADN que crecen progresivamente de tamaño, lo que permite plegar el ADN de un modo ordenado. Pero esta formación de lazos también conlleva que la condensina empuje y comprima todos los nudos que encuentra en su camino.

La topoisomerasa tipo-2 disuelve los entrecruzamientos del ADN

La topoisomerasa tipo-2 es otra enzima fascinante, dicen los científicos, ya que tiene la capacidad de pasar un segmento de ADN a través del corte transitorio que produce en otro segmento. En consecuencia, este enzima disuelve los entrecruzamientos del ADN tal como haría un mago al separar dos aros de metal. La topoisomerasa puede así disolver rápidamente nudos de ADN.

Sin embargo, cuando consideramos las largas moléculas del ADN replegadas en el núcleo celular, la topoisomerasa no puede saber si está anudando o desanudando el ADN cuando pasa un segmento a través de otro. Necesita un mecanismo que le permita encontrar los nudos. Este mecanismo lo proporciona la condensina, que al comprimir los nudos los hace visibles para la topoisomerasa.

“La condensina y la topoisomerasa tipo-2 pueden considerarse como dos auténticos nano-robots que aparecieron muy pronto en la evolución de la vida, cuando la longitud de las moléculas del ADN aumentó significativamente. La correcta coordinación entre estas dos maquinarias, para deshacer los nudos del ADN sigue siendo hoy esencial y uno de los talones de Aquiles para la viabilidad de cualquier célula”, concluye Roca.

noviembre 19/2020 (Dicyt)

Identificada una nueva ruta biológica que determina la cantidad de músculo que podemos desarrollar

2020-11-20 4:02 AM

Investigadores del Centro de Investigación del Cáncer y el Centro de Investigación Biomédica en Red de Cáncer (CIBERONC), dirigidos por Xosé Bustelo, han descubierto una nueva ruta de señalización regulada por la molécula VAV2 que juega papeles críticos en la regulación de la masa muscular.

MENOR Y MAYOR MASA MUSCULARUn trabajo que acaba de publicarse en la revista Nature Communications, identificada una nueva ruta biológica que determina la cantidad de músculo que podemos desarrollar. El estudio ha sido coordinado por Xosé Bustelo investigador del Centro de Investigación del Cáncer (CIC, centro mixto del CSIC y de la Universidad de Salamanca) y jefe de grupo del CIBER de Cáncer (CIBERONC). Además de sus funciones asociadas a ejecutar los movimientos de nuestro cuerpo y la realización de acciones de fuerza, nuestros músculos juegan un papel fundamental en el equilibrio metabólico de nuestro cuerpo.

El desarrollo de la cantidad adecuada de músculo viene determinado por unos mensajeros de nuestro cuerpo muy especializados, denominados científicamente como hormonas, que pertenecen a la familia de la insulina. Estas hormonas dan órdenes para que se favorezca tanto la formación de nuevo músculo como el aumento de la masa muscular a lo largo del tiempo. Debido a ello, cambios en estos mensajeros o sus vías de señalización pueden determinar el crecimiento anormal del músculo, su reducción o atrofia. A pesar de ello, todavía desconocemos mucho sobre los procesos biológicos que están detrás de la generación de un “Popeye” musculoso o una “Olivia” con muy poco músculo.

En el trabajo presente los investigadores han descubierto una nueva ruta de señalización regulada por la molécula VAV2 que juega papeles críticos en la regulación de la masa muscular. Para realizar este hallazgo, el grupo de investigación generó dos tipos de ratones modificados genéticamente que alteraban la actividad biológica de VAV2. “Con el primer modelo experimental, que expresaba una forma activada de VAV2, vimos que el ratón desarrollaba una gran cantidad de masa muscular. En cambio, el segundo tipo de ratón, el cual expresaba una forma poco activa de VAV2, presentaba una masa muscular muy reducida. Esto nos indicó de forma clara que esta molécula tenía que ejercer un papel crucial en la determinación de la masa molecular de nuestro organismo”, señala Xosé Bustelo, el líder científico de los grupos de investigación que llevaron a cabo este trabajo.

“Los estudios posteriores nos revelaron que la función de VAV2 era la de favorecer la acción de la insulina y hormonas relacionadas en el interior de las células del músculo. Esto, a su vez, nos llevó tras varios años de trabajo a descubrir el mecanismo específico por el cual ejercía dicha función”, añade Sonia Rodríguez Fernández, la científica que firma como primera autora en este trabajo. “VAV2 parece funcionar, por tanto, como las espinacas de Popeye: cuando está muy activado contribuye a desarrollar mucho músculo y, cuando está poco activo, hace que disminuya la masa muscular”, añade Rodríguez Fernández.

Los investigadores también pudieron ver que los ratones que poseían mayor masa muscular mostraban unas características más sanas y, cuando se les añadía una dieta rica en grasa, no desarrollaban obesidad. Por el contrario, los ratones que poseían menos músculo debido a una baja actividad de VAV2 se convertían en obesos de forma espontánea y, cuando se les añadía una dieta rica en grasa, engordaban mucho más que los animales control. Y, asociado a ello, desarrollaban problemas típicamente vinculados con la obesidad como son, por ejemplo, la diabetes y el síndrome metabólico. “Estos datos nos recuerdan el papel fundamental que tiene el músculo para mantener un equilibrio metabólico adecuado a largo plazo en nuestro organismo”, indica Xosé Bustelo. “También indican que estar delgado es obviamente beneficioso para mantener nuestra salud, pero eso no es así si la pérdida de peso se hace a expensas de perder masa muscular”, indica Sonia Rodríguez Fernández.

noviembre 19/2020 (Dicyt)

Un estudio nanoscópico del hipocampo humano consigue descifrar la organización de sus conexiones neuronales

2020-11-20 4:01 AM

Un equipo internacional ha registrado casi 25 000 conexiones (sinapsis) entre neuronas para comprender el funcionamiento del hipocampo, una región del cerebro fundamental en la memoria o el aprendizaje.

hipocampoUn equipo internacional, liderado por investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), ha reconstruido las conexiones neuronales del hipocampo en tres dimensiones. El análisis de cerca de 25 000 conexiones entre células nerviosas permitirá comprender mejor el funcionamiento del hipocampo. Esta región del cerebro es fundamental para entender tanto cómo gestionamos la memoria, el aprendizaje y la orientación espacial como su involucración en el inicio de la enfermedad de Alzheimer y de la epilepsia del lóbulo temporal (la forma más común de epilepsia farmacorresistente).

En el cerebro humano existen millones de neuronas y cada una de ellas, a su vez, forma miles de conexiones o sinapsis con otras neuronas. Esto significa que hay billones de sinapsis en el cerebro que permiten que la información se transmita. Sin embargo, estudiar las conexiones de las neuronas es una labor compleja, debido a que solo se puede realizar mediante microscopia electrónica y debido a la escasa disponibilidad de tejido cerebral humano adecuado para su estudio.

“El hipocampo humano se compone de varias regiones conectadas entre sí, entre las que se encuentran el subículo, CA1, CA2, CA3 y el giro dentado. El presente trabajo se ha centrado en el estudio de las conexiones neuronales en CA1. Esta es la primera región del hipocampo humano que se estudia a nivel nanoscópico. Se desconoce la organización de las sinapsis en el resto de regiones”, explica Javier DeFelipe, neurobiólogo del Instituto Cajal (CSIC).

La investigación ha logrado realizar la primera descripción detallada de la organización sináptica del hipocampo humano. Un avance que ha permitido observar como las sinapsis están agrupadas de forma más compacta en unas capas del hipocampo que en otras. En cuanto a su tipología, el estudio ha desvelado que la mayoría de las sinapsis son excitadoras, es decir, son conexiones que a través de señales eléctricas generan un potencial de acción, conocido como impulso nervioso, que activa a la siguiente neurona.

Otra característica que los investigadores observaron de las conexiones entre neuronas es que se establecen principalmente con “espinas” dendríticas. Estas estructuras microscópicas, descubiertas por el premio Nobel Santiago Ramón y Cajal, son pequeñas protuberancias o “espinas” que se encuentran en el árbol dendrítico de ciertas neuronas.

La información obtenida a partir del análisis del hipocampo permitirá avanzar en el modelado computacional que trata de simular la actividad del cerebro humano de manera virtual. Todo ello podrá ser aplicado para comprender mejor cómo el cerebro gestiona la memoria, el aprendizaje y la orientación espacial; y cómo se ve afectado por patologías como la epilepsia o la enfermedad de Alzheimer.

Las dificultades para estudiar el cerebro humano

El estudio de las conexiones entre las neuronas presenta una gran complejidad, ya que las sinapsis solo se pueden visualizar utilizando microscopios electrónicos. En este estudio se ha utilizado un nuevo tipo de microscopio electrónico que permite hacer reconstrucciones 3D de las sinapsis del cerebro. Posteriormente, las imágenes nanoscópicas se analizan mediante la aplicación de un software desarrollado por científicos del proyecto Cajal Blue Brain, del que también forma parte los autores de este trabajo. “Utilizando microscopios electrónicos de última generación y el programa informático EspINA se consigue la reconstrucción de las sinapsis en 3D”, añade.

Tradicionalmente se han realizado investigaciones sobre la actividad del cerebro en animales, pero ello plantea el problema de cómo extrapolar los resultados al ser humano de forma fiable. Este obstáculo ha convertido la necesidad de observar el cerebro humano de manera directa en uno de los grandes objetivos de la neurociencia. Ante este reto, un obstáculo es la escasa disponibilidad de tejido cerebral humano adecuado para el estudio de la sinapsis. En ocasiones, el tejido cerebral donado tras la muerte del individuo (tejido postmortem) puede emplearse en estudios a escala nanoscópica. Sin embargo, para que ello ocurra, es necesario que el tiempo transcurrido entre el fallecimiento de la persona y la extracción del cerebro sea inferior a cuatro horas.

En el ámbito de la investigación, las donaciones son fundamentales para entender el funcionamiento de las sinapsis en un cerebro sano y sus posibles alteraciones en un cerebro afectado por enfermedades neurológicas.

“Conocer la organización de las sinapsis en el hipocampo humano normal es fundamental para poder entender qué alteraciones existen en las conexiones de las neuronas en patologías como la epilepsia y la enfermedad de Alzheimer, en las que el hipocampo es una de las regiones cerebrales que se encuentra severamente afectada”, concluye.

noviemre 19/2020 (Dicyt)

Sanidad advierte de los riesgos de fumar cigarrillos electrónicos

2020-11-19 4:06 AM

Un informe, realizado por el Ministerio de Sanidad y las comunidades autónomas, muestra el aumento del consumo de cigarrillos electrónicos entre los más jóvenes y sus efectos sobre la salud a corto y largo plazo. El documento revela que no existe evidencia sólida de que estos dispositivos sean útiles para abandonar el tabaquismo.

cigarrillos-electronicosEl Ministerio de Sanidad, a través de la Comisión de Salud Pública del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS), ha aprobado un informe, donde advierte de los riesgos de fumar cigarrillos electrónicos. Según destaca el documento, el aerosol del cigarrillo electrónico contiene sustancias carcinogénicas, lo cual supone un riesgo a largo plazo en su consumo y exposición.

También se advierte de diferentes efectos sobre la salud a corto plazo, como la enfermedad descrita como EVALI (lesiones pulmonares asociadas al vapeo) en Estados Unidos.

El aerosol del cigarrillo electrónico contiene sustancias carcinogénicas, lo cual supone un riesgo a largo plazo en su consumo y exposición

Además, la evidencia científica de los últimos años desacredita la idea basada en un artículo de 2014 que sugería que los cigarrillos electrónicos tienen un 80 % menos de riesgo que el tabaco tradicional.

El informe destaca que no existe una evidencia sólida de que los cigarrillos electrónicos tengan utilidad como herramientas para abandonar el tabaquismo. Por el contrario, aparecen cada día más pruebas de la toxicidad a corto y largo plazo de estos dispositivos, pudiendo potencialmente contribuir al mantenimiento o iniciación de la adicción a la nicotina

Consumo creciente entre los jóvenes

El documento recoge los resultados de las últimas encuestas, que muestran que la mitad de los estudiantes de secundaria ha probado en alguna ocasión los cigarrillos electrónicos. El incremento de su consumo en adolescentes y jóvenes se debe a la baja percepción de riesgo que tienen frente a ellos. “Constituyen la puerta de entrada a la adicción a la nicotina y al tabaquismo”, afirma Sanidad.

La mitad de los estudiantes de secundaria ha probado en alguna ocasión los cigarrillos electrónicos

Por ello, el informe concluye que se debe avanzar “en la regulación de este tipo de productos para limitar el acceso de los jóvenes, y evitar el efecto pernicioso de su publicidad y promoción”.

El trabajo ha tenido en cuenta el reciente informe del Scientific Committee on Health, Environmental and Emerging Risks (SCHEER) de la Comisión Europea sobre cigarrillos electrónicos, además del posicionamiento y las publicaciones de las diferentes sociedades científicas, tanto nacionales como europeas, del Comité Nacional para Prevención del Tabaquismo (CNPT), de la Organización Mundial de la Salud OMS) y de diferentes autoridades e instituciones sanitarias.

noviembre 18/2020 (SINC)

Una nueva investigación detalla cómo se produce la saliva

2020-11-19 4:05 AM

Una nueva investigación detalla cómo se produce la saliva. Concretamente revela los detalles de cómo las glándulas salivales producen colectivamente la constelación de proteínas que se encuentran en la saliva, lo que abre la puerta a importantes investigaciones médicas, según publican los investigadores en la revista Cell Reports.

salivaLa investigación rastrea estas proteínas vitales hasta su origen, mostrando qué proteínas son producidas por cada uno de los tres tipos principales de glándulas salivales humanas y cómo las células individuales dentro de una sola glándula pueden secretar diferentes proteínas.

El proyecto también identifica proteínas en la boca que parecen provenir del exterior de las glándulas salivales, de lugares como tejidos epiteliales o plasma sanguíneo.

“La saliva es importante para saborear, para digerir, para tragar, para defendernos de los patógenos que constantemente inhalamos y consumimos. Las proteínas de nuestra boca forman un ejército, por así decirlo, que trabaja constantemente para protegernos. Antes de esto, los científicos tenían una idea de las proteínas que se encuentran en la boca, pero no teníamos una idea completa de su procedencia. Estamos abordando esta brecha”, explica Omer Gokcumen, profesor asociado de ciencias biológicas en el College of Arts and Sciences de la Universidad de Buffalo, en Estados Unidos.

“Desde una perspectiva biomédica, nuestra investigación abre la puerta a más estudios sobre las funciones de la saliva y las glándulas salivales, y el uso de la saliva como líquido de diagnóstico ya que toma una instantánea de cómo deberían funcionar las glándulas salivales sanas y de desviaciones de este la expectativa puede indicar una enfermedad”, señala Stefan Ruhl, profesor de biología oral en la Facultad de Medicina Dental de la UB.

La primera autora del estudio es Marie Saitou, investigadora titular en biociencias en la Universidad Noruega de Ciencias de la Vida y exinvestigadora postdoctoral en la Universidad de Chicago y la UB. Saitou, Gokcumen y Ruhl dirigieron el estudio con Sarah Knox, profesora asociada de biología celular y tisular en la Facultad de Odontología de la Universidad de California, San Francisco (UCSF).

Para explicar cómo nuestros cuerpos producen saliva, los científicos primero buscaron comprender qué proteínas son producidas por cada tipo principal de glándula salival: las glándulas parótidas, submandibulares y sublinguales (los humanos tienen un par de cada una).

Para hacer esto, el equipo utilizó un método llamado transcriptómica para medir la actividad genética en cada tipo de glándula. La actividad genética proporciona información sobre la producción de proteínas, porque cada gen proporciona instrucciones para producir una proteína específica.

Este esfuerzo permitió a los científicos comprender las proteínas que genera cada glándula y cómo las glándulas se diferencian entre sí en términos de lo que producen.

Por ejemplo, el estudio encuentra que las glándulas parótidas y submandibulares crean mucha amilasa salival, una enzima que ayuda a digerir el almidón, mientras que la glándula sublingual no produce casi nada. Mientras tanto, la glándula sublingual produce cantidades relativamente grandes de ciertas transferasas de GalNAc, una familia de enzimas que es importante para iniciar un proceso llamado O-glicosilación que une un azúcar a ciertas proteínas de mucina salival. Y wstos son solo un par de ejemplos.

“Mostramos cómo las acciones de diferentes glándulas ayudan colectivamente a producir un fluido corporal complejo: nuestra saliva”, dice Saitou.

“Nuestro trabajo revela que incluso un tipo de glándula en sí no es homogéneo: las células acinares productoras de saliva, que alguna vez se pensó que producían las mismas proteínas y, por lo tanto, eran las mismas células, en realidad sintetizan distintas proteínas de la saliva, lo que indica un nuevo nivel de diversidad celular”, añade Knox.

Gokcumen destaca que la investigación es un paso hacia la comprensión de la inmensa complejidad de la saliva. Más allá de analizar los orígenes de las proteínas producidas por las glándulas salivales, el equipo también concluyó que algunas proteínas que se encuentran a la deriva en la saliva probablemente no se originan en las glándulas salivales, y que algunas proteínas importantes que ayudan a regular la expresión genética son predominantemente activas en las glándulas salivales, pero no en una letanía de otros tejidos.

“Las proteínas salivales son una puerta de entrada a nuestro cuerpo, recuerda Gokcumen. Cuando no funcionan correctamente, sufrimos. Nuestro trabajo nos acerca un paso más a comprender sus complejos orígenes y la intrincada interacción entre ellos”.

“Las aplicaciones de diagnóstico de la saliva, tan deseadas durante mucho tiempo, para monitorear el bienestar sistémico y la enfermedad, necesitarán medir las diferencias cuantitativas de los biomarcadores en la saliva , apostilla Ruhl. Un obstáculo que siempre obstaculizaba el progreso en este campo era que no sabíamos exactamente qué proteínas producían intrínsecamente las glándulas salivales y qué proteínas se difundían en la saliva a partir de la fuga de tejido circundante”.

“Además, carecíamos de una línea de base confiable, un estándar, de sí lo hará, eso nos indica cuáles son los valores normales y saludables para los componentes de las proteínas en la saliva, añade-. Nuestro estudio ayuda a resolver estos conflictos, proporcionando información que espero que impulse las aplicaciones de diagnóstico salival”.

noviembre 18/2020 (Europa Press) Tomado de la Selección Temática sobre Medicina de Prensa Latina. Copyright 2019. Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

 
 
 
 
Otros Proveedores
Clínica Central Cira García
IPK (Instituto de Medicina Tropical)
Instituto Nacional de Oncológica y Radiobiologia
CIREN(Centro Internacional de Restauración Neurológica).
Centro Internacional de Salud La Pradera
Centro de Histoterapia Placentaria
Hospital Ortopédico Frank País
Centro Internacional de Retinosis Pigmentaria CamiloCienfuegos